sábado, 8 de octubre de 2016

VLAD III TEPES, EL HIJO DEL DRAGÓN (CUARTA PARTE)

Retomamos nuestra historia en la primavera de 1440 , en un momento muy delicado para Europa Oriental. Por un lado la permanente amenaza del Imperio Otomano gobernado por el sultán Murad II (1404-1551) que lleva la iniciativa en la región . Acaba de ocupar el Despotado de Serbia obligando al déspota serbio Jorge Brankovic (1377-1456) a buscar refugio en Hungría después de que cayera la capital del Despotado, Smederevo. El voivoda de Valaquia, Vlad II Dracul (hacia 1390-1447) no ha tenido más remedio que convertirse en vasallo del sultán para no ver como su principado era arrasado y  por ello colabora en la campaña turca en Transilvania. El rey de Bosnia, Esteban Tvrtko II (fecha desconocida -1443) también es vasallo del sultán. , con lo que los tres estados que formaban el cordón de seguridad de Hungría frente al Imperio Otomano o bien están ocupados por el ejército del sultán. el Despotado de Serbia,  o bien son sus vasallos, el Reino de Bosnia y el Principado de Valaquia. A ello hay que sumar los problemas internos del reino húngaro después de la súbita muerte del rey Alberto II de Habsburgo (1397-1439) el 27 de octubre de 1439. En ese momento no tenía heredero y todo dependía del hijo que esperaba su esposa,  Isabel de Luxemburgo (1409-1442) , pero una facción de la nobleza húngara, entre los que se contaba uno de los nobles que más había destacado en los últimos años en la lucha contra los enemigos de Hungría, Juan Hunyadi (entre 1387/1409-1457), consideran que en la actual situación no pueden permitirse tener de rey a un recién nacido y dan su apoyo al  joven rey de Polonia  Vladislav II Jagellón 1424-1444). Era una opción bastante lógica porque  la unión de Polonia y el Gran Ducado de Lituania formaba uno de los estados de mayor tamaño  y  más poderosos de Europa que además tenía como vasallo al Principado de Moldavia. Si Vladislav III se convertía en rey de Hungría  y la unía a los territorios sobre los que ya gobernaba más el Principado de Moldavia constituiría una potencia formidable que podría hacer retroceder a los otomanos y expulsarlos de Europa.  







Bacciarelli - Władysław III.jpeg
A lo largo de estos artículos sobre estos años ya os habréis dado cuenta que apenas tenemos retratos contemporáneos de nuestros protagonistas. Mientras en Italia surgía el Renacimiento en la zona oriental de Europa las continuas guerras y la inestabilidad política no dejaba mucho tiempo para posar  ante un pintor. El que veis sobre estas líneas es un retrato imaginario del  Rey de Polonia con el nombre de  Vladislav III y  de Hungría y Croacia como Vladimir I  realizado por el pintor italiano Marcello Bacciarelli (1731-1818). Hijo  del rey de Polonia y Gran Duque de Lituania Vladislav II (hacia 1362-1434) y de la princesa lituana Sofía de Halshany (hacia 1405-1461)  heredó el trono polaco con sólo diez años en 1434 y seis años más tarde ya era , además de rey de Polonia, rey de Hungría y de Croacia cuando la mayor parte de la nobleza húngara  decidió que era la mejor opción tras la muerte del anterior rey húngaro Augusto II de Habsburgo (1397-1439).  Con la amenaza constante del Imperio Otomano no era adecuado que el trono húngaro quedase en manos de un niño recién nacido como era Ladislao el Póstumo nacido en febrero de 1440. Además el joven rey polaco  gobernaba sobre un inmenso territorio, que incluía al Gran Ducado de Lituania que, aunque era independiente de facto tenía al frente a miembros de la familia Jagellón a la que pertenecía Vladislav III. De hecho al frente del Gran Ducado de Lituania estaría a partir de junio de 1440 su hermano Casimiro Jagellón (1427-1492) . Gracias al apoyo de Juan Hunyadi y de buena parte de la nobleza húngara derrotaría a Isabel de Luxemburgo en la guerra civil que se prolongaría durante dos años , hasta la firma de la paz en diciembre de 1442 que confirmaba definitivamente a Vladislav como rey de Hungría y Croacia https://es.wikipedia.org)
(Imagen procedente



La facción de la nobleza liderada por Hunyadi le elige como rey de Hungría, pero mientras Isabel, que había abandonado la corte donde no se sentía segura  llevándose con ella la Corona de San Esteban, la misma con la que se había corona el primer rey de Hungría, Esteban I (975-1038), y con la que a partir de entonces habían sido coronados todos los reyes de Hungría. Su intención era , si tenía un hijo varón, coronarlo con ella y convertirlo así en el legítimo rey de Hungría. El 22 de febrero de 1440 Isabel daba a luz a un niño al que bautizó con el nombre de Ladislao y que al nacer meses después de la muerte de su padre sería conocido como Ladislao el Póstumo (1440-1457). Tres meses más tarde  llega a Buda el rey polaco  mientras que al mismo tiempo Isabel hace coronar a su hijo  el 15 de mayo en la ciudad de Székesfehérvár ,situada a unos 65 kilómetros de Buda y a continuación Isabel con su hijo y la corona huyen a Bratislava , hoy capital de Eslovaquia y entonces dentro de los territorios del Sacro Imperio, para ponerse bajo la protección del nuevo emperador del Sacro Imperio  Federico III (1415-1493). Mientras, el 17 de julio Vladislav III también se corona, aunque al no  disponer de la Corona de San Esteban tiene que utilizar una sustituta. Como parecía inevitable  los partidarios de Ladislao el Póstumo  y los de Vladislav III se enfrentan por el trono húngaro  en una guerra civil, circunstancia que  el sultán  otomano aprovecha para retomar la campaña en los Balcanes e inicia el asedio de Belgrado, mientras el voivoda de Valaquia, Vlad II Dracul  se halla sumido en la duda. Sabía que no podía fiarse de Murad II y que aunque fuera su vasallo en cualquier momento el sultán podía decidir ocupar Valaquia y convertirla en una provincia más del Imperio Otomano como le estaba sucediendo a Serbia, pero, por otro lado, la división dentro de Hungría no hacía pensar que pudiera recibir alguna ayuda desde allí. Tampoco el sultán se fía del voivoda valaco y  ordena que entregue a dos de sus hijos como rehenes, una practica muy habitual en la época . Vlad decide que permanezca con él su hijo mayor , Mircea (1428-1447) y envía con los turcos a su segundo y tercer hijo,  Vlad Draculea (1431-1476), quien en le futuro se convertirá en el voivoda Vlad III Tepes,  y Radu (hacia 1437-1475). En enero de 1441  las fuerzas partidarias de Vladislav III dirigidas por Juan Hunyadi derrotan a los partidarios de Ladislao el Póstumo  y el rey polaco premia por ello a Hunyadi  nombrándolo voivoda de Transilvania y capitán general de Belgrado. 





La Corona de San Esteban o  Santa Corona Húngara con la que ya fue coronado el primer rey de Hungría Esteban I (975- 1038) el día de Navidad del año  1000 (aunque hay fuentes que señalan como fecha de coronación el 1 de enero de 1001)  y con la que tradicionalmente eran coronados  los reyes húngaros. Hecha de oro y con diecinueve imágenes esmaltadas  acompañadas de perlas y piedras preciosas. Esta fue la corona que se llevó  Isabel de Luxemburgo con ella cuando abandonó  Buda temiendo  algún tipo de conspiración contra ella y su hijo  y con la que le coronaría el 22 de mayo de 1440, aunque el valor simbólico de la corona  no fue suficiente para garantizar el trono para su hijo, aunque cuatro años más tarde Ladislao el Póstumo si se convertiría en rey a los cuatro años de edad Por cierto, observaréis que la cruz de la parte superior está torcida. No fue hecha así, sino que se cree que quedó torcida en algún momento del siglo XVII al meterla de forma incorrecta en la caja donde quedaba guardada
(Imagen   procedente de https://es.wikipedia.org )





Hunyadi dará muestras de su valía rechazando al ejército turco que asediaba Belgrado  en septiembre causando grandes daños a las fuerzas del sultán. Un par de meses después, como nos cuenta el historiador y filólogo alemán Ralf Peter Märtin(1951-2016) en su obra "Drácula, Vlad Tepes, el Empalador y sus antepasados" que nos está guiando a lo largo de ésta historia, en noviembre de 1441  Juan Hunyadi se reunirá con Vlad II en la capital de Valaquia, Tirgoviste en un intento de Hunyadi de unir al voivoda valaco en la lucha contra el sultán, pero Vlad está atado por sus dos hijos que se hallan en manos de los turcos como rehenes. Entramos en el año 1442  y en marzo de éste año cae sobre Transilvania un ejército enviado por Murad II  dirigido por el noble otomano Mezid Bey. Hunyadi no tiene tiempo para reunir un ejército lo bastante numeroso y es derrotado en un primer enfrentamiento, pero aún así no se rinde y unos días después, el 25 de marzo de 1442 ,  ya con un plan de batalla preparado, infligirá una dura derrota a las tropas otomanas en la batalla de Gyulafehèrvar en la  que encuentra la muerte el propio Mezid Bey  y miles de sus hombres.  Tras ésta victoria  Hunyadi logra que Vlad II Dracul se una a él  aunque nunca tendrá demasiada confianza en la lealtad del voivoda valaco. Mientras, el sultán no puede consentir que el poderío otomano se ponga en entredicho y está decidido a ocupar tanto Valaquia como Transilvania. Dirigidos por el comandante otomano Shabaddin Beylerbey, un ejército que según las fuentes que se consulten oscila entre los 40.000  y los 80.000 efectivos , entran en Valaquia en junio , con la intención de ocuparla y utilizarla de base para aplastar a continuación a Hunyadi en Transilvania. Escribe Märtin que "envió el grueso de su caballería y gran parte de la infantería  a que devastaran Valaquia  mientras el permanecía con el resto de las tropas en un campamento fortificado"  A continuación se dirigió a Transilvania donde Hunyadi había reunido un ejército de apenas unos quince mil hombres. Pero el hábil comandante húngaro supo atraer a las tropas otomanas a un lugar donde la superioridad numérica no fuera clave, las Puertas de Hierro, un estrecho natural que separa el sur de los Cárpatos del norte de los Balcanes y que hoy se halla en la frontera entre Serbia y Rumanía.






Resultado de imagen de mapa de valaquia mircea I
Recupero este mapa que os estoy incluyendo en las diferentes partes de ésta historia porque es , de los que he encontrado, el que mejor recrea el escenario  de  este pulso entre el Imperio Otomano y los reinos cristianos de Europa Oriental .
(Imagen procedente de  https://en.wikipedia.org )



Retrato anónimo de la reina Isabel de Luxemburgo, hija del rey de Hungría y Croacia  y emperador del Sacro Imperio, Segismundo de Luxemburgo (1368-1437),  y esposa del rey de Hungría y Croacia  Alberto  II de Habsburgo . Lucharía contra Vladislav III de Polonia y buena parte de la nobleza húngara para defender los derechos al trono de su hijo Ladislao, nacido  casi cinco meses después de la muerte de su padre . Isabel moriría apenas cinco días después de firmar la paz con Vladislav el 14 de diciembre de 1442 y corrieron rumores de que pudo ser envenenada. Fuera como fuese dejaba , además de a su hijo Ladislao que quedaba bajo la tutela del emperador del Sacro Imperio Federico III (1415-1493),  a otras dos hijas, Ana de Luxemburgo (1432-1462) e Isabel de Austria (hacia 1436-1505), que en el futuro llegaría a ser reina de Polonia y Gran Duquesa de Lituania a través de su matrimonio con el rey de Polonia Casimiro IV, hermano de Vladislav III.
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org



Fue allí donde el 6 de septiembre de 1442 tuvo lugar la batalla de Vaskapu o de las Puertas de Hierro donde el ejército otomano fue aplastado  "los húngaros - escribe Ralf Peter Märtin - se apoderaron de doscientas banderas  y un importante botín . Cinco mil turcos fueron hechos prisioneros"  Aproximadamente la mitad del ejército otomano cayó en la batalla y Shabaddin Beylerbey escapó por poco. El prestigio de Hunyadi  se afianzó todavía más como caudillo militar  y Vlad II Dracul era consciente que no le quedaba más remedio que apostarlo todo a la carta de su alianza con Hungría porque ya no podía esperare ningún trato suave por parte del sultán. De momento el peligro inmediato sobre Valaquia y Transilvania había quedado conjurado pero Hunyadi y Vlad sabían que antes o después los turcos regresarían.  Entre tanto en Hungría se pone punto final a la guerra civil con la firma de un acuerdo de paz entre Vladislav  e Isabel de Luxemburgo el 14 de diciembre de 1442. Apenas cinco días después de la firma la reina Isabel de Luxemburgo fallecía el 19 de diciembre de 1442 con sólo treinta y tres años de edad entre rumores de haber sido envenenada. Vladislav se convierte definitivamente en el dueño del trono húngaro con el nombre de Vladislav I de Hungría y Croacia, mientras que Ladislao el Póstumo permanece bajo la tutela del emperador Federico III.  Entre tanto en el frente bizantino  el emperador Juan VIII(1392-1448) había hecho un último intento por conseguir el apoyo de los estados europeos de Occidente para enfrentarse a los otomanos y para ello era consciente que había que poner punto final al Cisma de Oriente  y Occidente  de 1054  que dividió a la cristiandad en Iglesia Católica con sede en Roma e Iglesia Ortodoxa con su primado en Constantinopla.  En 1437 Juan VIII emprendía viaje a Italia  donde se estaba celebrando un concilio que tuvo como sede primero Ferrara y a continuación Florencia. Será en ésta última ciudad donde  se acordó en 1439 la Unión de las Iglesias que en teoría ponía punto final al cisma, aunque como en tantos otros intentos anteriores acabaría en nada. Juan VIII esperaba que de esa forma tuviera efecto un nuevo llamamiento a la cruzada y así fue aunque no con los resultados que esperaba . En enero de 1443 el papa Eugenio IV(1383-1447) convoca a los reinos cristianos a una cruzada contra el Imperio Otomano cuyo primer objetivo sería evitar la caída de Constantinopla que se encontraba completamente rodeada . Como escribe Ralf Peter Märtin, conservar Constantinopla era clave  porque con ella "la cristiandad disponía de una ciudad fortificada  en el centro del Imperio Otomano"





Este mapa recrea , aunque con alguna imprecisión, la situación del Mediterráneo Oriental en la época que estamos tratando, la década de 1440. Podéis ver la situación del Emirato de Karaman o de Karaman que en los primeros años de la década de 1440 atacará al Imperio Otomano lo que llevará a Murad II a firmar un tratado de paz con el rey de Hungría para poder concentrar sus fuerzas en la lucha contra éste emirato turco .La isla de Chipre que se encuentra justo frente a la costa del Emirato de Karaman no es una posesión genovesa como indica el mapa sino que era gobernada por el rey Juan II de Chipre (1418-1458) perteneciente a la dinastía francesa de los Lusignan que gobernaban sobre la isla desde finales del siglo XII. En color azul la isla de Rodas, sede de la Orden de los Caballeros de San Juan y en color violeta los territorios que todavía se hallaban bajo la soberanía del emperador bizantino que residía en Constantinopla.  En color verde algunas de las posesiones de la República de Venecia, que controlaba la costa dálmata , las islas Jónicas, Creta , las islas Cícladas (entre ellas Santorini y Mykonos)  y la isla de Eubea .  En cuanto a los genoveses casi todas sus posesiones se hallaban cerca de la costa  de la actual Turquía,  como las islas de Lesbos, Samos y Quíos. Tanto Génova como Venecia controlaban también sendos barrios en Constantinopla que habían sido cedidos por el emperador a sus comerciantes. Por último. aunque no aparece señalado en el mapa,   el duque florentino Nerio Acciuoli II gobernaba el ducado de Atenas y Beocia. Todos ellos estados demasiado pequeños para poder hacer frente al Imperio Otomano , aunque las flotas de Génova y Venecia si tenían una gran importancia estratégica, en particular la veneciana que era considerada la más importante del Mediterráneo mientras que los turcos carecían de ella y, como veremos más adelante, tuvieron incluso que contratar a los genoveses para que les ayudaran a cruzar el Estrecho del Bósforo con sus naves
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org)



Además de Constantinopla  en la región quedaban algunos otros pequeños enclaves cristianos como la isla de Rodas, sede de la Orden de los Caballeros de San Juan,   el reino  de Chipre  donde desde finales del siglo XII gobernaba  la familia francesa de los Lusignan  fundada por el que fuera rey de Jerusalén Gui de Lusignan (1159-1194) , y el Ducado de Atenas gobernado por la familia de origen florentino de los Acciaioli. Pero ninguno de ellos tenía fuerza suficiente para detener a los otomanos. El llamamiento a la cruzada fue predicado con particular ardor por el cardenal Eneas Silvio Piccolomini (1405-1464) que dibujaba este retrato del Imperio Otomano "El pueblo enemigo de nuestra fe carece de toda pureza y santidad. Destruirá y profanará la noble Iglesia. Se trata de hombres absolutamente  salvajes, enemigos de la decencia y la educación. El pueblo no es honrado, es experto en toda suerte de impudicias  y prostituciones , adora los burdeles  y devora todo lo espantoso; no conoce el vino, ni el cereal , ni la sal". Mientras  Piccolomini se esfuerza en  lograr apoyos para la cruzada Juan Hunyadi no se está quieto y  logra la alianza del emirato turco de Karaman que seguía conservando su independencia . También centra Hunyadi  su atención en Bosnia , donde el rey Esteban Tvrtko II ha perdido el control sobre la parte oriental del reino que se halla bajo el poder otomano. y el voivoda de Transilvania sabía que era vital controlar Bosnia porque, como señala Ralf Peter Märtin " estando Bosnia en poder de los turcos ,podía sorprender a Hungría por el flanco, separarla del Adriático, avanzar contra Venecia e invadir Austria" con lo que  rodearía a Hungría y tendría abierto el camino hacia el corazón de Europa y hacia  Roma. Por otro lado, la población campesina de Bosnia no guardaba una gran simpatía hacia la Iglesia Católica  . Ello se debía a que la mayoría de ellos pertenecían al movimiento religioso de los bogomilos, nombre que puede traducirse como "los amados de dios" o "los amigos de Dios", que procedería del nombre de su presunto fundador llamado Bogomilo, que había surgido a lo largo del siglo X  y guardaba muchos puntos en común con otros movimientos considerados heréticos por la Iglesia como los cátaros y los valdenses. 







En este mapa vemos la expansión  de la doctrina bogomila a partir del siglo X desde sus orígenes en Bulgaria  hacia el oeste, primero difundiéndose por Serbia y Bosnia y después hacia el norte de Italia y , sobre todo, el sur de Francia, donde estaría en el origen de otros movimientos hermanos como los valdenses y los cátaros . Pero recurro mejor a la historiadora francesa de origen ruso Zoe Oldenburg (1916-2002) que en su obra "La hoguera de Montsegur" escribe sobre los bogomilos
"No sabemos si el fundador de ésta religión se llamaba en verdad Bogomilo , si esta denominación era un simple sobrenombre , o si , siguiendo una tendencia corriente entre los eslavos, este nombre servía para designar a un personaje simbólico y colectivo  que acabó siendo tomado por  un hombre que realmente existió. Los orígenes de la secta son oscuros, su difusión rápida y su dinamismo incontestable.  No sólo los bogomilos fueron cada vez más numerosos en Bulgaria a pesar de las persecuciones , ya que sus tendencias revolucionarias inquietaban a las clases dirigentes , sino que muy pronto enviaron sus misioneros por todo el mundo mediterráneo. La nueva religión llegó a Bosnia y a Serbia donde se mantuvo  tan bien que a menudo llegó a constituirse en una auténtica religión de estado  y no fue aniquilada hasta el siglo XV por la invasión turca"
Curiosamente antes de que se produjera la invasión otomana de Bosnia, la población campesina, en su mayoría campesina, veía con buenos ojos a los otomanos pues en aquel momento parecía ofrecer una mayor tolerancia el sultán Murad II que los reyes cristianos , lo que inquietaba a Juan Hunyadi pues si Bosnia caía en manos de los otomanos se abría un camino hacia el corazón de Europa  que los húngaros no podrían taponar.
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org)



Entre  sus preceptos negaban la validez de los sacramentos cristianos, desde la eucaristía al bautismo de los niños aunque si admitían el de los adultos, defendían la existencia de dos principios creadores, uno del bien y otro del mal, rezaban en casa  sin necesidad de sacerdotes y sin tener que construir templos para reunirse, criticaban la inmoralidad del clero y la corrupción de la Iglesia, negaban también el concepto de la Santísima Trinidad y el nacimiento divino de Cristo y llamaban a  recuperar la doctrina original del cristianismo y el retorno  a una vida más ascética. La Iglesia, al igual que había hecho con los cátaros, persiguió a los bogomilos  que tienen uno de sus centros principales en Bosnia . Como señala Ralf Peter Märtin, era frecuente que  presuntos cruzados húngaros atravesaran la frontera y  desarrollaran su particular cruzada capturando herejes bogomilos con el permiso de la Iglesia para luego hacer negocio con ellos vendiéndolos como esclavos y , como escribe Märtin " el que no era bogomilo  podía ser acusado de serlo y fácilmente  se encontraban razones para esclavizarlo.  En estas circunstancias, no es de extrañar  que se extendiera  por el territorio un sentimiento de simpatía  hacia los turcos ; al menos en el lado turco  se garantizaba la libertad de culto , aunque no se cumpliera la promesa de suprimir la esclavitud"  Por todo ello, Bosnia corría un serio peligro de caer por completo en manos del Imperio Otomano.  Pero nada de esto movilizará  a los reinos cristianos que no se sumarán al llamamiento a la cruzada. Finalmente , en el verano de 1443 el ejército cristiano estaba formado sólo por las tropas de Hungría y Polonia bajo el mando del rey de ambos reinos Vladislav III   de Polonia y I de Hungría  , a las que se adhiere un pequeño contingente del Despotado de Serbia enviado por Jorge Brankovic  que esperaba poder liberar Serbia del yugo otomano , y alrededor de 4000 hombres enviados por el voivoda de Valaquia, Vlad II Dracul, aunque no sera el quien lidere sus tropas , prefiriendo mantenerse en un segundo plano  ya que , recordemos, dos de sus hijos, Vlad y Radu , se hallaban todavía como rehenes en territorio otomano y quería tener un margen de maniobra para dar marcha atrás si la cruzada salía mal. En total reunían alrededor de 35.000 hombres  que no cruzarían el Danubio  hasta el mes de octubre, pues Hunyadi y el rey Vladislav querían sorprender con una campaña invernal completamente inesperada para los otomanos. 





Pintoricchio 014.jpg
Retrato de Eneas Silvio  Piccolomini  convertido ya en el papa Pío II, sería elegido en 1458, obra del pintor italiano Pinturicchio (1454-1513). Nacido en el seno de una familia de la nobleza de la República de Siena en Italia, era un intelectual y humanista, que ya como pontífice sería protector de las artes y la cultura. Estuvo al servicio del emperador del Sacro Imperio  Federico III . Fue uno de los más firmes impulsores de la fallida cruzada convocada por el papa Eugenio IV en enero de 1443, pero ningún reino cristiano acudió a la llamada papal a pesar de que gran parte de Europa Oriental se hallaba en grave peligro de caer en manos del Imperio Otomano. Hasta la propia nobleza húngara y polaca se hallaba dividida
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org)




El 3 de noviembre de 1443 el ejército cruzado hacía su entrada en la  ciudad serbia de Nis  después de derrotar a un ejército otomano dirigido por su comandante Kasim Pasha en una serie de cinco batallas englobadas bajo el nombre de batalla de Nis   ,causándole al menos  seis  mil bajas entre muertos, heridos y  prisioneros. Ralf Peter Märtin recoge una carta de un esperanzado cardenal Eneas  Silvio Piccolomini que después de ésta primera victoria cristiana escribe "Existe la esperanza  de que la victoria en esta región traiga aparejados importantes cambios desfavorables a los turcos , y de que caigan muchos de aquellos que aún les obedecen" En diciembre el ejército cristiano encabezado por Hunyadi  llega a Sofía, la actual capital de Bulgaria, y desde allí  se dirige hacia Adrianópolis, Edirne para los turcos,  que era la capital otomana de sus territorios en Europa , donde les esperaba un ejército dirigido por el propio sultán Murad II. El 12 de diciembre se enfrentan en la batalla de Zlatitsa, en un paso montañoso hoy situado en Bulgaria,   donde en esta ocasión la victoria sonreirá a los otomanos. En todo caso las duras condiciones del clima y las epidemias que se propagaron  entre los dos ejércitos y la falta de víveres hizo que las operaciones militares se detuvieran  y el ejército cristiano abandonó la campaña regresando a Buda a comienzos de febrero de 1444.  Mientras,  ese mismo  año se iba a sumar un nuevo e inesperado aliado para el rey de Hungría y Polonia . Para conocerlo tenemos que irnos hasta las tierras de Albania, que a finales del siglo XIV y comienzos del siglo XV estaba dividida en pequeños principados que se habían visto forzados a convertirse  en vasallos del Imperio Otomano ya en tiempos del sultán Bayaceto I (1360-1403). Uno de estos príncipes era Gjon Kastrioti (fecha desconocida -1437), miembro de una de las familias más importantes de Albania, los Castriota. Al igual que ya hemos visto que tuvo que hacer Vlad II Dracul con dos de sus hijos,  Gjon Kastrioti también tuvo que enviar a la corte otomana a varios de sus hijos en calidad de rehenes, entre ellos uno llamado Jorge Castriota (1405-1468). Jorge se educó en la lengua turca y en la religión musulmana  llegando a convertirse al Islam  y además también fue instruido en las tácticas militares del Imperio Otomano.  Haría carrera dentro del ejército turco  y llegó a recibir un mando militar y un feudo , adoptando el nombre de beg Iskender (príncipe Alejandro) , una referencia al antiguo rey macedonio  Alejandro Magno (356-323 a. C)  por su valor y las victorias que conseguía en el campo de batalla. Iskender se transformará en lengua albanesa en Skanderbeg  que es como me referiré a él a partir de ahora. 





File:Ruiterstandbeeld Skanderbeg in Tirana.jpg
Escultura de Jorge Castriota "Skanderbeg" en la Plaza Skanderbeg en  Tirana, la actual capital de Albania. Al igual que los hijos de Vlad II Dracul,  Jorge Castriota había sido enviado al Imperio Otomano como rehén para garantizar la lealtad al sultán de su padre, Gjon Kastrioti, que gobernaba sobre uno de los príncipados en los que estaba dividida Albania. Pero a pesar de haberse convertido al Islam y de luchar muchos años al frente de las tropas otomanas ganándose el afecto de Murad II, durante la batalla de Nis en noviembre de 1443 decidió desertar , abandonó el Imperio Otomano y regresó a Albania, unificándola y convirtiéndose a partir de ese momento en una pesadilla continua para el Imperio Otomano hasta su muerte el 17 de enero de 1468. Ralf Peter Märtin recoge un texto donde  se describe el carácter indómito de los albaneses,  que hacía tan difícil vencerlos para los otomanos
"El albanés es ,para el extranjero, tan serio, huraño y hostil como su propio país. Su contextura musculosa, fuertemente elástica, su rostro grave, de rasgos graníticos e implacables, sus ojos de mirada fría, amenazadora y despreciativa , combinan perfectamente con la naturaleza de la montaña  en la que viven. Esta gente es recelosa y desconfiada, incluso entre sí. No obstante se unen todas contra el intruso,  al igual que las rocas que les rodean"
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )     




Después de años al servicio del Imperio Otomano , cuando se desarrolla la campaña de Vladislao y Hunyadi  en noviembre de 1443,  Skanderbeg decide abandonar el ejército otomano durante la batalla de Nis  y junto a tres mil albaneses dirigirse a Albania para liberarla del dominio turco.  Una vez en Albania  logró convencer a los pequeños príncipes albaneses para que se pusieran bajo  su mando formando la Liga de Lezhe y se rebelaron contra el sultán reuniendo un ejército que , según las fuentes que se consulten, podría oscilar entre los 10.000 y los 20.000 hombres. Ralf Peter Märtin recoge este fragmento de la "Crónica de los sultanes turcos", un texto de autor  anónimo  donde leemos que "Cuando el sultán Murad II se enteró (de la traición de Skanderbeg al que tenía en gran aprecio) , envió a un mensajero para que convenciera a Castriota para que regresara prometiendo dispensarle  honores aún más altos.  Pero él (Skanderbeg) , envió ésta respuesta:  "Mientras yo sea Jorge  y tú Murad , no volveré a ti. Pero cuando tú seas un Jorge como yo (es decir, si Murad se convertía al cristianismo) , entonces volveré  y tu estarás a mi servicio" Cuando el sultán escuchó esto, estalló e improperios contra él" Así las cosas la guerra era inevitable.  El 29 de junio de 1444 el ejército albanés derrotaría a un ejército turco que contaba  entre los 25.000 y los 40.000 hombres  bajo el mando de uno de sus más experimentados comandantes, Ali  Pasha, en la batalla de Torvoll. Miles de turcos murieron, entre  ocho mil y veintidós mil con la  disparidad característica sobre las cifras de esta época, pero lo que nos interesa es que Skanderbeg había reafirmado la independencia de Albania con respecto al Imperio Otomano y ahora ofrecía su alianza al rey de Hungría para proseguir la ofensiva interrumpida en febrero.  Pero la nobleza húngara y polaca no estaba por la labor de regresar al campo de batalla aunque era un momento clave ahora que habían logrado que parte de Serbia recuperarse su independencia y contando con el apoyo de Valaquia y ahora también de Albania  Juan Hunyadi propuso contratar mercenarios pero pronto se dio cuenta que sin el apoyo de la nobleza húngara y polaca no habría forma de organizar un ejército con la fuerza suficiente para derrotar a los otomanos. Por su parte, el sultán Murad II  "ofreció  desocupar  Bosnia y Serbia - escribe Märtin - reconocer la soberanía de Hungría en Valaquia  y pagar una multa de guerra .El acuerdo tendría una validez de diez años "





Giuliano Cesarini.jpg
Retrato del cardenal Giuliano Cesarini (1398-1444) que hoy se encuentra expuesto en la Universidad de Bolonia. En 1443  el papa Eugenio IV  envió a Cesarini como legado papal a Hungría después de convocar la cruzada en enero de aquel año. Sería él quien convencería al rey de Hungría para que rompiera su recién firmado acuerdo de paz con el sultán Murad II  y emprendiera de nuevo la guerra. Un consejo que se demostraría un gran error y que costaría la vida tanto al rey como al propio cardenal  
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org)



¿La razón de éste generoso ofrecimiento ? La campaña invernal de 1443 , aunque no había supuesto una victoria absoluta  sobre las fuerzas otomanas, había contribuido a crear una cierta inseguridad en el Imperio Otomano, a lo que se unió la rebelión albanesa y la dura derrota que Skanderbeg les había infligido en la  batalla de Torvoll en junio de 1444 . Además, en Anatolia  el Imperio estaba siendo atacado por el emirato de  Karaman   e incluso desde Constantinopla los bizantinos trataban de ampliar en lo posible sus exiguos territorios. Murad II necesita un tiempo de paz con los cristianos para reorganizar sus fuerzas y ocuparse de los problemas internos . Juan Hunyadi insistió  al joven rey Vladislav que aceptara aquel ventajoso acuerdo y de esta forma el 1 de agosto de 1444 era firmado el tratado de paz . Pero entonces interviene el legado papal en Hungría, el cardenal Giuliano Cesarini (  1398-1444) , que convenció al rey , que recordemos que tenía apenas veinte años de edad lo que hacia que fuera más facilmente influenciable, , para que rompiera el acuerdo con el sultán y defendiera lo intereses de la cristiandad. Tanto Juan Hunyadi como el resto de nobles trataron de disuadir al rey , era una temeridad romper un acuerdo tan favorable  y sin contar con un ejército lo bastante fuerte para derrotar al sultán. Jorge Bránkovic, el déspota de Serbia,  envió una carta al rey casi rogando que no rompiera el acuerdo pues sería poner en peligro todo lo que se acababa de conseguir, entre otras cosas la recuperación de la independencia serbia "Señor - escribe Brankovic -  he confiado  en las palabras que me dirigiste  hace poco tiempo , a saber , que no emprenderías nada contra los turcos sin mi consejo. No sé qué consejo sigues ahora, que ya no tomas  en cuenta aquello y te dispones  tan súbitamente y sin necesidad  contra los turcos. Debes saber que de ningún modo me hallo en condiciones  de hacer lo propio, puesto que bien enterado estás de que he recibido un país devastado.Debo reconstruir algunas ciudades y procurarles provisiones. Por esto te ruego que posponga esta guerra hasta la finalización del tratado de paz" Pero las palabras de Cesarini se impusieron sobre cualquier otro razonamiento y Vladislav rompió el acuerdo con el sultán. Sin embargo,  la retórica del cardenal Cesarini no fue suficiente para convencer al resto de la nobleza húngara y polaca y sin estos y sin el apoyo de  Jorge Brankovic, al inicio de la nueva campaña en septiembre de 1444  el rey contaba con apenas diez mil hombres. 





Mapa con los movimientos de la batalla de Varna librada a orillas del Mar Negro el 10 de noviembre de 1444 donde podemos observar el movimiento fatal del rey Vladislav cuando se lanzó contra el centro de la formación turca donde se encontraba el sultán otomano para capturarlo. Fue rodeado por la infantería jenízara y murió sobre el campo de batalla degollado. El día antes  el cardenal Cesarini, observando la superioridad numérica del ejército otomano, sugirieron que adoptaran una posición defensiva, utilizando la técnica de los husitas de los carros dispuestos en círculo  en espera de que llegara la flota papal para evacuar.Fue apoyado por otros nobles húngaros pero no por el rey ni por Hunyadi . Ya que no podían  retroceder ,  el ejército cristiano estaba atrapado en un triángulo formado por el Mar Negro, el Lago de Varna y una empinada ladera de cerca de 400 metros de altura cubierta de árboles,  Hunyadi se dirigió a todos diciendo
"Escapar es imposible, rendirse es impensable. Dejemos que nuestros brazos luchen con honor y valor"
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org)


El rey Vladislav se dirigió hacia  Nicópolis, en territorio de la actual Bulgaria,  donde se le debían de unir las fuerzas reunidas por Juan Hunyadi en Transilvania y el contingente del voivoda de Valaquia, Vlad II Dracul  , que habían logrado reunir cinco mil hombres cada uno.  El avance de las tropas de Vladislav no fue muy bien recibido por las tierras que iban atravesando ya que ,según Märtin, el cardenal Cesarini "había autorizado sistemáticamente  el saqueo  y la destrucción de todas las iglesias ortodoxas" . Ya reunidas todas las fuerzas en Nicópolis, el ejército cristiano sumaba veinte mil hombres. Durante el consejo de guerra en el que tomó parte Vlad II Dracul  se opuso a seguir la campaña porque  aquel ejército era del todo insuficiente para atacar al ejército del sultán  "ya que el emperador turco - afirmaba Vlad - lleva consigo a más personas  cuando sale de caza" Según Märtin estas palabras ofendieron a Juan Hunyadi que "acusó a Vlad Dracul de colaborar con los turcos. Como respuesta a esta afrenta personal, Vlad Dracul  empuñó su daga y a duras penas consiguieron separarlos" Después de esta violenta discusión  Vlad decidió abandonar el ejército y regresar a Valaquia mientras que dejó al frente del contingente valaco  a su hijo mayor Mircea (1428-1447).  A continuación el resto del ejército se encaminó hacia la ciudad de Varna a orillas del Mar Negro  donde deberían reunirse con los barcos  de la flota cristiana. Mientras,  el sultán había llegado a un acuerdo con la flota de la República de Génova que a cambio de  u suculento pago  cruzó a las tropas turcas el estrecho del Bósforo para depositarlas en territorio europeo, donde Murad II se reunió con otro ejército turco con el que probablemente cuadriplicaba las fuerzas  cristianas. Los dos ejércitos se enfrentarían el 10 de noviembre de 1444 en la batalla de Varna . A pesar de la inferioridad numérica de las tropas cristianas, el genio estratégico de Hunyadi  logró que la victoria estuviera al alcance cristiano hasta el punto que el sultán Murad II lo vio todo perdido y se disponía a huir del campo de batalla. Viéndolo, el joven e impetuoso rey Vladislav encabezó, ignorando el consejo de Juan Hunyadi , una carga de caballería de quinientos jinetes para capturar al sultán. Se metieron entre la infantería jenízara, que los rodeó y  entonces "el rey cayó en la lucha - nos cuenta Märtin - ; fue degollado  y su cabeza atravesada por una lanza  y alzada triunfalmente .El pánico cundió  en el ejército cristiano , y los intentos  de Hunyadi por continuar la batalla  no prosperaron"





Battle of Varna 1444.PNG
"La batalla de Varna" cuadro  el pintor polaco Jan Matejko (1838-1893) que recrea el momento culminante  de la batalla cuando el rey Vladislav, que ocupa el centro del cuadro a caballo , encabeza la carga de quinientos caballeros contra el centro de la formación turca con la intención de capturar  al sultán Murad II.  Cuando fue derribado y muerto la resistencia del ejército cristiano se vino abajo. Hunyadi habría tratado de recuperar el cuerpo del joven rey que no había escuchado el consejo de Hunyadi  de que permaneciera quieto hasta que el regresara de otra parte del campo de batalla , y sólo le quedó organizar una retirada en la que murieron miles de hombres
(Imagen procedente de https://en.wikipedia.org )      





Ambos ejércitos habían sufrido cuantiosas bajas, Entre los cristianos, además del rey también había caído  el cardenal Giuliano Cesarini.  En cuanto al contingente valaco, en un momento de la lucha  y viendo que la batalla iba a perderse, el príncipe Mircea  ordenó retirarse y volver grupas hacia Valaquia , lo que luego sería duramente criticado por los cronistas tanto húngaros como polacos considerándolo una traición , aunque como señala Märtin, lo que el joven Mircea mostró a sus sólo diecisiete años,  fue bastante sangre fría  para darse cuenta que era inútil que murieran más de sus hombres en una batalla perdida , fuerzas que posiblemente iban a necesitar en un futuro cercano.Las consecuencias de la derrota cristiana en la batalla de  Varna no iban a tardar en verse. En primer lugar la muerte de Vladislav  supuso de nuevo la separación de Polonia y Hungría.Mientras en Polonia ocupa el trono su hermano Casimiro IV Jagellón (1427-1492) en Hungría le sucederá  el hijo póstumo de Alberto II de Habsburgo  , Ladislao V el Póstumo (1440-1457) que apenas tiene cuatro años de edad.  Por su parte el voivoda Vlad II Dracul se dio cuenta de lo que aquella derrota significaba.  Antes o después Murad II se presentaría en las fronteras de Valaquia y era el momento  de cambiar de bando, así que cuando Juan Hunyadi cabalgaba por tierras de Valaquia para regresar a Transilvania después de la batalla de Varna, Vlad ordenó que fuera arrestado . Era una forma de mostrar al sultán que de ahora en adelante Valaquia  iba a convertirse en un fiel aliado del Imperio Otomano , por lo menos mientras así conviniera a Vlad II.  Por su parte , el sultán, lejos de querer avanzar hacia Valaquia  y Transilvania , regresó a la parte asiática de su imperio para acabar con la rebelión del emirato de Karaman.. Al tiempo, una embajada procedente de Hungría llegó a Valaquia exigiendo al voivoda la liberación de Juan Hunyadi. Así lo hizo Vlad, que ya había logrado lo que necesitaba, un gesto  de sumisión hacia el sultán. Escribe Märtin que Vlad  "acompañó personalmente  a Hunyadi hasta Transilvania y , al despedirse, le entregó exquisitos regalos como si nada hubiera pasado"





Ladislas the Posthumous 001.jpg
Retrato de autor anónimo del rey Ladislao V el Póstumo que se convierte en rey con  cuatro años de edad  en rey de Hungría y Croacia , quedando el reino bajo la regencia de Juan Hunyadi . El regente tenía que reorganizar la defensa del reino y eso comenzaba con recuperar la influencia sobre Valaquia donde Vlad II había regresado a rendir vasallaje al sultán por lo que necesitaba derrocarlo y poner en su lugar alguien en el que pudiera confiar. Hunyadi se alió con los boyardos valacos partidarios de la alianza con Hungría y en 1447 invadirá Valaquia  , derrota a las tropas del voivoda y dará muerte a su hijo Mircea y , poco después, Vlad II  sería  capturado y asesinado  cuando se disponía a cruzar el Danubio
(Imagen procedente de https://es.wikipedia.org )


En  el año 1445 la situación era de nuevo desoladora para los intereses cristianos.  Vlad II Dracul en Valaquia y Jorge Bránkovic en el Despotado de Serbia  se habían convertido de nuevo en vasallos del sultán.  Hungría y Polonia se habían dividido y en el trono húngaro había ahora un niño de cinco años de edad.  Constantinopla de nuevo tenía que pagar un tributo a Murad II y el sultán había derrotado al emirato de Karaman .Sólo Albania, gobernada con mano firme por Skanderbeg , se mantenía firme  pero el resultado de estos años de lucha  era que el Imperio Otomano cada vez aparecía más fuerte y poderoso .Märtin  vuelve a citar una carta del cardenal Eneas Silvio Piccolomini, el mismo que había predicado  en 1443 la cruzada contra los otomanos, donde muestra en sus palabras la depresión que se había apoderado de la Europa cristiana  "Vemos restringida y recluida en un rincón  la fe cristiana, ya que, después de  haber conquistado  el orbe entero  se la expulsa actualmente de Asia y África  y no se la deja en paz en Europa . Grande es el reino que tártaros y turcos  siguen ocupando en esta orilla del Don y el Helesponto , y los sarracenos en España; pequeño es el territorio que conserva el nombre de Cristo sobre la Tierra" En 1446 el sultán ofrece a Vlad II Dracul un pacto de alianza que éste acepta. Viendo ésto, Juan Hunyadi, que además de voivoda de Transilvania y capitán general de Belgrado es ahora también regente del reino de Hungría durante la minoría de edad de  Ladislao V,  decidió apoyar a los boyardos valacos contrarios a Vlad (recordemos que los boyardos es el nombre que se daba en la región a la nobleza)  y favorables a una alianza con Hungría . Vlad II se dispuso a la guerra . Las tropas húngaras dirigidas por el propio Hunyadi entran en 1447 en el principado de Valaquia derrotan al ejército del voivoda valaco, aunque Vlad consigue huir. No así su hijo mayor el joven Mircea, que es capturado, llevado a la capital , Tirgoviste, y según algunos relatos fue cegado con un hierro al rojo vivo y luego enterrado vivo.  En cuanto al destino de Vlad II  nos lo cuenta Märtin  "En las proximidades de Bucarest,  a tan solo sesenta kilómetros del Danubio salvador, Vlad Dracul fue apaleado hasta la muerte. Su tumba, si acaso le fue concedida una, no ha sido hallada hasta nuestros días " Con esta victoria Juan Hunyadi esperaba lograr que Valaquia fuera un aliado fiable  que le proporcionara los hombres y el dinero necesario para resistir la expansión otomana. El candidato elegido fue el nuevo voivoda de Valaquia, Vladislav II (fecha desconocida -1456)  , hijo de Dan II (fecha desconocida -1431) que si recordamos fue en diferentes ocasiones voivoda de Valaquia en la década de 1420. Pero si Hunyadi tenía lo que quería, un voivoda leal, aunque en esta época turbulenta las lealtades eran muy volátiles, es evidente que el nuevo voivoda no era del agrado del sultán  que había perdido a un valioso aliado. Pero Murad II contaba con dos cartas más, los hijos de Vlad II que desde hacía años vivían en el Imperio Otomano, Vlad  Draculea y Radu. Murad II ofreció a Vlad su apoyo para hacerse con el gobierno de Valaquia . A sus diecisiete años llegaba la hora de Vlad III y él será el protagonista absoluto de la última parte de esta historia. 




Enlace con la primera parte de  Vlad III Tepes, el hijo del Dragón
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/10/vlad-iii-tepes-el-hijo-del-dragon.html

Enlace con la segunda parte de  Vlad III Tepes, el hijo del Dragón
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/10/vlad-iii-tepes-el-hijo-del-dragon_2.html

Enlace con la tercera  parte de  Vlad III Tepes, el hijo del Dragón
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/10/vlad-iii-tepes-el-hijo-del-dragon_5.html

Enlace con la quinta  parte de  Vlad III Tepes, el hijo del Dragón
http://chrismielost.blogspot.com.es/2016/10/vlad-tepes-el-hijo-del-dragon-quinta.html

Enlace con la sexta parte de  Vlad III Tepes, el hijo del Dragón


El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost



Famosos