miércoles, 9 de julio de 2014

EL CABALLERO D´EON O EL ESPÍA AMBIGUO


"El conocimiento sobre las disposiciones del enemigo sólo pueden ser obtenidas a través de otros hombres"  es una de las afirmaciones recogidas en uno de los libros de estrategia militar más célebres de todos los tiempos, "El arte de la guerra", del general y filósofo chino Sun Tzu (544 a.C- 496 a.C), en la que ya ponía de relieve uno de los elementos claves para obtener la victoria en la guerra y sacar ventaja en la paz , el espionaje. Y aunque siempre se han utilizado espías de una u otra forma, fueron españoles e ingleses durante el siglo XVI los primeros en crear sus redes de espías utilizando para ello a sus cuerpos diplomáticos, pues los embajadores eran tanto una forma de estar representados en otro país como, sobre todo, un medio para estar al tanto de lo que sucedía en otras cortes europeas. Cuando en el siglo XVII Francia comienza a despuntar como nueva potencia dominante en Europa también  prestará su atención a la creación de una red de espionaje. Durante el reinado del rey de Francia  Luis XIII(1601-1643) el verdadero poder se encontraba en manos de su primer ministro, Armand Jean du Plessis, al que seguro que conocéis mejor por su cargo eclesiástico, el Cardenal Richeliu (1585-1642), el mismo que desempeñaría el papel de villano maquiavélico en "Los tres mosqueteros" del escritor francés Alejandro Dumas (1802-1870). Enemigo acérrimo del Imperio español gobernado entonces por Felipe IV (1605-1665), impulsó la creación de un imperio colonial francés al tiempo que se ocupaba de dirigir a Francia en la cruenta Guerra de los Treinta Años que se prolongaría más allá de su muerte, entre 1618 y 1648. Y para poder llevar a cabo su política con éxito necesitaba algo más vital aún que las tropas, la información .

Y para obtener esa información desarrollaría una auténtica red de espías dirigida por el fraile capuchino François Leclerc du Tremblay(1577-1638) que también sería conocido como Padre José y aún más con el calificativo de "Eminencia Gris" por el color gris del hábito capuchino. Consejero de Richelieu organizó para él un entramado de espías distribuidos por toda Europa cuyos miembros eran los propios monjes capuchinos. ¿Quién iba a desconfiar de un monje? Era la mejor cobertura  para estos pioneros agentes de inteligencia que enviaban informes desde todas las cortes europeas al cardenal Richelieu. El cardenal fallecía en 1642 y le sucedía en el cargo de primer ministro  otro cardenal, en este caso de origen italiano, Jules Mazarin, el cardenal Mazarino (1602-1661). En 1643 fallecía Luis XIII y Francia quedaba bajo la regencia de su esposa, la reina Ana de Austria (1601-1666), durante la minoría de edad de su hijo, el rey Luis XIV(1638-1715), de apenas cinco años de edad. Pero como sucedió durante la época de Richelieu, el verdadero gobernante de Francia es el cardenal Mazarino   que seguirá utilizando la red de espías creada por su antecesor e incorporando a nuevos elementos como los cantantes de ópera conocidos como Castrati, aquellos cantantes que habían sido castrados en su infancia para que conservaran su timbre de voz y que eran auténticas estrellas de la época, con acceso a los círculos más elevados de la aristocracia , pudiendo obtener información privilegiada hasta de boca de los propios monarcas. Uno de los casos más conocidos del uso de los castrati como espías fue el del castrato italiano Atto Melani (1626-1714). 

"La eminencia gris"  realizado en 1873 por el pintor francés Jean-Léon Gérôme (1824-1904) donde podemos ver retratado a la derecha a François Leclerc du Tremblay  leyendo un libro y bajando por las escaleras del Palacio del Cardenal Richelieu mientras todos se inclinan ante él. Fue el organizador de la red de espionaje francés durante la primera mitad del siglo XVII utilizando como agentes tanto al cuerpo diplomático como a los propios monjes capuchinos, la orden a la que pertenecía du Tremblay. Era la mano derecha del cardenal Richelieu y cuando murió en 1638 víctima de un ictus , el cardenal diría desconsolado "pierdo mi consuelo y mi único alivio, mi confidente y mi apoyo" (Imagen procedente de http://es.wikipedia.org )
 

Mazarino fallece en 1661 y para entonces el joven rey Luis XIV tiene ya veintitrés años y será él quien asuma el control del gobierno , modelo de la monarquía absoluta donde todos los poderes están concentrados en el monarca y que llevará a sus enemigos a atribuirle una frase que probablemente nunca pronunció "El estado soy yo", pero aunque no la pronunciará actuó como si lo hubiera hecho. El que sería llamado "Rey Sol" se convertiría en uno de los reyes más importantes en la historia de Francia situando al reino como una de las grandes potencias del siglo XVII y, una vez más, utilizaría las redes de espionaje heredadas de Richelieu y Mazarino. Pero vamos a seguir avanzando  porque nuestro protagonista viviría durante el reinado del sucesor de Luis XIV, su bisnieto Luis XV (1715-1774), un recién nacido cuando falleció su bisabuelo  y rey. Cuando llegó a la edad adulta se preocupó de crear su propio servicio de espionaje que sería conocido como  el Secreto del Rey que a diferencia de lo que había sucedido hasta entonces no se valdría de sus sedes diplomáticas, sino que funcionaría como una red paralela  e independiente de tal forma que los embajadores franceses ignoraban quienes eran y las actividades de los integrantes del Secreto del Rey.  que estaba dirigido por el diplomático y aristócrata, el conde  Charles -François de Broglie (1719-1781) y por el intelectual Jean Pierre Tercier (1704-1767) que se mantenían en contacto directo con el monarca y tenían a sus órdenes a un grupo de treinta y dos agentes y entre ellos estaba nuestro protagonista.

El 5 de octubre de 1728 nacía en la localidad francesa de Tonerre el hijo del jurista  Louis d´Éon de Beaumont que fue bautizado nada menos que con cinco nombres Charles -Geneviève-Louis-Auguste-André-Thimothée y sus apellidos d´Éon de Beaumont. Ya en el nombre encontramos la característica que marcaría toda su vida , la ambigüedad., porque de sus seis nombres tres eran masculinos , Charles (Carlos), Louis(Luis) y André (Andrés) y otros tres eran nombre de mujer Geneviêve (Genoveva), Auguste (Augusta) y Thimothée (Timotea), algo cuando menos singular, aunque Charles fue registrado como niño y hasta aquí todo podría quedar como un curioso capricho de sus padres. En su infancia y juventud  destacaba como un brillante estudiante y también por una salud delicada  y una constitución física un tanto frágil. Estudia en París , en el Colegio de las Cuatro Naciones construido tras la muerte del cardenal Mazarino frente al Palacio del Louvre. Con veinte años, en 1748, se gradúa en Derecho , sobresaliendo además en esta época por su habilidad con la esgrima y también por un desinterés llamativo por las mujeres. Con su brillante expediente académico llama  la atención del  Secreto del Rey, que ya sabemos que era el servicio de espionaje creado por Luis XV, y lo reclutan pasando a ser uno de los treinta y dos agentes de este cuerpo de espías. Su primera misión la realiza en 1755 y tendría como objetivo ganarse la confianza de la zarina de Rusia , Isabel I Petrovna (1709-1762), para recabar información sobre las intenciones de la zarina con respecto al trono de Polonia, ocupado en esos momentos por Augusto III (1696-1763) pero ya se estaban movimiento por detrás las potencias europeas para promover a sus propios candidatos a ocupar este trono una vez que se produjera la muerte de Augusto III.

Grabado donde se representa al Caballero d´Éon vestido de mujer haciendo gala de una de sus grandes habilidades, el combate de esgrima  en este caso realizado en 1787 , dos años después de que regresara a Francia y con la obligación de seguir llevando siempre vestimenta femenina (Imagen procedente de http://egotecadelantipatico.blogspot.com.es ) 

Francia tenía su propio candidato , Louis François de Bourbon, Príncipe de Conti(1717-1776), mientras que la zarina también tenía su favorito, Estanislao Poniatowski (1732-1798). Para averiguar los planes de la zarina Charles d´Éon fue enviado a San Petersburgo pero bajo una identidad falsa, la de Lía de Beaumont, es decir, bajo la identidad de una mujer. De esta forma Charles abandonó sus ropas de hombre y viajó a la capital del Imperio Ruso vestido como una mujer y comportándose como tal  con un gran éxito porque  llegó a convertirse en amiga y persona de confianza de la zarina hasta el extremo de levantarse rumores malintencionados sobre el exceso de intimidad entre las dos mujeres. Regresaría a Rusia bajo su identidad femenina en diferentes ocasiones y también cumpliría otras misiones por toda Europa , aunque en ocasiones como mujer y en otras como hombre. A partir de 1762 es enviado a la embajada de Londres donde ocupa el puesto de secretario y es aquí donde su comportamiento se vuelve más excéntrico pues aparecerá en sociedad indistintamente como hombre y como mujer desatando el escándalo en la sociedad inglesa y también que se crucen apuestas cada vez más altas sobre la auténtica identidad sexual de nuestro caballero llegando a sumar cientos de miles de libras.

 Es en la década de 1770 cuando otro célebre espía , escritor y diplomático italiano conoció  a Charles. Seguro que le conocéis , era Giacomo Casanova (1725-1798) , famoso por sus memorias y su fama de conquistador, que sobre nuestro protagonista escribió "Conocí al Caballero d´Éon , que tanto diera que hablar en toda Europa, en la cena  del embajador francés . A pesar de su aspecto burocrático y sus modales masculinos , no me hicieron falta ni quince minutos para darme cuenta de que era una mujer. Su voz era demasiado  recia para ser de castrado y su contorno  en exceso redondeado para hombre. Además era lampiño, si bien eso puede ser un defecto  secundario  en cualquier hombre constituido normalmente en todo lo demás" Sin duda Casanova era un  brillante observador como demostraría en su obra autobiográfica "Historia de mi vida"  pero este no iba a estar entre sus aciertos. Llevado por la curiosidad de los rumores que habían llegado hasta la corte del rey francés Luis XV envió a Inglaterra como representante al dramaturgo  Pierre-Augustin de Beaumarchais (1732-1799), autor de obras tan conocidas como "El barbero de Sevilla" y "Las bodas de Fígaro". Parece que cuando regresó de su misión  Beaumarchais tenía en su poder una declaración firmada por el Caballero d´Éon en el que  confirmaba que era una mujer. A partir de ese momento el rey Luis XV prohibió al Caballero d´Éon que volviera a vestirse como un hombre , si su naturaleza era femenina tendría que vestir y comportarse como tal , es retirado del servicio diplomático y se refieren a ella como Mademoiselle d´Éon (señorita d´Éon). En 1777 regresaba a Francia donde permanecería hasta 1785 cuando se estableció definitivamente en Londres. 

Este retrato es el único que se conoce del Caballero D´Éon  y por  tanto el primer retrato oficial de un travesti a realizado por el pintor francés Jean Laurent Mosniter (1743-1808) y expuesto en la National Portrait Gallery de Londres. No fue ,por supuesto, el primer caso conocido de un travesti pero si el primero que durante años vivió como tal siendo aceptado en la sociedad londinense aunque fuera objeto de apuestas sobre su verdadero sexo.¿Por qué sus padres al nacer le pusieron tres nombres femeninos?¿Por qué  terminó ocultando su verdadero sexo durante los últimos treinta años de su vida? Son preguntas que quedarán sin respuesta pero sólo la muerte desveló el enigma de su auténtica naturaleza (Imagen procedente de http://www.thearttribune.com )

Un año después fallecía Luis XV y le sucedía su nieto Luis XVI (1754-1793) y  nuestro protagonista, al que a estas alturas ya no se como referirme, le solicitó que le permitiera utilizar de nuevo su identidad masculina, petición que fue rechazada por el monarca. Y así fueron pasando los años. Mientras la ahora señorita d´Éon seguía viviendo en Londres, en Francia estallaba en 1789 la Revolución Francesa , cuatro años después Luis XVI y su esposa María Antonieta eran decapitados en la guillotina, en 1804 Napoleón Bonaparte (1769-1821) se convertía en emperador de Francia y en los años siguientes se convertiría en el dueño de buena parte de Europa. Y así llegaba el final de su vida el 21 de mayo de 1810 , pero todavía guardaba una sorpresa . El cirujano londinense que hizo la autopsia del cuerpo de la anciana de ochenta y un años escribió en su informe estas palabras que desvelaban el secreto  que en el pasado había sido el origen de apuestas millonarias "Por la presente certifico que después de haber examinado y diseccionado el cuerpo del Caballero d´Éon en presencia de monsieur  Wilson y del Padre Elíseo he encontrado los órganos masculinos de la generación perfectamente formados  en todos los aspectos. Willmon Streeet, a 23 de mayo de 1810, Thomas Copeland, cirujano" El enigma quedaba desvelado ante la presencia de quince testigos y de esta formaba Charles -Geneviève-Louis-Auguste-André-Thimothée d´Éon  de Beaumont pasaba a la historia como el primer travesti aceptado socialmente aunque nunca sabremos la razón por la que mintió acerca de su sexo y que luego tratara de recuperar su identidad masculina, tal vez porque como se sentía más cómodo era precisamente en esa ambigüedad. 

El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost
Famosos