sábado, 31 de diciembre de 2016

LOS MÉDICI: SEÑORES, BANQUEROS Y MECENAS DE FLORENCIA (SÉPTIMA PARTE)

Vamos a emprender esta séptima y última parte de la historia de la familia Médici como gobernantes de Florencia justo en el momento en que nos quedamos en la anterior entrega tras la muerte el 21 de abril de 1574 de Cosimo I de Médici (1519-1574) , siendo sucedido en el gobierno de Florencia por su hijo  Francisco I de Médici (1541-1587), el mayor de los once hijos que Cosimo había tenido con su esposa Leonor Álvarez de Toledo (1522-1562), aunque en realidad Francisco I ya llevaba las riendas del gobierno en Florencia desde el año 1564 cuando la delicada salud  de su padre hizo que éste delegara en su hijo la mayoría de sus responsabilidades aunque reteniendo para él el título de duque. Vimos también como el 25 de agosto de 1569 el papa Pío V (1504-1572) había concedido a Cosimo I la dignidad de Gran Duque aunque hubo muchas resistencias a éste nombramiento tanto entre los demás gobernantes de los diferentes estados italianos como entre el rey de España Felipe II (1527-1598) o el emperador del Sacro Imperio Maximiliano II (1527-1576) que rechazaban la injerencia del papa en esta cuestión que le era ajena , pues el ducado de Florencia era un feudo del Sacro Imperio y era al emperador al que le correspondía elevar el ducado de Florencia a la condición de Gran Ducado. Fuera como fuese, más de un año y medio después de la muerte de Cosimo I,  el emperador acepta reconocer el título de Gran Duque a Francisco I el 8 de noviembre de 1575 y dos meses después, el 26 de enero de 1576, hacía lo propio el monarca más poderoso de Europa en aquel momento,  el rey de España Felipe II, naciendo así el Gran Ducado de Toscana.  Os decía entonces que el gobierno de Francisco I, en rigor el primer Gran Duque de Toscana reconocido por el emperador, aunque el título ya lo ostentara su padre Cosimo I desde 1569, estaría marcado en lo político por su relación de lealtad hacia el rey de España, y en lo personal por su turbulenta vida familiar.  Vamos  primero con su actividad política 





Francisco de Médici , cuando tenía unos ocho años, con su madre, la española Leonor Álvarez de Toledo, esposa de Cosimo I  de Médici , en un retrato de 1549  del pintor Agnolo di Cosimo "il Bronzino" (1503-1572). El padrino de  Francisco I Médici había sido el propio emperador Carlos V (150-1558) De carácter introvertido tenía más interés en la alquimia que en el gobierno y entre sus obsesiones se encontraba lograr la forma de fabricar porcelana idéntica a la procedente de China , lo que daría como  resultado a mediados de la década de 1670  de la llamada Porcelana Médici cuyos diseños correspondían al principal protegido de Francisco I, el pintor y arquitecto Bernardo Buontalenti (1536-1608). También encargaría a Buontalenti las obras del puerto y la fortificación de Livorno que se convertiría  a partir de entonces en uno de los principales puertos comerciales del Mediterráneo.
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)






Este mapa nos muestra la situación de la península italiana  en el año 1600 y nos valdrá para todo el período histórico que recorreremos en esta séptima  y última parte de la historia de la familia Médici que nos conducirá hasta la muerte del último Gran Duque de Toscana de la familia Médici en 1737. En ese tiempo no habría grandes cambios territoriales. Podemos ver como la antigua República de Siena está integrada en el Gran Ducado de Toscana, que tenía una extensión aproximada de 20.000 kilómetros cuadrados en ésta época,   mientras que en la costa se encontraban los denominados Estado de los Presidios, una serie de ciudades fortalezas que se hallaban bajo soberanía española. España era la gran potencia en Italia a comienzos del siglo XVII, controlando los Reinos de Nápoles, Sicilia y Cerdeña además del ducado de Milán o Milanesado. A medida que avance el siglo XVII España irá  perdiendo influencia en favor de Francia que durante la segunda mitad del siglo XVII, bajo el reinado de Luis XIV (1638-1715) iba a convertirse en la primera potencia europea.    
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org/






Nos cuenta el historiador español Eladio Romero en su "Breve historia de los Médici" , que nos está acompañando a lo largo de todo éste relato,  que fue precisamente la manifiesta intención de apoyar los intereses de España por parte de Francisco I lo que hizo que Felipe II aceptara reconocer su título de Gran Duque de la Toscana. Todavía en vida de Cosimo I,  Francisco había puesto la flota de Florencia al servicio del rey español en 1573  para la conquista de Túnez  en una expedición dirigida por Juan de Austria (hacia 1545-1578) mientras que al frente de las galeras florentinas estaba uno de los hermanos de Francisco I,  Pedro de Médici (1554-1604), un hombre de carácter sombrío y violento que tres años más tarde pudo haber implicado a Florencia en un grave problema diplomático. Pedro se había casado en 1571 con Leonor Álvarez de Toledo (1553-1576) , hija del noble español García Álvarez de Toledo  Osorio (1514-1577),  marqués de Villafranca del Bierzo y príncipe de Montalban (localidad situada en el sur de la Península italiana) . La relación con su esposo fue mala desde el principio, y ambos tuvieron múltiples amantes. No puedo adentrarme demasiado en su historia, un auténtico drama renacentista. Leonor se hizo muy amiga de una de las hermanas de Francisco I,  Isabel de Médici (1542-1576) , casada con otro hombre violento , el condottiero Paolo Giordano Orsini (1541-1585), duque de Bracciano. Ambas mujeres probablemente compartieron confidencias sobre sus desdichados matrimonios y también sobre sus amantes. Ambas destacaron por su dedicación a las obras de caridad y por su labor de mecenazgo Sin embargo también ambas mujeres corrían un grave peligro , pues sus maridos no estaban dispuestos a tolerar sus infidelidades , no por una cuestión de amor o celos, pues no las querían, sino para que no vieran dañado su honor. La tragedia se desencadenó en julio de 1576. El 11 de julio de ese mes Pedro de Médici escribía a su hermano, el gran duque Francisco I , que "Anoche , a las seis horas se produjo un accidente con mi esposa y ella murió. Por lo tanto , Su Alteza esté en paz y me escribe lo que debo hacer , y si debo volver o no" Apenas cinco días más tarde, el 15 de julio,  también moría en otro supuesto accidente  Isabel de Médici. En realidad ambas mujeres habían sido estranguladas por sus maridos. con el beneplácito, o al menos la indulgencia, de Francisco I de Médici, que no castigó a ninguno de ellos. 






Pietro de' Medici - Santi di Tito - 1584-1586.jpg
Pedro de Médici en un retrato realizado hacia 1584 por el pintor  y arquitecto italiano Santi di Tito (1536-1603). Hombre  de temperamento violento y  mujeriego , había sido mimado por su padre  desde la infancia. Con  sólo diecisiete años ya lo había enviado en tareas diplomáticas a Roma y con diecinueve años era el general de la flota del Gran Ducado . Los cronistas de la época lo describen como un hombre arrogante, con tendencia a despilfarrar el dinero y de temperamento violento. Se casó en 1571, con diecisiete años, con Leonor Álvarez de Toledo, con la que tendría en 1573 un hijo , Cosimo de Médici (1573-1576)  que moriría a los tres años de edad justo un mes después de que Pedro asesinara a su esposa en julio de 1576. No recibiría castigo alguno por el asesinato de su esposa y fue enviado a España , donde se pondría al servicio del rey Felipe II durante la guerra por el trono de Portugal. A lo largo de su vida no dejaría de alimentar su reputación de derrochador y su carácter violento , lo que no impidió que volviera a casarse  en 1593 con la noble portuguesa Beatriz de Meneses (1560-1603) con la que no tendría descendencia, lo que no impidió que Pedro siguiera con la que era su amante habitual, Antonia Carvajal, con la que tendría cinco hijos ilegítimos . Durante todos estos años escribiría constantemente a sus hermanos Francisco I y Ferdinando I   para pedir dinero con el que cubrir sus constantes deudas. Su muerte en Madrid el 25 de abril de 1604 supuso un alivio para Ferdinando I
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)




Leonor Álvarez de Toledo(1553-1576) realizado en algún momento entre 1571 y 1576  de atribución incierta, aunque podría tratarse del pintor florentino Alessandro Allori(1535-1607). Aunque era hija de un noble español nació en Florencia y había sido criada bajo la tutela de Cosimo I  y de Isabel de Médici (1542-1576) la hermana mayor del que sería su futuro marido , Pedro de Médici con el que fue prometida cuando Leonor contaba sólo quince años de edad. Los matrimonios de Leonor e Isabel fueron desdichados,ambos con hombres violentos y mujeriegos. En respuesta las dos mujeres serían infieles en repetidas ocasiones lo que finalmente les costaría la vida, muriendo ambas estranguladas por sus maridos con apenas una semana de diferencia en julio de 1576. Leonor fue la primera en ser asesinada el 11 de julio de 1576, asesinato que su esposo calificó de accidente. El 29 de julio  el embajador del ducado de Ferrara en el Gran Ducado de Toscana escribía a su señor, el duque de Ferrara Alfonso II d´Este(1533-1597) acerca de la muerte de la joven Leonor  y de Isabel de Médici
"Le informo a Vuestra Excelencia de la muerte de doña Isabel, de la que yo oí tan pronto como llegué a Bolonia  y que ha disgustado tanto como el de doña Leonor. Ambas damas fueron estranguladas ,una en Cafaggiolo y la otra en Cerreto. Doña Leonor fue estrangulada la noche del martes , después de haber bailado hasta las dos de la tarde. Después de haber ido a la cama fue sorprendida por don Pedro con una correa de perro en el cuello, y después de mucha lucha por salvarse , finalmente expiró. Y el mismo don Pedro lleva el signo, teniendo dos dedos de su mano lesionada por estar mordidos por la dama. Y si él no llega a pedir ayuda a dos desgraciados de Romaña , que afirman haber sido convocados allí precisamente para éste propósito  quizá le habría ido peor. La pobre dama, por lo que podemos entender, hizo una defensa muy fuerte. Como se ha visto junto a la cama se encuentra todo convulsionado y por las voces que se escucharon . Tan pronto como murió fue colocada en un ataúd   preparado a tal efecto para este evento y llevado a Florencia en una litera a las seis de la mañana , acompañada con ocho velas blancas llevadas por seis hermanos y cuatro sacerdotes. Fue enterrada como si fuera una plebeya"  
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)





Lejos de ello,  en 1577 el Gran Duque de Toscana   enviaría a Pedro de Médici a España  , según Eladio Romero "como una muestra de fidelidad a Felipe II, siendo bien acogido en la corte del rey a pesar de haber asesinado a  su esposa española"  El propio Pedro de Médici  tendría una destacada participación  en la guerra por el trono de Portugal. Tras la muerte sin descendencia del rey Enrique I de Portugal (1512-1580), el rey español reclamó su derecho al trono haciendo valer su condición de hijo de Isabel de Portugal (1503-1539), esposa del emperador Carlos V (1500-1558),  y nieto del rey portugués Manuel I el Afortunado (1469-1521), aunque en 1580 llevaría a Felipe II a entrar en Lisboa y proclamarse rey de Portugal, aunque todavía la guerra se prolongaría tres años más contra otro pretendiente al trono portugués, Antonio de Portugal (1531-1595), que tenía el apoyo de Francia. , donde en ese momento reinaba Enrique III de Francia (1551-1589) hijo de una Médici, Catalina de Médici (1519-1589).  Durante la guerra  Francisco i de Médici  apoyó  económicamente a Felipe II , al igual que en la guerra que España mantenía en sus posesiones en Flandes. Escribe Eladio Romero que  "de 1579 a 1583 se realizaron cinco operaciones crediticias  por las que las arcas de España recibieron 1.416.667 escudos" Por desgracia para la economía florentina " No se estableció ningún tipo de garantía ni de interés y Francisco se contentó con la palabra del rey para su devolución"  Eso significó un gran retraso en la devolución y cuando Felipe II moría en 1598 todavía le quedaban por devolver a Florencia más de 300.000  escudos aunque lo que si hizo el rey español  fue conceder a Francisco I la Orden del Toisón de Oro, lo que era más barato que devolver el dinero. Pero ahora volvamos con el Gran  Duque, del que ya veíamos en la entrega anterior que, según el historiador Eladio Romero ,era un "hombre sombrío, menos enérgico que su padre, muy irritable , aficionado a pasatiempos inútiles (caza, pesca, alquimia)  temeroso de su pueblo y , por ello, no demasiado apreciado por los florentinos"   En efecto , el Gran Duque era poco sociable  y muy introvertido, prefiriendo  encerrarse en el laboratorio alquímico que hizo construirse  en los jardines del convento de San Marcos "donde pasaba jornada enteras - nos describe Eladio Romero - entre hornillos y alambiques , intentado fundir cristal de roca o imitar la porcelana china"  






"El laboratorio del alquimista" , obra realizada por el pintor flamenco Jan van der Straet , más conocido como Giovanni Stradanno (1523-1605) Podemos ver a Francisco I de ´Médici sentado a la derecha , sosteniendo una especie de sartén mientras con la otra mano remueve la mezcla que contiene con una cuchara. Aficionado a la alquimia, se hizo construir un laboratorio alquímico en los jardines del convento de San Marcos  donde pasaba gran parte de su tiempo
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)








Alessandro Allori - Portrait of Bianca Cappello.jpg
Bianca Capello,  segunda  esposa de Francisco I de Médici   en un retrato realizado por el pintor florentino Alessandro Allori (1535-1607), Hija del noble veneciano Bartolomeo Cappello (1519-1594)  desde su juventud gozaba de fama por su belleza y elegancia pero su matrimonio contra la voluntad de sus padres con  el banquero florentino Pietro Bonaventuri hizo que tuvieran que abandonar Venecia y establecerse en Florencia donde  Francisco I de Médici cayó rendidamente enamorado de ella. Pietro murió asesinado en 1572  en circunstancias que nunca fueron aclaradas y con la sospecha de que detrás podía hallarse la mano del gran duque de Florencia. Bianca Capello sería primero su amante y después se convertiría en la segunda esposa de Francisco I. Sobre ella escribe Eladio Romero en su obra "Breve historia de los Médici" que
"La veneciana se apoderó  de la voluntad del nuevo duque e intentó aprovecharse de ello para adquirir una mayor influencia en la corte "
Para ello parece que incluso llegó a comprar a un recién nacido para hacerlo pasar por hijo suyo y del gran duque en 1576, aunque todavía no se sabe si en realidad fue una maniobra difamatoria del hermano de Francisco y enemigo de Bianca, el cardenal Ferdinando de Médici, que desde el principio se había opuesto a la relación de su hermano con la veneciana. Fuera como fuese aquel niño recibió el apellido Médici, siendo bautizado como Antonio de Médici (1576-1621) que renunciaría a cualquier reclamación al gran ducado a cambio de una cantidad de dinero y al que el gran duque Ferdinando I encargaría diferentes misiones diplomáticas a o largo de su vida además de nombrarle caballero de la Orden de Malta
     
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)






Ya vimos que había contraído  matrimonio el 25 de diciembre de 1565 con Juana de Habsburgo (1547-1578), hija del emperador del Sacro Imperio Fernando I (1503-1564), pero no fue un matrimonio feliz a pesar de haber tenido ocho hijos en común. Es ahora cuando entra en escena una dama veneciana llamada Bianca Capelli (1548-1587) casada con el banquero florentino Pietro Bonaventuri (fecha desconocida -1572). Pietro y Bianca se casaron en 1564 sin contar con el consentimiento de los padres de Bianca  y el joven matrimonio abandonó Venecia para buscar refugio en Florencia, momento en que se cruzaron los  caminos de Francisco y Bianca.  Francisco se enamoró de Bianca y no dudó en proteger al matrimonio  ante las peticiones de la familia de Bianca de que castigara a Pietro y enviara a Bianca de regreso a Venecia. Pero en éste triángulo amoroso sobraba alguien y en 1572  Pietro fue hallado muerto en las calles de Florencia sin que se sepa quien fue el autor, si la familia de Bianca que deseaba vengarse , algún enemigo personal o tal vez por orden del propio Francisco que quería deshacerse de su incómoda presencia para tener en exclusiva a  Bianca. Fuera como fuese, para disgustos de Juana , la relación con Bianca prosiguió y ésta cada vez ejerció una mayor influencia sobre Francisco. Después de la muerte de Cosimo I  y su ascenso a Gran Duque, el hermano de Francisco, el cardenal Fernando de Médici (1549-1609), que censuraba ésta relación, decide abandonar Florencia y establecerse en Roma . Mientras, Juana de Habsburgo desesperaba porque no daba un hijo varón a su esposo, ya que hasta 1577 sólo había dado a luz niñas, la mayoría de ellas muertas en su infancia:   Leonor de Médici (1566-1611), Romola de Médici (fecha desconocida-1568), Ana de Médici (1569-1584), Isabel de Médici(1571-1572), Lucrecia de Médici (1572-1574) y María de Médici (1573-1642), que en el futuro se convertiría en reina de Francia gracias a su matrimonio con Enrique IV de Francia (1553-1610) Según  Eladio Romero, para asegurar su posición, Bianca Capello "compró un niño recién nacido y anunció a Francisco que era hijo de ambos  por lo que podía convertirse en su sucesor en el trono ducal, aunque el médico que asistió al parto descubrió el engaño y Bianca fue obligada a confesar su engaño ante Francisco" que, sin embargo, no la habría castigado. También señala Eladio Romero que otra versión seria que Bianca tuvo realmente al niño y la historia del engaño habría sido urdida por el cardenal Fernando de Médici, hermano de Francisco I,  para perjudicarla. Al niño, fuera o no de  Bianca, lo que sigue siendo un enigma en esta historia, se le permitió usar el apellido Médici siendo bautizado como Antonio de Médici (1576-1621) pero nunca obtendría reconocimiento como  heredero al trono gran ducal   aunque en 1583  Francisco lo había reconocido como hijo legítimo.






Maria de' Medici Frans Pourbus the Younger (detail).jpg
Retrato de María de Médici como reina de Francia  del pintor flamenco Frans Pourbus el Joven (1569-1622) realizado hacia 1610. Fue la sexta hija de  Francisco I de Médici y su esposa Juana de Austria. Nacida el 26 de abril de 1573  se casaría el 17 de diciembre de 1600 con el rey Enrique IV de Francia (1553-1610), el primer rey de la dinastía Borbón francesa., y fue madre del futuro rey Luis XIII (1601-1643) y abuela de Luis XIV (1638-1715) además  Reina regente durante la minoría de edad de su hijo hasta que éste asumió el poder en 1617. Era la segunda reina Médici en Francia, después de Catalina de Médici (1519-1589)
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)
 







Felipe de Médici junto a su madre Juana de Austria en un retrato del pintor florentino Giovanni Bizzelli (1556-1607). Fijaos en el tamaño y forma de la cabeza del pequeño Felipe, el único hijo varón del matrimonio entre Francisco I y Juana de Austria, nacido en 1577 después de que Juana hubiera dado a luz a seis hijas.  La forma de la cabeza no es un error del pintor sino que refleja la hidrocefalia que padecía el príncipe , una de las consecuencias del raquitismo que afectaría a muchos de los niños Médici del siglo XVI  como os cuento en el artículo . Felipe de Médici moriría  el 29 de marzo de 1582 antes de cumplir los cinco años de edad , dejando a Francisco I sin sucesor varón (Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)





Por fin,el 20 de mayo de  1577 Juana da a luz a su primer hijo varón, Felipe de Médici (1577-1582), bautizado con éste nombre  en honor de su padrino, el rey Felipe II. La alegría  recorre la corte florentina pues por fin había  un heredero. Apenas un año más tarde Juana  esperaba a su octavo hijo, cuando el 10 de abril de 1578 sufrió una caída por las escaleras que además anticipó el parto que se produjo al día siguiente, causando la muerte de Juana. El camino quedaba despejado ahora para  Francisco I y Bianca Capello  , que se casarán primero  en secreto  y sólo después Francisco I  hará público el enlace en junio de 1579.  Tres años más tarde  fallece el único hijo varón del gran duque, Miguel de Médici, el 29 de marzo de 1582. No faltaron los rumores que acusaron a Bianca de estar detrás de la muerte del pequeño príncipe, al que en la corte apodaban Filippino (Felipillo en italiano). Sin embargo, en el año 2004 un equipo de investigadores de la Universidad de Pisa desenterró los cuerpos de nueve niños Médici nacidos en el siglo XVI y de edades comprendidas entre los cero y los cinco años,  que se hallaban enterrados en la Basílica de San Lorenzo , entre los que se encontraba el cuerpo de Felipe de Médici. En el caso de Felipe su esqueleto mostró que padecía hidrocefalia y , al igual que la mayor parte de los otros esqueletos , raquitismo, lo que provoca que los huesos sean más blandos y se deformen, una deformidad que se puede contemplar en el cuadro de Filippo junto a su madre que podéis ver un poco más arriba. Este raquitismo, que nos puede sorprender habiendo nacido en el seno  de la familia más rica de Florencia, podría deberse, según los investigadores , a la falta de vitamina D debido a que durante sus primeros años sólo eran alimentados con leche materna complementada con papilla de pan y manzana además de que apenas les daba el sol, siendo el sol una fuente de vitamina D,  todo lo cual contribuía al déficit que presentaban de ésta vitamina. Esa y no otra habría sido la causa de la temprana muerte de Felipe de Médici. Bianca no daría descendencia a Francisco I  que en esos años viven en una nueva residencia construida por  el arquitecto favorito del gran duque, Bernardo Buontalenti (1536-1608) , la Villa de Pratolino , situada en la localidad de Vaglia, a doce kilómetros de Florencia.





Fotografía del cráneo afectado de hidrocefalia de Felipe de Médici y los huesos arqueados de sus piernas , uno de los síntomas reveladores del raquitismo, una enfermedad causada por un déficit de vitamina D y que se manifiesta a través de deformidades del cráneo y de otras partes del esqueleto debido a una baja mineralización de los huesos consecuencia de los escasos niveles de calcio y fósforo en la sangre.   Una alimentación poco equilibrada, que en sus primeros años de vida se limitaba a la leche materna, papilla de pan y manzana y la falta de otra fuente de vitamina D, el sol, pues al parecer apenas recibían sus rayos, podrían haber sido los causantes de la frecuencia con que esta dolencia afectó a los niños de la familia Médici  (Imagen procedente de http://sofadasala-noticias.blogspot.com.es/ )







Studiolo de Francisco I de Médici, una pequeña estancia que se encuentra en el interior del Palazzo Vecchio  que fue construida por orden del Gran Duque , proyecto del que se encargó inicialmente el pintor , escritor y arquitecto Giorgio Vasari (1511-1574) que había sido el favorito de su padre Cosimo I. Sus paredes están decorados con obras de los pintores más destacados de su tiempo y se convirtió en el refugio secreto de Francisco I de Médici, que lo convirtió  en su estudio privado, donde además de practicar algunos de sus experimentos alquímicos también almacenaba su colección de objetos raros, una especie de gabinete de las maravillas tan en boga en aquel momento. Tras la muerte de Francisco I  quedaría en olvido hasta el punto en que se borró el recuerdo de su localización exacta y no sería redescubierto hasta 1910  
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org)




En octubre de 1587 el hermano de Francisco I, el cardenal Ferdinando de Médici, viaja  de Roma a Florencia  para tratar de reconciliarse con su hermano. Según Eladio Romero la salud de los grandes duques era ya delicada por entonces "Bianca  estaba enferma de hidropesía  mientras que Francisco estaba cada vez más afectado  por los productos químicos que usaba en sus experimentos y por el exceso de comidas picantes"  Coincidiendo con la llegada del cardenal  el 8 de octubre de 1587 se hallaban ambos cenando después de un día de  caza en otra  de las Villas Mediceas, la de Poggio a Caiano. Aquella noche Francisco comenzó a sufrir unas fuertes fiebres de las que no se recuperaría muriendo el 19 de octubre de 1587.  Bianca también cayó presa de las fiebres y moriría un día después que su esposo, el 20 de octubre. Como no podía ser de otra manera  inmediatamente corrieron rumores de envenenamiento y  Ferdinando de Médici ordenó que se realizara una autopsia , aunque no se descubrió nada extraño. Ferdinando ordenó que su hermano Francisco I fuera enterrado junto a su primera esposa, Juana de Habsburgo en la Basílica de San Lorenzo , mientras que  prohibió que Bianca recibiera un funeral de estado como le correspondía  en su condición de Gran Duquesa . Las causas de la muerte de los grandes duques todavía siguen siendo hoy objeto de controversia. En 2007 un grupo de investigadores de las universidades de Florencia y Pavía anunciaban que la causa de la muerte de los grandes duques  Francisco y Bianca Capello fue el envenenamiento por arsénico después de analizar unas vísceras de ambos que se conservaban en un relicario en la iglesia de Santa María de Bonistallo de Florencia. Pero tres años más tarde, en 2010, el profesor Gino Fornaciari de la Universidad de Pisa  anunciaba que los restos de arsénico que habían sido encontrados procedía del  arsénico empleado para embalsamar los cuerpos al tiempo que explicaba que había sido aislado el protozoo plasmodium falciparum  causante de la malaria, y esa sería la causa de la muerte de  Francisco I y Bianca. 






S Pulzone Fernando I de Medicis Uffizi 1590.jpg
Retrato del Gran Duque de Toscana  Ferdinando I de Médici realizado por el pintor napolitano Scipione Pulzone (1544-1598) Cardenal de la Iglesia desde que tenía catorce años  a la muerte de su hermano sin dejar descendencia, excepto el controvertido Antonio de Médici del que os hablaba un poco más arriba,  Ferdinado dejó inmediatamente la Iglesia para convertirse en el tercer gran duque de la Toscana.  Sobre él escribe Eladio Romero que
"A diferencia de su hermano Francisco I , Ferdinado fue un gobernante particularmente activo que buscó librarse de los opresivos lazos políticos que le unían a España "
Sin embargo procuró no romper del todo esos lazos pues España seguía siendo la primera potencia europea. Como luego harían sus sucesores, trató de mantener un equilibrio entre España y Francia aunque en los últimos años de gobierno volvió a la política proespañolista de su hermano Francisco I  ,Su gobierno puede ser considerado el último momento de gran esplendor político y también artístico del Gran Ducado de Toscana
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)








Pulzone, Scipione - Cristina di Lorena, granduchessa di Toscana - 1590.jpg
Retrato de la esposa de Ferdinando I,  Cristina de Lorena, realizado hacia 1590 por el pintor napolitano Scipione Puzone (1544-1598). Era nieta del rey Enrique II de Francia y su esposa Catalina de Médici.  Se casó con Ferdinando I de Médici en 1586  y con él tendría nueve hijos . Amante de las ciencias, fue amiga del astrónomo Galileo Galilei ,que además era tutor de su hijo y futuro gran duque Cosimo II,  y a la muerte de Ferdinando I en 1609  Cristina ejerció como regente  durante la minoría de edad de su hijo y mantendría también su influencia incluso cuando éste alcanzó la mayoría de edad
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org )






Al no dejar descendencia masculina  el primer heredero  de Francisco I era su hermano Ferdinando  que abandona su condición de cardenal y se convierte  en el nuevo gran duque de Florencia con el nombre de Ferdinando I.Con una personalidad completamente diferente a su hermano , Ferdinando si estaba interesado en la política y tendría una actividad tan intensa como su padre Cosimo I.  Estaba dispuesto a recuperar la autonomía política de Florencia, lo que significaba desprenderse de su dependencia de las políticas de España  y buscar un acercamiento a Francia, aunque sin dejar nunca su alianza con los Habsburgo. No heredaba una buena situación económica, entre otras cosas debido a los prestamos impagados por la monarquía española agravada por las malas cosechas que se habían sucedido a partir de 1579 que habían incrementado el precio de las importaciones de grano. Sobre su gestión escribe Eladio Romero  que "con Ferdinando I encontramos una nueva revitalización económica. Livorno  se convierte en un destacado centro comercial. Iglesias, palacios, acueductos , dársenas y muelles se levantan en pocos años . Llegan a Livorno productos de todo el mundo , incluso procedentes de América y de Asia." Sobre Livorno hay que subrayar otra de las iniciativas de Ferdinando I , la promulgación de las llamadas Legge Livornine (Leyes de Livorno) que entre otras cosas garantizaba la libertad de culto religioso , convirtiendo al puerto en refugio de judíos y herejes perseguidos en otros territorios. En cuanto a los problemas del precio del grano los solucionó buscando un nuevo mercado donde comprarlo. Abandonó las importaciones de trigo de Sicilia para comprarlo en Polonia  a precios mucho más bajos lo que compensaba los gastos de transporte desde la lejana Polonia. Comenzó a adquirir grandes cantidades de grano, muy superiores a las necesidades de Florencia, para luego hacer negocio revendiendo el trigo a otros estados italianos a mayor precio, al mismo tiempo que Ferdinando se preocupó en favorecer el desarrollo de la producción agrícola en el propio Gran Ducado  Otro de los problemas que tuvo que afrontar Ferdinando, sobre todo a medida que se hizo manifiesto su paulatino alejamiento de Felipe II, fue  la existencia de bandas de bandoleros  en gran parte apoyados por España para que causaran inestabilidad en el Gran Ducado Entre ellos destacaba Alfonso Piccolomini, duque de  Montemarciano del que no he podido encontrar más datos al margen de los que expone Eladio Romero acerca de que "a principio de 1590 mandaba  cerca de quinientos hombres y se jactaba de actuar al servicio de España " Pero Ferdinando conseguiría capturarlo  el 2 de enero de 1591 y ordenó su ejecución, que tuvo lugar el 16 de marzo de ese mismo año en Florencia.







Resultado de imagen de felipe III estatua
Estatua ecuestre del rey español Felipe III que  Ferdinando I encargó al escultor francés Jean Boulogne, mas conocido por su nombre italianizado Giambologna , aunque debido a su muerte en 1608 tuvo que ser concluida por su discípulo Pietro Tacca (1577-1640).Era un regalo del gran duque al rey español  que mostraba el giro que en sus últimos años de gobierno daría en favor de España después de que en sus primeros años tratara de realizar un acercamiento a Francia. En 1848, por orden de la reina Isabel II (1830-1904) la estatura sería colocada en la Plaza Mayor de Madrid donde hoy continúa.  
(Imagen procedente de http://www.esculturaurbana.com/ )





Estatua ecuestre del primer gran duque de la Toscana Cosimo I de Médici, otro de los encargos realizado por su hijo  Ferdinando I al escultor Giambologna en 1587 y situada en la Plaza de la Signoria de Florencia siete años más tarde  . Con Ferdinando I el Gran Ducado de Toscana  se convertía en el modelo casi perfecto de un principado absolutista donde todo el poder real estaba en las manos del Gran Duque . Eladio Romero recoge las palabras del noble inglés Robert Darlington (1561-1637), escritor de libros de viajes , cortesano y traductor, que escribía sobre el gobierno del Gran Ducado de la Toscana que
"Su gobierno, por decirlo  con una sola palabra y sin usar términos peores, es simplemente despótico"
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org )






El acercamiento de Florencia a Francia cristaliza  en el matrimonio entre el rey Enrique IV de Francia  y María de Médici, una de las hijas de Francisco I y Juana de Habsburgo. La boda se celebraría en Florencia  el 5 de octubre de 1600. Felipe II moría  el 13 de septiembre de 1598  y le sucede en el trono español su hijo Felipe III(1578-1621)  y Ferdinado I inicia un nuevo movimiento de acercamiento a España pues  "comprendió - escribe Eladio Romero - que no podía llevar a cabo una política exterior contraria  a los intereses  de la mayor potencia  de Italia que dominaba Nápoles, Sicilia, Cerdeña y el Milanesado (el ducado de Milán)"  Al mismo tiempo sus relaciones con Francia comenzaban a enfriarse debido a que Enrique IV, como antes había hecho Felipe II, no pagaba las  deudas contraídas con Florencia. Como gesto de amistad hacia el rey español Ferdinando I le regaló una estatua ecuestre del monarca realizada por el escultor francés  Jean Boulogne(1529-1608), conocido en Italia como Giambologna, estatua que hoy todavía se puede contemplar en la Plaza Mayor de Madrid. También encargaría a Giambologna otra estatua ecuestre en homenaje a su padre, Cosimo I, que sería emplazada en la Piazza de la Signoria. Como era tradición entre los Médici  Ferdinando continuó ejerciendo como mecenas e impulsó obras como el Mausoleo de los Médici o Capilla de los Príncipes en la Basílica de San Lorenzo  , diseñada por el hermanastro de Ferdinando, Giovanni di Cosimo de Médici (1567-1621), hijo de Cosimo I y su amante Eleonora degli Abizzi(1543-1634) . También ordenó la erección de un nuevo fuerte en Florencia que acompañara al de San Giovanni Battista  y que sería el último reducto al que podría retirarse el gran duque en caso de una amenaza inminente. Así comenzó la construcción en 1590 de la fortaleza de Santa María  en San Giorgio del Belvedere, aunque sería más conocida como Fuerte Belvedere, de la que se encargaría una de las personalidades artísticas más importantes de la segunda mitad del siglo XVI en Florencia, el pintor, escultor, ingeniero y arquitecto Bernardo Buontalenti (1531-1608). La fortaleza  fue conectada con el Palazzo Vecchio , sede del gobierno ,y el Palazzo Pitti, residencia de los grandes duques, mediante una ampliación del Corredor Vasariano que ya vimos en la anterior entrega que unía  todas ellas permitiendo que los Grandes Duques no tuvieran que pisar las calles para ir de un lugar a otro.






Imagen relacionada
Fotografía del Fuerte Belvedere ,también llamado Fortaleza de Santa María en San Jorge del Belvedere fue diseñado y construido entre 1590 y 1595 por el arquitecto Bernardo Buontalenti por orden de Ferdinando I de Médici situado sobre una colina desde la que se domina toda la ciudad de Florencia y cercano a la residencia ducal del Palazzo Pitti y donde se ha rumoreado a lo largo de la historia que fue en su interior  donde fue ocultado el tesoro de los Médici . Además de como fortaleza también fue utilizado  como residencia  de algunos grandes duques, entre ellos Cosimo III cuando permaneció en ella en 1630 cuando  Florencia se hallaba azotada por una gran epidemia  
(Imagen procedente de http://www.spiegel.de/ )



File:Cappella dei Principi Cappelle Medicee Florenz-1.jpg
Interior de la Capilla de los Príncipes en la Basílica de San Lorenzo construida también por orden de Ferdinando I  y diseñada por el arquitecto y escultor  italiano Matteo Nigetti (hacia 1560-1648). Aunque se pueden ver en su interior seis sarcófagos (en la imagen vemos tres de ellos) están vacíos y los cuerpos se encuentran justo debajo de la capilla , en el Mausoleo diseñado por el maestro de Nigetti, el arquitecto Bernardo Buontalenti
(Imagen procedente de https://commons.wikimedia.org/ )







Durante el gobierno de Ferdinando I  un nuevo miembro de la familia Médici alcanza el papado. Se trataba de Alessandro Ottaviano de Médici (1531-1605), bisnieto de Lorenzo el Magnífico (1449-1492) , que a la muerte de Clemente VIII (1536-1605) , fue elegido papa el 1 de abril de 1605 adoptando el nombre de León XI. Sin embargo, apenas veintisiete días después  , el nuevo papa fallecía el 27 de abril de 1605 por lo que no tuvo tiempo de actuar a favor de los intereses de su familia.,. Otro aspecto singular del gobierno de Ferdinando I al frente del Gran Ducado de Toscana fue  el primero y único intento que se haría en Italia de crear una colonia en América. Así en 1608 organizó una expedición que tendría como destino Brasil  , conocida como Expedición  Thornton por el comandante inglés que la lideraba, Robert Thornton (fechas desconocidas).El 8 de septiembre de 1608  dos naves florentinas bajo el mando de Thornton abandonaban el puerto de Livorno rumbo a Brasil . La expedición regresaría en 1609, pero para entonces Ferdinando I ya había fallecido y el proyecto de crear  una colonia florentina en América quedaría olvidado. En el terreno personal Ferdinando I tenía que buscar una esposa que le diera un hijo varón que asegurara la sucesión. La elegida sería Cristina de Lorena (1565-1637),  hija del duque Carlos III Lorena(1543-1608) y de Claudia de Valois (1547-1575) siendo esta última a su vez hija del rey Enrique II de Francia (1519-1559) y de Catalina de Médici (1519-1589), por lo que llevaba en sus venas sangre Médici.  El matrimonio se formalizaría en 1586 y será prolífico pues tendrán cuatro hijos y cinco hijas. Ferdinando I de Médici fallecía el 7 de febrero de 1609 a los sesenta años de edad siendo el primer Médici en ser enterrado en el Mausoleo que el propio Ferdinando había hecho construir en la Basílica de San Lorenzo. Le sucede como nuevo Gran Duque de Toscana su hijo primogénito Cosimo de Médici (1590-1621), que gobernará como Cosimo II de Médici.  Nacido el 12 de mayo de 1590, tuvo una educación exquisita , aprendiendo varias lenguas como latín, francés, español y alemán, y contando entre sus tutores nada menos que al gran astrónomo y matemático  pisano Galileo Galilei (1564-1642) con el que estudió entre 1605 y 1608 y con el que mantendría una estrecha amistad hasta la temprana muerte de Cosimo, llegando a nombrar a Galileo matemático y filósofo de la corte medicea  y regalando al astrónomo la villa de Pian Dei Giullari donde el astrónomo moriría en 1642.   





Cristofano Allori - Cosimo II (1608-1618).jpg
Retrato de juventud del Gran Duque de Toscana Cosimo II  del pintor florentino Cristofano Allori (1577-1621) De él nos cuenta el historiador Eladio Romero en su "Breve historia de los ´Médici" que
"Se mostró como un gobernante poco dado a gobernar , afectado por la tuberculosis  y más amante de las fiestas  que de otra cosa" 
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)






Uno de los aspectos más destacados del gobierno de Cosimo II de Médici fue su estrecha amistad con el gran astrónomo pisano Galileo Galilei (1564-1642) que había sido su profesor de matemáticas.  En 1609 Galileo Galilei acudió a ver al nuevo gran duque , Ferdinando I acababa de morir,  para mostrarle  su telescopio , cuya invención se atribuía aunque lo que había hecho Galileo era perfeccionarlo. Gracias a aquel telescopio Galileo descubrió  cuatro satélites que giraban alrededor de Júpiter  y los bautizó con el nombre de  Estrellas Mediceas (Mediceas Sidera en latín) en honor de Cosimo II y así apareció en su obra publicada en 1610 con el título de   Sidereus Nuncias (Mensajero de las estrellas) cuya portada de la primera edición podéis ver sobre estas líneas con la mención de las Medicea Sidera.  Ese mismo año  Cosimo le nombraría matemático y filósofo de su corte. A partir de 1614 comenzarían los problemas de Galileo Galilei con la Iglesia debido a su defensa de las ideas del astrónomo Nicolás Copérnico (1473-1543) y su sistema heliocéntrico en el que los planetas giraban alrededor del sol
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)





Para fortalecer sus lazos con la casa de Habsburgo y con España,  su padre Ferdinando I había concertado el matrimonio entre Cosimo y  María Magdalena de Austria (1589-1631), nieta del emperador del Sacro Imperio  Fernando I  , quien a su vez era tío del rey Felipe II  , padre del actual rey de España Felipe III. Las alianzas familiares eran la clave de la diplomacia europea de la época.   A Cosimo II correspondería la decisión de acabar con el negocio que había encumbrado a su familia, la Banca Médici según Eladio Romero porque  "consideraba que la actividad crediticia era impropia de un príncipe" El joven gran duque, que padecía tuberculosis,  no mostraría el mismo interés en la política que su padre , dejando parte de los asuntos de gobierno en manos de su madre y de su primer ministro Belisario Vinta (1542-1613). Lo que si deseaba mostrarse era como un gran diplomático ante los ojos de otros gobernantes de su época, lo que le llevará a ejercer como intermediario en diferentes conflictos  y estrechará sus lazos con la monarquía española  aunque el peso del Gran Ducado de Toscana en la escena internacional era cada vez menor , reducido a ser un satélite de la política española. Durante sus  últimos meses de vida la tuberculosis que padecía se agravó  y finalmente fallece  el 28 de febrero de 1621  con apenas treinta y un años de edad. Su sucesor será su hijo primogénito , Ferdinando de Médici (1610-1670).que en el momento de la muerte de su padre tiene apenas diez  años de edad.  Durante la minoría de edad del nuevo gran duque Ferdinando II,  el Gran Ducado de Toscana  será gobernado por un consejo de regencia tal y como había establecido antes de su muerte Cosimo II, del que formarían parte la madre de Ferdinando II, María Magdalena de Austria, y su abuela Cristina de Lorena junto a otras cuatro personas. Eladio Romero nos explica que "tanto Cristina de Lorena como María Magdalena eran extremadamente religiosas , por lo que aumentaron el número de conventos en el Gran Ducado, llegando a residir en Florencia hasta cuatro mil frailes mientras se rodeaban de capellanes " Pero al margen del amor a la religión de las dos regentes, que las condujo a rodearse de clérigos en su mayor parte incompetentes,  no mostraron capacidad política para gobernar el Gran Ducado.Permitieron que la nobleza incrementara su poder , creció la corrupción y también los gastos debido, entre otras cosas , al amor al lujo que tenían tanto la madre como la abuela del gran duque. 





Retrato de un joven Ferdinando II (1610-1670) a los 18 años de edad  , realizado por el pintor flamenco Justus Sustermans (1597-1681) . Era el hijo primogénito de Cosimo II y contaba con apenas once años cuando su padre moría en 1621 por lo que el gobierno del Gran Ducado quedaría durante años bajo la regencia de su abuela Cristina de Lorena y su madre María Magdalena de Austria  más preocupadas por la religión y favorecer a la Iglesia que por el buen funcionamiento del estado, permitiendo además que  buena parte del gobierno y de la administración pública quedara en manos de  la nobleza, lo que aumentó mucho su influencia . Ferdinando II fue un gran amante de la ciencia y él mismo fue un inventor  trabajando, entre otras cosas, en el desarrollo de una incubadora artificial para los huevos de las gallinas y fue amigo del inventor del termómetro,  el físico y matemático italiano  Evangelista Torricelli (1608-1647) .  Uno de los hechos más significativos de su gobierno y que afectaría gravemente a la economía y demografía del gran ducado fue la epidemia de 1630, cuyos efectos se prolongaron casi tres años y causarían la muerte  de alrededor de 80.000 personas , acentuando el declive económico de Florencia
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)



Maria Maddalena of Austria as a widow by Sustermans.jpg
Retrato  de María Magdalena de Austria, madre de Ferdinando II, obra del pintor flamenco Justus Sustermans (1597-1681).  Hija del archiduque de Austria Carlos Francisco II (1540-1590),  se casó con Cosimo II  en 1608. En 1610 tenía al futuro gran duque Ferdinando II. Mujer interesada en la ciencia y de profunda religiosidad a la vez,  ejerció como regente de su hijo junto a su suegra Cristina de Lorena . La muerte la sorprendería  el 1 de noviembre de 1631, con apenas cuarenta y dos años de edad   , cuando viajaba  hacia Viena para reunirse con su hermano el emperador del Sacro Imperio Fernando II (1578-1637)
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org)






El Gran Ducado de Toscana inicia un lento declive económico acompañado de la perdida de peso e influencia en la escena internacional.. Al margen de ello, Ferdinando recibirá, como era tradicional entre los Médici, una sólida formación cultural que se completará antes de alcanzar su mayoría de edad con un largo viaje por Europa donde recorrerá buena parte de Italia y visitará Praga y Viena  , ´donde lo recibirá su tío, el emperador del Sacro Imperio  Ferdinando II (1578-1637).  Al regresar de su viaje se disuelve el Consejo de Regencia y Ferdinado II asume plenamente sus poderes como Gran Duque  y no tardaría en ganarse el afecto de los florentinos por su carácter apacible, sencillo y prudente además de amante de la ciencia . Nada más hacerse cargo del gobierno tiene que afrontar una situación económica delicada debido a la mala gestión de su madre y su abuela. Una de sus primeras acciones será reducir los gastos de la corte que tanto se habían incrementado en los años anteriores . Pero su primer gran desafío vendría en otoño de 1630 cuando una epidemia de peste  cuyos primeros brotes habían surgido en Lombardía alcanzó el territorio del Gran Ducado de Toscana. . Escribe Eladio Romero que e joven gran duque "buscó refugio en e Fuerte de Belvedere  pero visitaba cada mañana las zonas más afectadas por la epidemia " La ciudad quedará aislada  "todos aquellos que pretendan entrar o salir  de la ciudad deberán mostrar ante los guardianes un boleto expedido por dicha autoridad (se refiere al Magistrado de la Sanidad de Florencia, máxima autoridad durante el tiempo que duró la epidemia) , conforme no están afectados por el mal ni han entrado en contacto con enfermos" Eladio Romero recoge algunas de las disposiciones que se tomaron para atajar el mal  como que "los muertos por el mal ya no se enterrarán  en las iglesias o en los cementerios urbanos, sino en el campo y lejos de las vías principales, a conveniente profundidad  y cubiertos de una capa de cal si era posible"   mientras que las casas donde se hubieran dado casos de peste ya hubieran muerto o sobrevivido sus habitantes  sería aisladas por espacio de veintidós días "previamente purificadas  con humo de azufre , las paredes lavadas con agua hirviendo ". A pesar de todo ello, en Florencia perecerán alrededor de ocho mil personas  y se estima que en todo el Gran Ducado morirían alrededor de un 10% de sus ochocientos mil habitantes, es decir, unas ochenta mil personas. 





Vittoria della Rovere y Ferdinando II  retratados por Justus Sustermans (1597-1681). El matrimonio fue infeliz casi desde sus comienzos . Sobre ello escribe el historiador Eladio Romero que:
"Vittoria  había sido educada en un convento, reuniendo  en su persona  el radica contraste entre el gusto por el lujo  propio de una aristócrata  con prácticas religiosas  absurdas. Despreció  los intereses científicos de su marido  y vivieron dieciocho años separados , según algunos debido a ciertas inclinaciones homosexuales de Ferdinando II, según otros como castigo por alguna infidelidad del Gran Duque"
Y expone como ejemplo del carácter poco cariñoso  de Vittoria un episodio al final de la vida de Ferdinando II
"Durante la mortal enfermedad de Ferdinando sólo lo visitó en una ocasión  y porque él se lo pidió"
A pesar de todo ello tuvieron cuatro hijos de los que sólo sobrevivieron los dos últimos, el futuro Cosimo III (1642-1723) y el futuro cardenal Francisco María de Médici (1660-1711)
(Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org )





Una de las consecuencias de los estragos causados por la peste fue la paralización de la economía florentina que impulsó el declive que ya había iniciado en los años anteriores.  En todo caso la crisis sirvió para reforzar  a Ferdinando II en el poder gracias al aprecio cada vez mayor que sentían los ciudadanos por él por su implicación en los sufrimientos padecidos por los ciudadanos. Ya en 1634 Ferdinando contraerá matrimonio con la joven Vittoria Feltre della Rovere (1622-1694). Era hija del duque de Urbino, Federico Urbano della Rovere (1605-1623) y de Claudia de Médici (1604-1648), que era hija a su vez de Ferdinando I de Médici, abuelo de Ferdinando II, por lo que Vittoria era su prima, así que todo quedaban en casa . El matrimonio había sido concertado en 1623 cuando Ferdinando II tenía trece años de edad y Vittoria apenas un año . Como Federico Urbano no tenía hijos varones, el objetivo de los Médici al concertar este matrimonio es que a la muerte del duque de Urbino el ducado pasara a integrarse en  el gran Ducado de Toscana pero  Federico Urbano della Rovere murió el mismo año del compromiso y el papa Urbano VIII (1568-1644), que por cierto había nacido en Florencia, reclamó el ducado de los Urbinos y lo incorporó a los Estados Pontificios, por lo que Florencia no obtuvo nada de la unión entre Ferdinando II y Vittoria. El matrimonio no se llevaría a efecto hasta 1634, un año después de que la epidemia de peste desapareciera por completo,  y no fue una unión feliz pues no podían tener un carácter más opuesto "al haber sido criada en un convento - escribe Eladio Romero -  Vittoria  cayó también en la beatería. Despreció los intereses científicos de su marido  y desarrolló un gusto por el lujo inmoderado, además de ser extremadamente vanidosa  y con un carácter desabrido e insensible" A pesar de todo ello el matrimonio tendría  tres hijos. El primero de ellos , Cosimo de Médici, nacería en 1639 , muriendo apenas cuarenta horas después de su nacimiento. Le siguió en 1642 otro varón , también llamado Cosimo de Médici (1642-1723) y finalmente Francesco María de Médici (1660-1711)  Tal fue  el desencuentro entre ambos esposos que durante dieciocho años vivirían por separado, probablemente el tiempo que media entre su segundo y su tercer hijo , y Eladio Romero  apunta que tal vez Ferdinando II tuviera inclinaciones homosexuales. 





Europe map 1648-es.png
En este mapa vemos reflejada la situación de Europa después de la firma de la Paz de Westfalia, nombre con el que se conocen los dos  tratados de paz que ponían final a la Guerra de los Treinta Años que se desarrolló entre 1618 y 1648 . Durante toda la guerra Ferdinando II decidió mantener la más estricta neutralidad resistiendo las presiones de franceses y españoles, cada uno de ellos interesados  en que el  Gran Ducado de Toscana se pusiera de su parte  . Pero durante la segunda mitad del siglo XVII el poder de Francia iba en aumento bajo el reinado de Luis XIV mientras España menguaba en los últimos años del reinado de Felipe IV (1605-1665) y  su hijo Carlos II "el Hechizado" (1661-1700)  , el último representante de la Dinastía Austria en España,. Esto hizo que Ferdinando II buscara la alianza con Francia concertando el matrimonio entre su hijo Cosimo de Médici con la prima de Luis XIV, Margarita Luisa de Orleans (1645-1721)
Imagen procedente de https://es.wikipedia.org )





La primera mitad del gobierno de Ferdinando II se desarrolló durante la Guerra de los Treinta Años que tuvo lugar entre 1618 y 1648 y en la que se vieron implicadas las principales potencias europeas.  Fueron años en los que el gran duque de Toscana trató de mantener la más estricta neutralidad e incluso , con el fin de mantener la paz en Italia intentó convencer a los demás estados italianos para que crearan una Liga o alianza con el fin de protegerse de amenazas externas, aunque su propuesta finalmente no germinó.. Ferdinando II tuvo que resistir las presiones de Francia y de España, cada una de las cuales buscaba la alianza del Gran Ducado de Toscana contra su rival, pero  Ferdinando  siempre conservó la neutralidad. Sin embargo, el final de la Guerra de los Treinta Años traía consigo un cambio en el panorama europeo. La España gobernada por el rey Felipe IV (1605-1665) perdía influencia a favor de Francia  y Ferdinando se dio cuenta que era hora de buscar un acercamiento a la nueva potencia ascendente por lo que concertó el matrimonio entre su hijo Cosimo  y Margarita Luisa de Orleans (1645-1721), sobrina del fallecido rey de Francia Luis XIII (1601-1643)  y prima del joven monarca francés Luis XIV (1638-1715), que estaba llamado a convertirse en el monarca más poderoso de Europa durante la segunda mitad del siglo XVII, pasando a la historia con el apelativo del Rey Sol.. La boda tendría lugar por poderes el 17 de abril de 1661. Mientras, después de la peste de 1630,  el Gran Ducado de Toscana  ve reducida su población al tiempo que  continua la decadencia tanto de la industria como del comercio  e incluso la agricultura. Hasta tal punto llegó este declive económico que Eladio Romero señala que "Ferdinando II tuvo  que invertir parte  de su patrimonio en obras pías"  y en 1649  haría desaparecer la flota florentina que  había creado Cosimo I en el siglo anterior para ahorrarse su elevado coste de mantenimiento. En el ámbito cultural Ferdinando mantuvo siempre su amor por la ciencia, llegando a crear un laboratorio en una de sus habitaciones .Poco pudo hacer Ferdinando II para apoyar a Galileo Galilei en su conflicto con la Iglesia que obligó al astrónomo pisano  a renegar de sus ideas y pasaría los últimos años de su vida confinado en la villa que le había regalado Cosimo II





Cosimo III  con la vestimenta propia del Gran Duque de Toscana en una obra del pintor italiano Baldassarre Franceschini il Voterrano (1611-1690). Durante su infancia su madre Vittoria della Rovere, le inculcó su profunda religiosidad  y sobre ello escribe Eladio Romero que 
"El Príncipe pasaba largas horas  dedicado a la oración o visitando  monasterios y santuarios , ofreciendo siempre grandes muestras de devoción "
Delegó buena parte de las responsabilidades de gobierno en algunos de sus cortesanos favoritos mientras que Cosimo III se iba desentendiendo de su labor de gobernante centrándose cada vez más en la religión 
"Su excesivo celo religioso - escribe Eladio Romero - le llevaba a organizar  continuas celebraciones  y procesiones, hasta el punto de que en un año se llegaron a hacer cinco meses de fiesta e impuso el culto a los santos protectores de la Toscana, como san Rómulo, san Juan Bautista y santa Mustiola"·
Al mismo tiempo impulso políticas contra los judíos e impuso el puritanismo en las costumbres

(Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org )
 






En 1657  se crearía la Academia del Cimento  , que podría traducirse por Academia del Experimento, por iniciativa de uno de los hermanos de Ferdinando,  Leopoldo de Médici (1617-1675), en la que participarían algunos de los discípulos de Galileo  y tenía como objetivo la experimentación científica convirtiéndose en la primera academia científica de Europa. Tres años antes también fue fundada en Florencia el primer servicio metereológico del mundo . La vida de la academia sería breve, pues cuando en 1667 Leopoldo de Médici fue nombrado cardenal la academia cerró las puertas para que sus investigaciones no comprometieran al cardenal. El arte parece experimentar el mismo declive que el Gran Ducado y ya no encontramos los grandes nombres del pasado . Durante todos estos años Ferdinando II comparte el gobierno de Florencia con sus hermanos, el propio Leopoldo, al que acabamos de  conocer, junto a Giovan Carlo de Médici (1611-1663) y Mattias di Cosimo de Médici (1613-1667). El 23 de mayo de 1670, después de cuarenta y dos años de gobierno , un derrame cerebral acababa con la vida de Ferdinando II de Médici mientras se encontraba en Pisa. "El funeral - escribe Eladio Romero -constituyó una auténtica apoteosis de su persona. Su cuerpo, embalsamado  con telas elaboradas con hilo de oro, fue recibido en la Basílica de San Lorenzo  por el nuncio papal. Precedía el cortejo fúnebre un séquito de mil quinientos frailes portando velas, todos los arzobispos y obispos del gran ducado, los caballeros de la orden de San Stefano, la guardia suiza,  representantes diplomáticos , familia , músicos , carrozas de corte y , finalmente, el pueblo , portando numerosas antorchas"  Entre ellos se encontraba su hijo mayor y heredero que iba a convertirse en el  Gran Duque Cosimo III  al que ya vimos casarse en 1661 con Margarita Luisa de Orleans, otro matrimonio desgraciado  desde el inicio .  Margarita, acostumbrada al lujo de la corte francesa,   rechazaba la profunda religiosidad de Cosimo III y de su madre Vittoria della Rovere y las disputas no dejaron de sucederse desde el inicio del matrimonio. A pesar de ello en 1663 nacía su primer hijo , Ferdinando de Médici (1663-1713) . Sin embargo , eso no solucionó la tensa situación familiar, pues  Margarita no perdía ocasión para despreciar en publico a su esposo  e incluso mostraba temor a que los Médici la intentaran envenenar. 







Marguerite Louise d'Orléans as Grand Duchess of Tuscany with the Tuscan grand ducal crown (Florentine school).jpg
Retrato  de autor desconocido de la gran duquesa María Luisa de Orleans , esposa de Cosimo III. Su relación fue mal desde un primer momento cuando Cosimo III no pudo ir a recogerla  cuando ella llegó a Livorno por encontrarse enfermo de sarampión. Ella nunca quiso casarse con él ni vivir en Florencia  Escribe Eladio Romero que
"A Margarita le disgustaba la excesiva beatería de Cosimo y de su suegra  y prefería retirarse a las villas mediceas y desde ellas escribía  despreciativas cartas a Cosimo , en las que afirmaba preferir  antes el infierno  que encontrarse con él"
A pesar de ello se las arreglaron para tener tres hijos , el futuro Ferdinando III en 1663, Anna María Luisa de Médici   en 1667 y Gian Gastone de Médici, quien sería el último gran duque de la Toscana en 1671.  Después la relación se rompería definitivamente en 1674 y ella regresaría a Francia y no volverían a verse nunca más . Ella se instalaría en el convento de Montmartre de París donde moriría el 17 de septiembre de 1721 
(Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org ) 






Abandona Florencia en 1664 y no será hasta 1666 cuando se produce una reconciliación fruto de la cual nacerá la segunda hija del matrimonio, Anna María Luisa de Médici (1667-1743) y cuatro años más tarde, ya siendo Cosimo gran duque,el tercero de ellos,  Gian Gastone de Médici (1671-1737) que a la postre sera el último Gran Duque de Toscana. En esos años de tensiones Cosimo realizará varios viajes por Europa que le llevarán por España, Inglaterra, Portugal , Francia , el Sacro Imperio o los Países Bajos.  De regreso a Florencia , asumido el poder y después del nacimiento de su tercer hijo, la situación con su esposa Margarita Luisa de Orleans  llegó a un punto de no retorno en 1674, alcanzando un acuerdo con ella para que regresara a Francia  . Según Eladio Romero , a su llegada a Francia , el rey Luis XIV  "encerró a su primera en el convento de Montmartre, despojándola de todos los derechos y honores de que gozaba como princesa de sangre" Libre del yugo que había supuesto su esposa, Cosimo III encontró su gran afición en la comida  y en la religión  que le llevaba a "organizar continuas celebraciones y procesiones " . Su celo religioso hizo que ordenara repetidas persecuciones contra la población judía del gran ducado  con bandos que "impedían a los judíos  empelar nodrizas cristianas  para amamantar a sus hijos " . También  se persigue  a brujas y herejes  y la moral se hace cada vez más estricta  como cuando  en 1691 "se dictó un bando que prohibía a los jóvenes visitar casas donde hubiera mujeres solteras o casadas sin la presencia de un pariente varón". Pero este puritanismo  de Cosimo III haría que perdiera la popularidad que entre el pueblo habían tenido los Médici en el pasado "mientras recibía las alabanzas de los eclesiásticos -escribe Eladio Romero -  aumentaba hacia él  un odio acérrimo entre las clases populares, indignadas ante el excesivo poder  concedido a la Inquisición y por la desmesurada vigilancia de las costumbres" En política exterior Cosimo III trató de seguir la misma política de neutralidad de sus antecesores pero cada vez las presiones eran mayores y el poder del Gran Ducado menor. 






Niccolò Cassani, Gran Principe Ferdinando (1687, vasari corridor Uffizi).jpg
Retrato del hijo de Cosimo III y príncipe de Toscana , Ferdinando de Médici del pintor veneciano Niccoló Cassana (1659-1714) Era el hijo mayor y heredero de Ferdinando II. Al contrario que su padre, para Ferdinando era más importante el arte, la música. la ciencia o las mujeres que la religión.  Amigo y protector del compositor Alessandro Scarlatti (1660-1725)   nunca estuvo satisfecho con su matrimonio con Violante Beatriz de Baviera (1661-1711) a la que no haría demasiado caso siguiendo con su vida de fiestas hasta que en 1696 contrajo la sífilis que fue debilitando su salud y terminó su vida  de forma prematura  el 30 de mayo de 1713 hundido en la demencia y sin dejar descendencia   (Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org ) 




Aún así Cosimo III se negó a escuchar los requerimientos del virrey de Nápoles, Gaspar de Haro y Fernández de Córdoba ,marqués de Carpio (1629-1687) , que solicitaba la ayuda del gran duque  para formar una flota que pudiera incordiar a los otomanos que se disponían a emprender  el segundo sitio de Viena , aunque si terminaría cediendo ante las peticiones de colaboración realizadas por el emperador del Sacro Imperio Leopoldo I de Habsburgo (1640-1705) y Florencia  tomó parte   en la alianza integrada por Polonia, la República de Venecia y los Estados Pontificios además del Sacro Imperio que terminarían derrotando a los otomanos   en la batalla de Kahlenberg entre el 11 y el 12 de septiembre de 1683 librada frente a las murallas de Viena. Al mismo tiempo Cosimo se sentía cada vez más inquieto por el creciente poder e influencia de Luis XIV en Italia , por lo que trataba de no tomar ninguna decisión que pudiera enemistarlo con el  monarca francés. Para estrechar lazos con Francia, Cosimo III acuerda con Luis XIV el matrimonio de su primogénito, Ferdinando, con Violante Beatriz de Baviera (1673-1731), hermana de María Ana Victoria de Baviera (1660-1690), a su vez casada con el hijo mayor y heredero de Luis XIV, el Delfín Luis de Francia (1661-1711). Pero el carácter de Ferdinando nada tenía que ver con el de su padre . Frente a la religiosidad de Cosimo III  su hijo mayor amaba las fiestas, el teatro, la música y las mujeres. Escribe Eladio Romero que el gran duque recriminaba con frecuencia  a su hijo  "por su excesiva despreocupación  y sus deseos de viajar a Lombardía y Venecia  en busca de más fiestas y distracciones"  Una vez que Cosimo III negoció  el matrimonio de Ferdinando con Violante  el enlace se celebraría en Florencia el 9 de enero de 1689. Aunque Violante parece que se enamoró de su esposo, Ferdinando nunca estuvo satisfecho con la esposa que le había tocado en suerte y siguió haciendo su vida. En una de sus escapadas a Venecia para participar en el Carnaval de 1696, contrajo la sífilis que a partir de entonces fue deteriorando su salud tanto física como mental, hundiéndose en sus últimos años en la demencia  hasta su muerte en el Palazzo Pitti el 31 de octubre de 1713. Del matrimonio con Violante no tuvo descendencia. 




Violante of Bavaria.jpg
Retrato de Violante Beatriz de Baviera, esposa del príncipe de Toscana, Ferdinando de Médici  realizado por el pintor veneciano Niccoló Cassana (1659-1714)  Ella estuvo enamorada de su marido pero no consiguió que él la amara. Tras la muerte de Ferdinando tuvo una vida activa, pues a partir de 1717 y hasta su muerte en 1731 se encargó del gobierno de Siena (Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org )





La única oportunidad de tener herederos quedaba reducida a Gian  Gastone , un joven inteligente y sensible  pero del que Eladio Romero nos cuenta que "sufría frecuentes ataques de melancolía" y se aventura que podría ser homosexual. En todo caso no mostraba interés en buscar esposa y fue su padre y, sobre todo , su hermana Anna María Luisa de Médici  quienes le recomendaron como esposa para Gian Gastone  a la noble alemana Anna María Francisca de Sajonia Lovenberg (1672-1741), que ya había estado casada y tenido una hija .Pero su esposo moría en abril de 1693 y  Anna María Luisa de Médici la convenció para que aceptara casarse con Gian Gastone . El matrimonio se celebraría el 2 de julio de 1697 en la localidad alemana de Düsseldorf.  Pero éste matrimonio tampoco estaba destinado a ser feliz. Tenían un carácter completamente opuesto, ya que  mientras que a ella le gustaba sobre todo la buena mesa,  la caza y los caballos y , según Eladio Romero, "era obesa y poco agraciada",  Gian amaba el arte y tenía un carácter sofisticado .El contrato de matrimonio establecía que el matrimonio pasaría la mitad del año en Bohemia y la otra mitad del año en Florencia, pero mientras Gian se aburría en Bohemia  Anna María no quería ir a Florencia  a pesar de que intentaron convencerla de todas las formas posibles para que accediera a ello. Nunca pondría sus pies en Florencia . Amargado por aquel matrimonio Gian Gastone se fue alejando cada vez más de su esposa, buscando refugio en la comida, era obeso, y en la bebida. al tiempo que establecía su residencia en Praga al tiempo que corrían los rumores sobre su supuesta homosexualidad pues, como señala Eladio Romero , "iba siempre acompañado por cuatro jóvenes varones" Era evidente que  tampoco este matrimonio tendría descendencia, sobre todo cuando en 1708 Gian Gastone regresaba a Florencia para quedarse definitivamente allí. A Cosimo III no le quedaba más alternativa  que pedir a su hermano ,el cardenal Francisco María de Médici (1660-1711) , que abandonara la Iglesia y contrajera matrimonio para tratar de dar un heredero a los Médici. 




Anna Marie Franziska of Saxe-Lauenburg (larger cropped).jpg
Retrato de autor desconocido de Ana María Francisca de Sajonia, esposa del que sería ultimo Gran Duque de Toscana, Gian Gastone I de Médici . De ella escribe el historiador Eladio Romero que
"Ana María resultó ser una obesa y poco agraciada alemana de veintitrés años ,más preocupada por el cuidado de sus caballos  que por cualquier otro asunto  y además se negó en redondo a viajar a Florencia"
El resultado fue que el matrimonio entre Gian Gastone y Ana María fue un absoluto fracaso , no tuvieron descendencia y con ellos se selló la extinción de la dinastía Médici en Florencia. 
(Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org )






Francesco, a pesar de su condición de cardenal,  había llevado una vida de excesos que debilitó su salud, pero a pesar de ello cumplió con la petición de su hermano . Dejó la Iglesia y el 14 de julio de 1709 contraía matrimonio con la joven Eleonora Luisa Gonzaga (1686-1741) hija del duque de Guastalla  Vicenzo Gonzaga (1634-1714) , a la que tuvieron que insistir repetidamente  para que aceptara el matrimonio con aquel hombre que tenía casi treinta años mas que ella. Pero menos de dos años después, el 3 de febrero de 1711, Francesco María de Médici fallecía en haber conseguido descendencia. La dinastía Médici quedaba avocada a la extinción y Cosimo III debía buscar alguna alternativa si no quería que el Gran Ducado desapareciera a su muerte. Y mirando a su alrededor sólo quedaba  su hija, Anna María Luisa de Médici  , que estaba casada con Juan Guillermo del Palatinado (1658-1716), príncipe elector del Sacro Imperio y duque del Palatinado Neoburgo. Cosimo III logró que el senado  nombrara  el 27 de noviembre de 1713 a Anna María como su sucesora en el caso de que Gian Gastone, como todo lo hacia presagiar, no tuviera descendencia. , pero el Gran Ducado era un bocado demasiado apetecible para otras potencias como para que permitieran que Cosimo III urdiera éste arreglo . Por un lado el emperador del Sacro  Imperio, Carlos VI (1685-1740) le recordó a Cosimo III que el Gran Ducado seguía siendo un feudo del Imperio y , por lo tanto, sólo el emperador tenía potestad para designar a su gobernante. Por otro lado el rey de España  Felipe V (1683-1746) estaba casado desde 1714  con la italiana Isabel de Farnesio (1692-1766). Hija del duque de Parma  Eduardo II Farnesio (1666-1693)  y era una mujer ambiciosa  que estaba dispuesta a conseguir un estado para su hijo Carlos de Borbón (1716-1788). Después de una guerra que enfrentó a España contra una coalición denominada la Cuádruple Alianza  formada por Gran Bretaña , Francia, el Sacro Imperio y las Provincias Unidas (la actual Holanda) . El 2 de agosto de 1718 estos cuatro estados firmaron el Tratado de Londres que contenía las soluciones para una serie de territorios en conflicto. En lo que al Gran Ducado de Toscana se refería, se estableció que "en el caso de que las casas reinantes en Toscana y Parma se extinguieran  sin legítima sucesión, los dos Estados pasarían al dominio del infante Carlos (el futuro rey Carlos III de España) , primogénito del segundo lecho (Isabel de Farnesio era la segunda esposa del rey de España) de Felipe V"  






Retrato de Gian Gaston I  vestido como Gran Duque de Toscana  realizado por el pintor alemán Franz Ferdinand Richter (1693-fecha desconocida). Desde el principio no mostró apenas interés en ocupar el trono del Gran Ducado sabiendo que en realidad  estaba condenado a ser el último de su dinastía y nada más que un paréntesis antes de la llegada de un príncipe extranjero a su muerte . Su final  fue muy triste, pasando casi los últimos ocho años de su vida sin salir del Palacio Pitti. Eladio Romero describe un episodio que revela el estado en el que se encontraba  el último gran duque Médici
" En 1729, durante las fiestas de San Juan, el gran duque recorría las calles de Florencia  en su carroza, tan ebrio  que no pudo evitar vomitar. Sin embargo,  el gobernante ni se inmutó, limitándose a limpiarse con los abundantes rizos de su peluca postiza"
Célebres fueron las fiestas privadas que se celebraban en su palacio , rodeado de jóvenes
"A cada nuevo  integrante  de su séquito - añade Eladio Romero -  le realizaba un examen  de cuerpo y modales , que al superarlo se celebraba con una orgía"    
(Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org )




Así estaban las cosas cuando el 23 de octubre de 1723 , a los ochenta y un años de edad, fallecía Cosimo III y el Gran Ducado pasaba a manos de su hijo Gian Gastone de Médici que gobernaría con el nombre de Gian Gastone I  aunque sabía que su gobierno no era más que un tiempo de espera antes del que el Gran Ducado quedara en manos extranjeras lo que le habría llevado a decir en el momento en que asumía el poder "Me parece estar haciendo el papel de rey en una comedia" A pesar de ello al comienzo de su gobierno tomó algunas decisiones  como "expulsar de la corte a todos los frailes  y demás eclesiásticos que habían vivido a costa de su padre - escribe Eladio Romero-  Suprimió las onerosas pensiones  cobradas por el clero , abolió las leyes que limitaban la libertad de judíos y herejes, y la pena de muerte dejó de aplicarse restando así el poder intimidatorio de la Inquisición"  Pero poco le duraron sus ganas de gobernar , volvió a dedicarse a la bebida y a sus fiestas privadas  mientras dejaba las riendas del gobierno a Violante Beatriz  de Baviera, la viuda de su hermano  Ferdinando. ¿Por qué no dejó el gobierno a su hermana Anna María Luisa de Médici?Porque ella urdió su desdichado matrimonio con Anna María Francisca de Sajonia  y no se lo había perdonado., Escribe Eladio Romero que "durante sus últimos ocho años  de vida Gian Gastone apenas salió de sus aposentos en el Palacio Pitti" pasando la mayor parte de ese tiempo ebrio . Romero cita las palabras de algunos contemporáneos que lo visitaron y contaban que  "el gran duque convivía con sus perros de caza; que sus uñas  estaban completamente ennegrecidas a causa de la suciedad; que su cama , de la que apenas se levantaba , estaba sucia y olía a tabaco, y que su aspecto era muy extravagante  Pero lo más comentado eran sus fiestas privadas donde el gran duque se rodeo  de jóvenes alemanes, bohemios o italianos  con los que se le veía a menudo  en la cama , jugueteando  o bebiendo hasta llegar a la embriaguez" n Mientras, en octubre de 1731  quien ocuparía  el gobierno del Gran Ducado de Toscana a la muerte de Gian Gastone, el infante Carlos de España, desembarcaba en Italia y los soldados españoles entraban en la Toscana . Cuando Gian Gastone , resignado, recibió a Carlos en el Palacio Pitti, dijo con ironía "vamos a ver de quién me han hecho padre a los sesenta años las potencias europeas"





Francis I HRE.jpg
Retrato del duque Francisco Esteban de Lorena realizado por el pintor italiano Pompeo Girolamo Batoni (1708-1787). Duque de Lorena desde 1728  y hasta 1737, en ese año asumirá  el gobierno del Gran Ducado de la Toscana tras la muerte del último gobernante de la familia Médici, Gian Gastone I. Casado a su vez con María Teresa de Habsburgo (1717-1780), hija del emperador del Sacro Impero Carlos VI (1685-1740), se convertirá también en emperador del Sacro Imperio a partir de 1745 . El Gran Ducado de Toscana permanecería en manos de la Casa Lorena hasta la unificación de Italia en 1860, excepto bajo la dominación napoleónica entre 1801 y 1814   (Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org )






Pero los acontecimientos todavía darían un nuevo giro  en Europa . Desde 1707 el Virreinato de Nápoles había pasado de manos españolas a estar bajo la soberanía austriaca.  Muy lejos de allí, el 1 de febrero de 1733 moría el rey de Polonia  Augusto II (1670-1733) Estalla una guerra de sucesión por el trono polaco entre dos candidatos, Estanislao Leszczynski (1677-1766) , que tenía el apoyo de Francia, y el elector de Sajonia, Federico Augusto II (1696-1763) que recibía el apoyo de  Austria. Se iniciaba  así la Guerra de Sucesión Polaca que se prolongaría durante tres años.  En medio de la guerra España estableció una alianza con Francia , y entre las condiciones de la alianza estaba el apoyo de Francia a España para que ésta recuperase el virreinato de Nápoles que seguía en manos austriacas.  Fue el infante Carlos quien se pondría al frente de las tropas españolas que habían desembarcado en la Toscana tres años antes avanzando en 1734  hacia el sur. Atravesó los Estados Pontificios y ocupó  el  Virreinato de Nápoles. El 10 de mayo de 1734 hacia su entrada en Nápoles  y el 25 de mayo obtenía una victoria definitiva sobre los austriacos en la batalla de Bitonto. Comenzaron entonces las negociaciones entre Francia y Austria para llegar a un acuerdo de paz. En esas conversaciones, entre otros arreglos, se estableció que el infante Carlos podía  ser reconocido como rey de Nápoles y Sicilia pero a cambio debía renunciar al Gran Ducado de Toscana y al ducado de Parma . Carlos aceptó sin dudarlo ya que el cambio era favorable y se estableció que  el Gran Ducado de Toscana pasara a manos del duque Francisco Esteban de Lorena (1708-1765) que iba a casarse con la hija del emperador Carlos VI, María Teresa de Habsburgo (1717-1780) con lo que el Gran Ducado de la Toscana volvía a estar bajo soberanía  del Sacro Imperio.  Las guarniciones españolas fueron reemplazadas por las austriacas  y ya sólo quedaba esperar la muerte del último Gran Duque de la familia Médici.  Con su salud muy debilitada por los excesos y la gota , Gian Gaston de Médici, el último y triste gobernante de la Casa Médici, fallecía el 9 de junio de 1737. Fue enterrado en la Basílica de San Lorenzo, mientras  Francisco Estaban se hacía cargo del gobierno. como nuevo gran duque de Toscana.







Anna Maria Luisa de' Medici (1667-1743).jpg
Retrato de Anna María Luisa de Médici realizado por el pintor italiano Antonio Franchi (1638-1709). Fue la última de la familia Médici  en residir en Florencia hasta su muerte el 18 de febrero de 1743 (Imagen procedente de  https://it.wikipedia.org )





La última representante de los Médici, la hermana de Gian Gastone, Anna María Luisa de Médici, siguió viviendo en Florencia hasta su muerte el 18 de febrero de 1743, también, al igual que sus dos hermanos, sin dejar descendencia. Fue ella quien legó a la ciudad todas las obras de arte que atesoraba su familia y que a partir de entonces  se expondrían en lo que hoy es uno de los museos más visitados del mundo, la Galleria degli Uffizi . Escribe Eladio Romero que "en señal de luto los florentinos no celebraron el Carnaval aquel año" Sería muy difícil entender a Florencia sin nombras a los Médici. Aquí acaba ésta historia que nos ha conducido desde el siglo XIV , cuando Giovanni di Bicci de Médici (1360-1429) fundaba el Banco Médici que pondría las bases sobre las que se levantaría la fortuna y el poder de la familia. A partir de entonces   conocimos a seis grandes duques, a dos reinas de Francia, Catalina de Médici (1519-1589) y María de Médici (1575-1642), a cuatro papas , León X (1475-1521) , Clemente VII (1478-1534), Pío IV (1499-1565) y León XI (1535-1605) y a muchas de las figuras más fascinantes de la historia del arte y de las ciencias del Renacimiento sobre los que los Médici ejercieron su mecenazgo. He dejado fuera de este relato, ya muy largo para lo que es el Mentidero, una cantidad ingente de nombres, datos e historias  que requerirían un libro entero . Esto ha sido sólo un intento de esbozo de una historia cuyos límites superan con mucho mis conocimientos y la capacidad de éste blog, pero espero haber mostrado al lector que haya tenido la paciencia de llegar hasta aquí al menos un atisbo de la odisea  de esta familia que dejó para siempre su huella en la cultura y en la historia de Europa y del mundo desde una hermosa ciudad  de la Toscana . Esta fue la historia de los Médici de Florencia.






Stemma
La mejor forma de despedir esta larga historia es con el escudo de la Familia Médici que durante casi trescientos años gobernó los destinos de Florencia
(Imagen procedente de https://it.wikipedia.org ) 



Enlace con la primera parte de  "Los Médici: señores, banqueros y mecenas de Florencia"
https://chrismielost.blogspot.com.es/2016/12/los-medici-senores-banqueros-y-mecenas.html

Enlace con la segunda parte de  "Los Médici: señores, banqueros y mecenas de Florencia"
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/12/los-medici-senores-banqueros-y-mecenas_13.html


Enlace con la segunda parte de  "Los Médici: señores, banqueros y mecenas de Florencia"
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/12/los-medici-senores-banqueros-y-mecenas_17.html
Enlace con la cuarta parte de  "Los Médici: señores, banqueros y mecenas de Florencia"
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/12/los-medici-senores-banqueros-y-mecenas_20.html

Enlace con la quinta  parte de  "Los Médici: señores, banqueros y mecenas de Florencia"
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/12/los-medici-senores-banqueros-y-mecenas_26.html

Enlace con la sexta  parte de  "Los Médici: señores, banqueros y mecenas de Florencia"
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/12/los-medici-senores-banqueros-y-mecenas_28.html




El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost


Famosos