domingo, 19 de abril de 2015

PEQUEÑAS HISTORIAS DE LA HISTORIA: ELENA DE CÉSPEDES ,UNA CIRUJANA TRANSEXUAL EN LA CORTE DE FELIPE II

Hace dos años escribía en el Mentidero un artículo dedicado a la historia de las mujeres que fueron pioneras en la medicina, un camino que, al igual que el ejercicio de tantas otras profesiones, estuvo plagado de obstáculos que sólo muy recientemente  pudieron ser vencidos. Citaba entonces las palabras del dramaturgo y poeta griego Eurípides (480 a. C-406 a. C) que en su tragedia "Medea" ponía en boca de uno de sus personajes estas palabras que siendo de una obra del siglo V a. C podrían haber sido pronunciadas por cualquier mujer en casi cualquier sociedad hasta el siglo XX "De todos los seres que viven y piensan, las mujeres son las más desgraciadas. Un hombre, cuando está a disgusto en su casa, puede salir y librar su espíritu del hastío en el trato con sus amigos y los de su edad. Pero nosotras, las mujeres, no podemos mirar sino dentro de nuestro propio corazón" . En efecto, Las cuatro paredes del hogar era el pequeño mundo en el que quedaba constreñida la existencia cotidiana de millones de mujeres a lo largo de la historia.  El estudio y no digamos el ejercicio de una profesión, estaban prácticamente vetados a la mujer. Sólo aquí y allí brillaba un nombre solitario como un oasis en medio del desierto, un puñado de nombres entre millones de mujeres anónimas condenadas por su sexo a no poder vivir en plenitud e igualdad de derechos con los hombres. En una época tan tardía como finales del siglo XVIII la filósofo y escritora inglesa Mary Wollstonecraft(1759-1797) en su obra publicada en 1792 con el título de "Vindicación de los derechos de la mujer" reclamaba "Educad a a las mujeres como a los hombres. Ése es el objetivo que yo propongo. No deseo que tengan  poder sobre ellos , sino sobre sí mismas", es decir, dar a las mujeres las misma educación que las permitiera gozar de las mismas oportunidades que a los hombres, no para dominarles sino para que ellas fuesen dueñas de sus propias vidas


Catalina de Erauso.jpg
Retrato de Catalina de Erauso atribuido al pintor español Juan van der Hamen y León (1596-1631), en lo que se puede apreciar como su rostro tenía unos rasgos que la ayudaron a pasar por hombre . Llevaba siempre el pelo corto y los pechos vendados para que no se notaran. Era de carácter violento, amante de las peleas y a lo largo de su vida viviría muchos conflictos que en diversas ocasiones estuvieron muy cerca de llevarla a prisión durante mucho tiempo, pero siempre lograba librarse de una forma u otra. En sus memorias que no serían publicadas hasta mucho después de su muerte, ya en el siglo XIX, confesaría haber mantenido relaciones lésbicas y según ella misma contaba fue sorprendida en una ocasión por la dueña de una venta mientras estaba con la hija de esta  "andándole a la hija entre las piernas". Durante toda su vida seguiría viviendo y actuando como un hombre aun cuando ya se había descubierto su verdadera identidad (imagen procedente de http://commons.wikimedia.org )

Algunas mujeres trataron de burlar estos obstáculos que las impedían vivir la vida que deseaban adoptando la personalidad de un hombre. Uno de los casos más conocidos lo encontramos en España con Catalina de Erauso  (hacia 1585-1650), la célebre Monja Alférez que, disfrazada de hombre, logró entrar en el ejército español  alcanzando el grado de alférez y que tras ser descubierta y después de muchas vicisitudes fue recibida personalmente por el papa Urbano VIII(1568-1644) que la autorizó a seguir vistiendo como un hombre .Os dejo el enlace del artículo que dediqué hace ya tiempo a su vida llena de aventuras: 
http://chrismielost.blogspot.com.es/2012/06/espanolas-en-la-conquista-de-america.html
Otros casos célebres de mujeres que ocultaron su sexo haciéndose pasar por hombres fueron los de las mujeres pirata como el caso de  Mary Read (hacia 1687-1721) que ataviada como un hombre formó parte de la tripulación del capitán pirata Jack  Rackham (1682-1720) cuya historia también podéis encontrar en el Mentidero: 
http://chrismielost.blogspot.com.es/2011/06/el-capitan-jack-rackham-y-sus-mujeres.html
Y por citar un ejemplo más tenemos el de James Miranda Stuart Barry (hacia 1789 - 1865). Imagino que os habréis percatado que su primer nombre es de hombre, ahora veréis la razón. Parece que su verdadero nombre era Margaret Ann Bulkley, aunque casi todo lo que rodea a sus primeros años está rodeado de una bruma donde es difícil diferenciar la realidad de la leyenda. Su vocación era la medicina,pero los historiadores suponen que ante la imposibilidad de estudiar como mujer ocultó su personalidad disfrazándose de hombre , secreto que supo conservar  hasta la muerte, un secreto que mantuvo para practicar la profesión que amaba, la medicina, en una sociedad que no admitía que una mujer pudiera ejercer esa profesión 


Hay varias versiones sobre la vida de Mary que ya traje al Mentidero  y que podéis ver en el enlace que os dejo más arriba. Según una de las versiones que circulan sobre su vida,  Mary Read era hija de un matrimonio formado por un marino al servicio de la Compañía de las Indias Orientales y su esposa, quienes ya tenían un hijo. Debido a su trabajo, el marino pasaba largas temporadas fuera de su hogar y parece que Mary era fruto de una relación adultera de su madre, y cuando el marino regresó y vio a la niña, abandonó a su esposa Ésta quedó al cargo de sus dos hijos y con la única ayuda de la pensión que cobraba por su hijo, así que cuando éste murió , para no perder ese dinero , hizo parar a Mary por su hijo y desde entonces Mary vestiría y se haría pasar siempre por un hombre . Tal vez fuera así o tal vez no, pero lo que si parece demostrado es su carácter aventurero y arrojado, alistándose en el ejército inglés para luchar en Holanda contra los franceses. Allí se casaría con un holandés abandonando por un tiempo su disfraz masculino, hasta que su marido murió y Mary recuperó su apariencia masculina. y regresó a la Armada inglesa. Poco después abandonaba  también la Armada inglesa  para embarcarse en una nueva aventura a bordo de una fragata holandesa que se dirigía a las Indias Occidentales donde se encontraría con el barco pirata del capitán Jack Rackham y su amante Anne Bonny  con los que compartiría nuevas aventuras. Catalina Erauso,Mary Reid o nuestra protagonista de hoy, Elena de Céspedes, fueron mujeres de espíritu aventurero que tuvieron que adoptar el disfraz masculino para  romper las cadenas  que aprisionaban a la mujer  impidiendo que  desarrollaran su auténtica personalidad (Imagen procedente de http://redsocial.uimp20.es )

También recogía en un de estos artículos las palabras del historiador español  Manuel Fernández Álvarez(1921-2010) que en su obra "Casadas,monjas,rameras y brujas", se refería a las expectativas que una mujer del siglo XVI podía tener en España, que además era la primera potencia mundial del momento. Escribía que para ellas solo había "dos destinos honorables: el de casada, o bien el de aquel otro matrimonio, el amor a lo divino, la monja. Fuera de eso no quedaban más que migajas, miradas con desprecio" La mujer que permanecía soltera era objeto de sospecha y marginación social "Las solteras -escribe Manuel Fernández Álvarez - se convertían en solteronas, si no es que perdían su virginidad  y paraban en unas perdidas: eran las madres solteras que, ya infamadas, frecuentemente acababan de rameras". En 1745 el monje benedictino, escritor, poeta y dramaturgo Benito Jerónimo Feijoo (1676-1764) , una de las primeras personalidades de la Ilustración española, escribía en su obra "Cartas eruditas y curiosas" esta reflexión acerca de los obstáculos que se ponían a las mujeres para convertirse, por ejemplo, en profesionales de la medicina y lo comparaba con la médico griega Agnódice , que vivió en el siglo IV a. C y el III a. C ,que tras observar las numerosas muertes de mujeres que se producían después de dar a luz. y cómo muchas ellas morían por vergüenza de acudir al médico que siempre era un hombre, decidió  estudiar medicina y atender a las mujeres para evitar tantas muertes, pero ,como podéis suponer el estudio estaba prohibido para las mujeres. Así que Agnódice decidió disfrazarse de hombre y asistir a las clases de medicina de uno de los médicos más celebres de la época,  Herófilo de Calcedonia (hacia 335 -280 a.C), que impartía clases en la Escuela de Alejandría y era el primer médico en hacer disecciones de cadáveres humanos en público.


Agnódice ejerció la medicina infringiendo las leyes que prohibían a las mujeres trabajar, ocultando su identidad bajo el disfraz de un hombre, una circunstancia que se ha repetido en diferentes ocasiones a lo largo de la historia como la celebre  española  Catalina de Erauso ,conocida como la monja Alférez que disfrazada de hombre combatió en América.  Parece que Agnódice habría revelado su identidad a sus pacientes para que se sintieran más cómodas y seguras cuando las atendía ella. Por desgracia , aunque ella salvó la vida y pudo seguir ejerciendo la medicina, la situación de las mujeres en los siglos siguientes no cambiaría y aún sería peor después de la caída del Imperio Romano,aunque no en todas las sociedades, pues en algunas como las nórdicas, los vikingos, la mujer gozaba de una consideración mayor que en las herederas de la tradición griega. Agnódice como la poetisa Safo o  la  científica Hipatia fueron singularidades dentro de un mundo masculino donde la mujer no tenía voz y seguiría sin tenerla durante los siguientes dos mil años salvo excepciones como ellas. Cuanto talento habremos perdido, cuantas vidas que no habrán llegado a su plenitud, cuantas oportunidades perdidas para la evolución de nuestras sociedades .   (imagen procedente de http://es.wikipedia.org)

Agnódice puso en juego su vida, porque de ser descubierta bien estudiando o ejerciendo su profesión sería condenada a muerte. De regreso en Atenas, Agnódice, siempre ocultando su identidad bajo su disfraz masculino, comenzó a atender a las atenienses,que no tardaron en preferir sus atenciones a las del resto de médicos de la ciudad, lo que atrajo sobre ella las envidias de sus compañeros de profesión.Finalmente, la envidia se tradujo en una denuncia contra Agnódice en la que se la acusaba de abusar de sus pacientes . Convocada ante el Areópago, el tribunal encargado de juzgar los asuntos criminales. En esta tesitura Agnódice no tuvo más remedio que desvelar su condición de mujer lo que significaba su perdición y la condena a muerte por haber estudiado y luego ejercido su profesión. Salvó la vida gracias a que algunas de las mujeres a las que salvó la vida  pertenecían a las familias más poderosas de Atenas e intercedieron a su favor  presentándose ante los jueces y declarando que "Si le daban muerte  a aquella que les había devuelto la salud, todas morirían con ella". Agnódice fue absuelta y la permitieron seguir ejerciendo su profesión aunque exclusivamente entre las mujeres. Escribía al respecto Feijoo  dos mil años después "Lo que logró Agnódice  en la Grecia, buscando, aun a riesgo , un maestro hábil que la enseñase , ¿por qué no podrán lograrlo muchas mujeres en España, donde no hay ley alguna que lo resista? Pretenderán algunos que son menos aptas  que los hombres para este ministerio. Pero ignoro en que podrán fundar  esa menor aptitud. Sus manos son tan ágiles como las nuestras " Pero la profesión medica, al igual que la mayoría de profesiones , seguían vetadas a la mujer. 


Mujeres lavando la ropa en una cerámica griega de figuras rojas del siglo V a. C . El escritor y filólogo español Javier Murcia Ortuño (1964) escribe en su obra "De banquetes y batallas" la misión que tenía la mujer en la sociedad ateniense, la más democrática y avanzada de la Antigua Grecia.
"Las mujeres estaban confinadas en el interior de la casa y limitadas a la vida doméstica. El matrimonio y la procreación eran las finalidades principales de la vida de una mujer"
Mil quinientos años más tarde, en el siglo XVI, cuando vivió nuestra protagonista, la realidad de la mujer apenas había cambiado (Imagen procedente de http://es.wikipedia.org )   
Pero si y ya de por sí una mujer tenía una vida muy difícil por la simple razón de su sexo , todavía los obstáculos que encontrarías en tu vida serían mayores si el color de tu piel fuera oscuro y tu madre una antigua esclava, y esas serían las circunstancias de partida de la existencia de nuestra protagonista. Tendría que haberla incluido en la sección del Mentidero de "Mujeres en la historia", pero más adelante os explicaré la razón por la que he preferido incluirlo en una de estas pequeñas historias de la historia, , donde voy agrupando historias curiosas y diferentes que no son tan sencillas de clasificar.Su historia  ha llegado hasta nosotros en buena parte gracias al proceso al que fue sometida por la Santa Inquisición entre 1587 y 1588 y a investigaciones como la llevada a cabo por el doctor y escritor español Emilio Maganto Pavón, autor en 2007 de "El proceso inquisitorial contra Elena/o de Céspedes ( 1587-1588) Biografía de una cirujana transexual del siglo XVI", de donde proceden todos los extractos de los documentos inquisitoriales que veremos en el artículo,  o a la obra titulada "Esclava de nadie" publicada en 2010 por el guionista y ensayista Agustín Sánchez Vidal(1948), al que añado también el libro que me ha dado a conocer su historia, "La importancia de llamarse Elena" del abogado, veterinario y escritor español José Antonio Martínez Pereda. Con su compañía vamos a viajar a la década de los años cuarenta del siglo XVI, a una fecha que no conocemos con exactitud pero que por el testimonio que nuestra protagonista haría durante su juicio ante la Inquisición en 1587, ha llevado a pensar que su fecha de nacimiento tendría que estar comprendida entre 1545 y 1549, cuando en España reina el emperador Carlos V (1500-1558) y España ya ha levantado el mayor imperio del momento gracias a sus conquistas en América.


Mapa con los límites del Imperio Español durante el reinado de Felipe II (1527-1598) a partir de 1580, cuando el monarca español añadió a sus dominios Portugal y sus colonias. . España se había convertido en un imperio global donde se decía que "nunca se ponía el sol" pues se extendía desde Oriente, en las islas Filipinas, pasando por los dominios españoles en Europa y Portugal y hasta las colonias americanas. . Ese sería el mundo en el que nació y vivió Elena de Céspedes , aunque ella , al contrario que Catalina de Erauso, nunca salió de España , pero dentro de la Península estuvo siempre en movimiento de una localidad a otra  hasta llegar a la Corte (Imagen procedente de unamiradalpasado.wordpress.com )  

Nuestra protagonista se llama Elena y nace en la localidad granadina  de Alhama de Granada y según nos cuenta José Antonio Martínez Pereda "era hija de Francisca Medina, una esclava de piel oscura, probablemente mora, propiedad de Benito María Medina. " aunque también señala que ella más tarde habría declarado ser hija de un labrador llamado Pero Hernández que habría comprado la libertad de Francisca aunque Elena se crió en la casa del antiguo amo de su madre durante los primeros ocho años de su vida. Con esta edad hará su primer viaje, el comienzo de un vida  que a partir de entonces estaría caracterizada por los continuos cambios de residencia, como iremos viendo. Entra al servicio de Ana Medina, hija del antiguo amo de su madre, que residía en la localidad malagueña de Vélez Malaga. Aquí permanece dos años antes de regresar a Alhama de Granada donde ahora trabajará para la esposa de Benito María Medina, Elena de Céspedes , del que la pequeña Elena adoptara el apellido y a partir de ahora se haría llamar Elena Céspedes.Su nueva señora muere tiempo más tarde y ella regresa a casa de sus padres al tiempo que aprende el oficio de calcetera para la confección de medias y calcetas. Veíamos antes como el historiador Manuel Álvarez Fernández  nos indicaba que para la mujer del siglo XVI sólo había dos caminos honorables , o el matrimonio o la vida religiosa . Sus padres escogieron para Elena el matrimonio y con sólo dieciséis años la casan, porque entonces esto era algo que no decidía la joven,  con un tal Cristóbal Lombardo , un albañil de Jaén. Y comienzan las desventuras para Elena porque con su esposo "convivió pocos meses-nos cuenta Martínez Pereda- La abandonó estando ella embarazada y poco tiempo después la dijeron que había muerto".


Fotografía actual de la población natal de Elena de Céspedes, Alhama de Granada . Perteneció al reino nazarí de Granada hasta que fue conquistada por las tropas de los Reyes Católicos el 28 de febrero de 1482 , lo que significó el inicio de la Guerra de Granada que diez años más tarde culminaría con la conquista del último reino musulmán en la Península Ibérica poniendo punto final a ese largo proceso histórico al que denominamos Reconquista iniciado después de la invasión del Reino Visigodo por tropas musulmanas en el año 711. Pero todavía quedaría en la Península miles de hombres y mujeres musulmanes que serían obligados a convertirse al cristianismo, como veremos un poco más adelante, y que recibirían el nombre de moriscos. Algunos de ellos terminarían esclavizados y tal vez ese fuera el origen de la madre  de Elena, que había nacido esclava hasta que el que iba a ser su esposo compró su libertad (Imagen procedente de http://www.ayuntamiento.org )



Lo normal es que Elena hubiera regresado a casa de sus padres, pero en lugar de eso fue a Sevilla entregando su hija al dueño de un horno de pan llamado Marco Antonio,  y a continuación , de nuevo en Alhama de Granada, entra al servicio de un nuevo señor  Estamos en los primeros años de la década de 1560, y dos años más tarde de su regreso a Alhama,Francisca,la madre de Elena, fallece y ella abandonara definitivamente la población  para establecerse en Granada donde trabajará en la casa de un clérigo de la parroquia granadina de San Miguel y después de medio año abandona este trabajo para iniciar otro como tejedora en otra casa. Elena era una mujer inquieta que nunca se detenía demasiado tiempo en un lugar.  Un poco más tarde la encontraremos trabajando como costurera en la localidad gaditana de San Lucar de Barrameda  y de allí viaja hasta la vecina Jerez de la Frontera  donde parece que llegó a ser encarcelada después de verse implicada  en una pelea . Y fue en el momento de salir del calabozo cuando decidió dar un giro radical a su vida abandonando su identidad como mujer y vistiéndose como un hombre . Elena Céspedes deja de existir y se convierte en Eleno Céspedes . Con su nueva identidad masculina se pone de nuevo en camino y sus pasos se dirigen ahora a otra población de la provincia de Cádiz, Arcos de la Frontera en la que desempeñará diferentes oficios  hasta que su identidad es descubierta por un vecino que la conocía de antes  y tras decírselo a las autoridades la obligan a vestir de mujer. Su vida está llena de lances que parecen extraídos de una obra de la picaresca española, y este episodio que nos cuenta  Martínez Pereda es uno de ellos "Fue puesta bajo la vigilancia del cura Juan Núñez. Pero Céspedes aprovecha la ocasión para seducir a la hermana del cura. Así que a los siete meses de llegar tiene que huir".


Mapa del Reino Nazarí de Granada y las fechas de conquista por las tropas cristianas de algunas de sus plazas principales. Podemos ver muy cerca de la ciudad de Granada a Alhama y también otras localidades por donde se movería Elena de Céspedes como Vélez-Malaga, hoy en la provincia de Málaga, y Arcos de la Frontera, perteneciente a la provincia de Cádiz.
La conquista de Granada fue recibida con alegría en toda la Europa cristiana en una época donde la tensión entre el mundo cristiano y el Imperio Otomano, la gran potencia que no dejaba de crecer en el Mediterráneo Oriental después de la toma de Constantinopla en 1453,  era cada vez mayor. En la Catedral de Londres el rey de Inglaterra Enrique VII  haría leer esta proclama
"Este hecho acaba de ser consumado gracias a la valentía y a la devoción de Fernando e Isabel, soberanos de España que, para su eterna honra, han recuperado el grande y rico reino de Granada y tomado a los infieles la poderosa capital mora, de la cual los musulmanes eran dueños desde hacía siglos"
(Imagen procedente de  http://es.wikipedia.org )

Hija de una esclava, de piel oscura , mujer y tal vez  lesbiana , más cosas no podía tener en su contra Elena en un siglo como el XVI donde la mujer carecía de derechos y reconocimiento social. Pero mientras , en España sucede algo que supondrá un nuevo cambio en la vida de Elena. Pero ahora tenemos que dejar a Elena por un breve espacio de tiempo para viajar un poco más atrás en el tiempo, hasta el 25 de noviembre de 1491 cuando el rey de Granada , el sultán nazarí Boabdil el Chico (1459-1533) firma con los Reyes Católicos, Isabel I de Castilla (1451-1504) y Fernando II de Aragón (1452-1516), la Capitulación para la entrega de Granada, que significa el final la presencia musulmana en la Península Ibérica desde que la invadieran en el año 711, culminando un largo proceso histórico que conocemos como la Reconquista. En aquellas capitulaciones, entre otros puntos , se recogía uno en el que se acordaba por ambas partes "Que los moros podrá mantener su religión y sus propiedades. Que los moros serán juzgados por sus jueces bajo su ley, que no llevarán identificaciones que delaten que son moros como las capas que llevan los judíos. Que no pagarán más tributo a los Reyes Católicos que el que pagaban a los moros. Que podrán conservar todas sus armas salvo las municiones de pólvora. Que se respetará y no se tratará como renegado a ningún católico que se haya vuelto moro. Que los reyes sólo pondrán de gobernantes gente que trate con respeto y amor a los moros y si estos faltasen en algo serían inmediatamente sustituidos y castigados.Que los moros tendrá derecho a gestionar su educación y la de sus hijos"   Los Reyes Católicos nombran al monje de la orden de los Jerónimos , Hernando  de Talavera (1428-1507) como obispo de Granada y encargado de la conversión religiosa de los musulmanes granadinos.


Hernando de Talavera.jpg
Retrato de fray Hernando de Talavera (1428-1507) del pintor español Juan de Valdés Leal(1622-1690). Confesor de la reina Isabel I de Castilla, ya incluso antes de que fuera reina, procedía de una familia cristiana  conversa, ya que su madre, nacida en Oropesa(Toledo) era de  origen judío.  Desde 1492 y hasta 1507 sería obispo de Granada, encargándose de la evangelización y conversión de los granadinos musulmanes, pero lo hizo de una forma muy suave y tolerante. Aprendió árabe  y mostró siempre una actitud dialogante con la población musulmana al tiempo que rechazó la implantación de la Inquisición en Granada. Pero cuando los Reyes Católicos vieron el escaso éxito de los métodos de Talavera en la conversión de los granadinos musulmanes entró en escena el mucho más intransigente  Francisco Jiménez de Cisneros que sería el encargado de impulsar la Pragmática del 14 de febrero de 1502 que  ponía a los musulmanes ante la elección de convertirse al cristianismo o ser expulsados. En cuanto a fray Hernando de Talavera, tras la muerte de su protectora, la reina Isabel, mucho de sus parientes fueron detenidos por la Inquisición Española y llegó a prepararse un juicio contra Talavera acusándolo de herejía por negarse a que la Inquisición se hubiera instalado en Granada, pero la intervención del papa Julio II(1443-1513) detendría el proceso y permitiría la liberación de sus familiares en 1507, el mismo año en que Talavera fallecía . La política de conversión forzosa de la población musulmana impulsada por Cisneros sería la semilla de la rebelión morisca que tendría lugar sesenta años más tarde y en la que Elena de Céspedes participaría como soldado disfrazada de hombre (Imagen procedente de http://es.wikipedia.org ) 

Sin embargo, cuando en 1499 los Reyes Católicos regresan a Granada, quedan sorprendidos de como la ciudad sigue conservando el espíritu de una ciudad musulmana . Hernando Talavera había seguido una política de  conversión muy suave lo que disgusta al arzobispo de Toledo y confesor de la reina Isabel, Francisco Jiménez de Cisneros (1436-1517) que impulsará una política de conversión muchos más agresiva  apoyada además por la Pragmática del 14 de febrero de 1502 que exigía la conversión de los musulmanes residentes en la Corona de Castilla  al cristianismo o serían expulsados. De esta forma miles de musulmanes aceptaron el bautismo y se convirtieron al cristianismo, siendo conocidos como cristianos nuevos o, sobre todo, con el nombre de moriscos. Pero esta conversión había sido lograda por la fuerza y no a través de la argumentación y la mayoría de ellos siguieron manteniendo en su vida privada los ritos y creencias característicos de la religión musulmana. . Durante el reinado de Carlos V se dejó mas o menos tranquilos a los moriscos, pero las cosas comenzarían a cambiar durante el reinado de su hijo Felipe II (1527-1598). En el Mediterráneo se vivía un tiempo de gran tensión entre las dos grandes potencias que trataban de imponer su hegemonía , España y el Imperio Otomano. Los moriscos eran vistos con recelo porque se sospechaba que podían convertirse en un aliado de las fuerzas otomanas y se endurecen las normas sobre ellos, hasta que el 1 de enero de 1567, impulsado por el arzobispo de Ganada desde 1546, Pedro Guerrero, entra en vigor la Pragmática Sanción de 1567 en la que , entre otras cosas, se establecen prohibiciones como "no se celebrarán los viernes" (el viernes tiene para los musulmanes el mismo significado que el Sabbath para los judíos o el domingo para los cristianos), "que no usasen nombres y sobrenombres moros" o "que en bodas, velaciones y fiestas siguieran las costumbres cristianas", a lo que había que añadir la prohibición de hablar, escribir o leer en su lengua. 


Rebelión de Las Alpujarras.png
Mapa del Reino de Granada  durante el reinado de Felipe II donde vemos señalados los principales focos de rebelión, concentrados principalmente en Las Alpujarras , una tierra de valles y barrancos formados por los cursos de los ríos Guadalfeo y Andarax, que se encuentra en las faldas de Sierra Nevada a caballo entre las provincias de Granada  y Almería. El detonante de la guerra serían las duras condiciones impuestas a los moriscos por la Pragmática Sanción de 1567  que derivaría en el estallido de la rebelión en 1568 , rebelión que se prolongaría por espacio de tres años . Los rebeldes llegaron a ser hasta 30.000 hombres  en unos años donde los moriscos, según escribe el historiador  británico Henry Kamen (1936) en su obra "Felipe de España"  , alcanzaban los 300.000, lo que era equivalente a un 4% de la población total. Escribe Kamen que la actitud de la nobleza  con respecto a los moriscos  era
"Mantener a los moriscos en su lugar pero tratándolos  a ellos y a su cultura con tolerancia. Este punto de vista era común entre los nobles, que apreciaban a los moriscos como fuerza de trabajo y como contribuyentes"
Pero otras figuras importantes del reino , como el cardenal Diego de Espinosa (1513-1572), que además era presidente del Consejo de Castilla e Inquisidor General, consideraba que había que ser más severo con ellos , lo que llevaría a la aprobación de la pragmática sanción de 1567 que conduciría al estallido de la rebelión a finales de ese año (Imagen procedente de http://es.wikipedia.org )

Uno de los líderes de la comunidad morisca, Francisco Núñez Muley (hacia 1490- hacia 1568) trató de presentar alegaciones contra este documento y escribió un memorial dirigido al rey Felipe II en el que explicaba como "Paramos cada día peor y más maltratados en todo y por todas las vías y modos, así por las justicias seglares y sus oficiales como por las eclesiásticas, y esto es notorio y no tiene necesidad de informarse de ella ?¿Cómo se ha de quitar a las gentes su lengua natural con que nacieron y se criaron? Los egipcios, sirianos, malteses y otras gentes cristianas   en arábigo hablan, leen y escriben, y son cristianas como nosotros".Pero la decisión de erradicar la cultura y costumbres musulmanas era evidente y ninguna alegación iba a hacer replantearse estas medidas. De esta forma, en  las Navidades de 1567  estalla la  rebelión  de los moriscos, con su centro en las Alpujarras , una zona montañosa entre Granada y Almería. Para sofocar la rebelión Felipe II envía a su hermanastro Juan de Austria(hacia 1545-1578) a Andalucía  al frente de un ejército, aunque la rebelión tardará en sofocarse y se prolongará por espacio de tres años . Fue entonces cuando Elena aprovecha la ocasión para retomar su disfraz de hombre y se enrola en las tropas bajo el mando del duque de Arcos de la Frontera, Luis Ponce de León (1528-1573). Escribe Martínez Pereda que "ha descubierto que haciendo de hombre puede ser más libre y no está dispuesta a abandonar dicho rol". La conocida como Rebelión de las Alpujarras concluye tras la muerte de los principales líderes  moriscos, como el que habían elegido como rey, Aben Humeya (hacia 1545-1569) asesinado por sus propios rivales entre los moriscos , o la muerte de Aben Aboo el 13 de marzo de 1571 cuando trataba de resistir al frente de un último grupo de moriscos de unos cuatrocientos hombres en las Alpujarras.


Grabado que representa la expulsión de los moriscos de Granada .  Fue una guerra cruel y sangrienta por ambos bandos , en la que se sucedieron  varias masacres .  Henry Kamen nos describe una de ellas
"Hubo masacres por ambos bandos  Notable fue la resistencia que en febrero de 1570  ofreció el pueblo de Galera Cuando cayó , sus 2500 habitantes , incluidos mujeres y niños, fueron degollados , el pueblo fue arrasado y sus ruinas se cubrieron con sal"
Kamen la describe como
"La guerra más brutal que se escenificara en suelo europeo en este siglo"
Pero si la guerra fue cruel también lo fue lo que sucedió a continuación, la deportación de  gran parte de  los moriscos de Granada  que serían repartidos por Castilla. Vuelvo a las palabras de Kamen:
"La operación se inició el 1 noviembre de 1570. En los meses siguientes , un total aproximado de 80.000 moriscos, hombres, mujeres y niños, fueron sacados a la fuerza , y para siempre , de sus hogares . Se les distribuyó por Castilla  donde su presencia era, hasta ese momento , desconocida Muchísimos murieron a causa de las penalidades"
El propio vencedor de la rebelión de los moriscos, don Juan de Austria , se compadecía de ellos en una carta donde explicaba que aquello era:
" La mayor lástima del mundo , porque al tiempo de la salida cargó tanta agua , viento y nieve , que cierto se quedaban por el camino  a la madre la hija y a la mujer su marido. No se niegue que ver la despoblación de un  reino , es la mayor compasión que se puede imaginar"
Mientras esto sucedía, nuestra protagonista , Elena de Céspedes, abandonaba el ejército y regresa a Arcos de la Frontera para trabajar como sastre (Imagen procedente http://es.wikipedia.org ) 


Con el fin de la guerra Elena regresa a Arcos de la Frontera y así nos lo cuenta el texto de su juicio ante la Inquisición "volvió  ésta a Arcos con la dicha Compañía y por deshacerse allí la compañía comenzó ésta a hacer el oficio de sastre públicamente en hábito de hombre y se examinó de sastre en Jerez de la Frontera aunque en el título pusieron sastra por conocer que era mujer " Elena trabajará como sastre en Arcos,  aunque sólo por un tiempo, pues llevada por su espíritu inquieto en los años siguientes la encontraremos en la población sevillana de Marchena, después regresa a la malagueña Vélez Málaga ,  a la también malagueña población de Archidona, a la localidad sevillana de Osuna  y por fin en 1575 , cuando tiene alrededor de treinta años, la veremos instalada en Madrid. donde nos cuenta Martínez Paredes  "toma definitivamente el nombre de Eleno y lucha para hacerse un hueco entre tanto rival" y de nuevo recurro a su testimonio ante la Inquisición donde nos cuenta que aprendió el oficio de cirujano y "como vio que aquel oficio  le era de provecho dejó del todo el oficio de sastre y comenzó a ejercer el de cirugía, y estuvo en el hospital de la corte curando y asistiendo durante tres años al cabo de los cuales fue al Escorial a curar a Obregón, que era un criado de Su Majestad (se refiere a Felipe II)" Y después de aquello "comenzó a curar públicamente y anduvo ésta por aquellos lugares de la Serranía curando más de dos años " Cuando hablo de cirujana no penséis en los cirujanos de hoy en día, entonces era un oficio inferior al de médico y estaba más relacionado con las prácticas de los dentistas y también se encargaban, por ejemplo, de las amputaciones. A pesar de ello , en esta época ya se veía la necesidad de realizar algún tipo de examen para regular el ejercicio de esta profesión y se promulgó una "pragmática sobre la orden que se ha de tener en el examen de Médicos, Cirujanos y Boticarios " y en ella se añadía que era necesaria porque "está el reino lleno de personas que curan, faltas de letras y de experiencia, en notable perjuicio y daño de sus súbditos naturales"  .


Extracción dentaria, Johann Liss, 1616.
"Extracción dentaria" obra datada en 1616 del pintor alemán Johann Liss (hacia 1590-hacia 1627). Como explica el escritor y periodista español José Ángel Martos en un artículos obre la historia y evolución de la cirugía para  la revista "Muy Historia"
"En general , la  cirugía no tenía la consideración de ciencia en la Edad Media europea y su práctica era simplemente un oficio asimilado  al de barbero."
Los barberos  se encargaban a menudo también de las extracciones dentarias como la de la obra sobre estas líneas e incluso practicaban otras operaciones de mayor calado como las amputaciones
En el Londres de 1368 los cirujanos se unieron por primera vez en un gremio en un intento de diferenciarse de los barberos, aunque pasaría todavía mucho tiempo antes de que esta profesión alcanzara el prestigio del que goza hoy en día. Los primeros intentos de regular y reglamentar su práctica en España  los encontramos, como vemos en este relato, en la segunda mitad del siglo XVI,  y por ello Elena  de Céspedes tuvo que superar un examen para poder ejercer el oficio legalmente, ocultando su sexo femenino, aunque según señala José Antonio Martínez-Pereda en su relato sobre la vida de Elena incluido en su obra "La importancia de llamarse Helena" existía desde 1491  una pragmática de los Reyes Católicos que permitía a las mujeres desempeñar este oficio
 (Imagen procedente de  http://es.wikipedia.org )

A Elena, ahora Eleno, la denuncian por carecer de título para ejercer la profesión , por lo que regresa a la Corte y "se examinó y sacó dos títulos para poder sangrar y purgar y para cirugía. Y  en la corte estuvo curando mucho tiempo hasta que la llevaron a Cuenca donde estuvo nueve meses y de allí se vino a La Guardia , yendo y viniendo en este tiempo a la Corte muchas veces "  Estuvo después en varias localidades de la provincia de Madrid como Ciempozuelos, Pinto y Valdemoro . En Ciempozuelos estuvo alojada en casa de un tal Francisco del Caño , según el registro inquisitorial tal vez porque  estuvo enferma, y allí se enamoró de la hija de éste, María del Caño y sorprendentemente "la pidió por mujer a sus padres (recordad que su identidad para los demás era la de un hombre) y ellos dijeron que si estaba de Dios ello sería" .Elena solicita la licencia para el matrimonio,  pero despierta la desconfianza  del vicario al que se la solicita "el vicario -regresamos a los legajos inquisitoriales - viendo a ésta sin barbas y lampiña, le dijo que si era capón y ésta respondió que no , que la mirasen y verían como no lo era" Y así se hizo "Llevaron a ésta a una casilla allí cerca y tres o cuatro hombres miraron a esta por delante, porque nunca ésta consintió que la mirasen por detrás porque no la viesen la cerratura de mujer" y he aquí que, por muy sorprendente que nos pueda parecer, aquellos hombres después de examinarla "dijeron habiendo visto a esta que era hombre y que no era capón" y una vez con ésta confirmación el vicario "dio licencia a esta para se amonestase y esta llevó la dicha licencia y con ella el dicho cura de Ciempozuelos los publicó" Pero no acabaron aquí los problemas porque  de regreso a Ciempozuelos , nos cuenta Martínez Pereda que apareció una mujer llamada Isabel Ortiz que afirmaba que Eleno la había prometido casarse rompiendo su palabra . Pero lo que iba a causar un problema a nuestra protagonista fue la afirmación de Isabel de que Elena era "macho y hembra".


"Hermafrodito durmiendo", una escultura romana del siglo II copia a su vez de una obra griega y conservada hoy en el parisino Museo del Louvre.
Según la mitología griega Hermafrodito era hijo de los dioses Hermes y Afrodita, y de la unión de ambos procede también su nombre (Hermafrodito)   Se convirtió en un joven de belleza tan deslumbrante como la de su progenitora (recordemos que Afrodita era la diosa de la belleza) . Un día de mucho calor decidió tomar un baño en un lago, sin saber que allí habitaba una náyade (divinidades femeninas que vivían en las aguas dulces)  llamada Salmacis.  Cuando Salmacis contempló la belleza de Hermafrodito  se enamoró al instante y quiso conquistarlo, pero Hermafrodito rechazaba sus acercamientos , hasta que llevada de la pasión lo asió fuertemente mientras exclamaba
"¡Dioses! Haced que nada pueda jamás separarlo de mí ni separarme de él"
Y los dioses cumplieron su voluntad  y los cuerpos de Hermafrodito y Salmacis se fusionaron para siempre en un único ser que tenía dos sexos
Este es el origen mitológico de una realidad biológica, el hermafroditismo , aunque hoy se prefiere utilizar el término de Intersexualidad que se produce cuando una persona presenta características anatómicas y genéticas  de hombre y de mujer a la vez en diferentes grados, lo que puede manifestarse, por ejemplo, en que tenga vagina y a la vez un  pene fusionado con ella  o desarrolle ovarios y testículos a la vez, Sin embargo, según los  repetidos exámenes que se harían a Elena de Céspedes parece que su condición de hermafroditismo o intersexualidad quedaría descartado , a pesar de las contradicciones entre los dictámenes de los primeros exámenes y los que luego se realizaron  (Imagen procedente de http://es.wikipedia.org )


¿Resultado? El párroco de Ciempozuelos se niega a celebrar la boda y la envía de nuevo a Madrid para que el vicario decida y éste  decide llamar a dos prestigiosos médicos de la Corte el cirujano de Felipe II y urólogo Francisco Díaz (1527-1590) y el doctor Mantilla, del que no he podido encontrar más datos. Escribe el doctor  Emilio Maganto Pavón que después de poner mil excusas para retrasar el examen de los doctores Elena "procedió a cerrarse la vagina quirúrgicamente recurriendo además a determinados métodos farmacológicos que produjeran en la vulva quemaduras que disimularan su condición femenina" y añade que "parece ser que se colocó un postizo que imitase los genitales masculinos, aunque los documentos no aclaran de que naturaleza era dicho artilugio"  y una vez hechos todas estas maniobras  entre las que se encontraba la obstrucción de la vagina,   ya estaba lista para el examen que realizaría en la localidad de Yepes, en la provincia de Toledo. "Y así mando el alcalde -rezan los documentos del proceso de la Inquisición - que la mirasen los cirujanos y médicos en ese lugar y otras personas que fueron por todas diez, las cuales vieron a ésta en una posada de día con una vela o candil y todos tentaron y vieron a ésta por delante , y por detrás la tentaron solamente" y parece que los procedimientos que había utilizado Elena para ocultar su naturaleza femenina surtieron efecto "Y con este engaño todos los diez dichos hombres, así médicos como los demás que la miraron declararon y dijeron sus ojos ante el alcalde afirmando no tener esta sexo de mujer y diciendo que tenía miembro de hombre, y el alcalde dio a ésta (a Elena) la información en forma y con ella ésta se fue a Madrid y la presentó ante el Vicario" A estas alturas me pregunto la razón del empeño de Elena por casarse cuando sabía que corría el riesgo de que fuera descubierta en cualquier momento su naturaleza femenina y también me imagino al vicario que a estas alturas debía estar ya un poco harto del tema. 


Portada del Tratado de Urología  realizado por el doctor Francisco Díaz , el primer tratado de urología  que fue publicado casi coincidiendo con el juicio de Elena de Céspedes en 1588.  Hombre de gran prestigio, sorprende que  en su examen de Elena de Céspedes confirmara que se trataba de un varón aunque durante el juicio de Elena por el Santo Oficio  justificaría este diagnóstico o bien a un hechizo diabólico o al uso de artificios que le llevaron a ese engaño. Él y el doctor Mantilla, declararían durante el juicio que
"Les parece que el artificio que ella hizo para darles a entender que era hombre y no mujer debía de ser de manera que le encajaba y ponía en su natura de mujer de suerte que encubriese y tapase el miembro de mujer quedando  de fuera colgado el de hombre con sus testículos, porque en realidad ella mostraba su miembro y testículos de hombre  muy proporcionado y como la vieron en la buena fe que dicen, no escudriñaron ni miraron  tan particularmente las cosas como ahora la miraron , ni la vieron entonces  como ahora sexo de mujer " 
Escribe el doctor Emilio Maganto Pavón sobre el ardid utilizado por Elena de Céspedes, si es que llegó a utilizarlo , que:
"Con sus conocimientos médico-quirúrgicos no sólo había obturado su vagina utilizando métodos cruentos, sino que posiblemente confeccionó y se colocó algún artificio o postizo que imitando unos genitales masculinos disimulase su naturaleza femenina"
 (Imagen procedente de http://es.wikipedia.org )




Cuando el Vicario tuvo la información en sus manos del examen que se la había hecho en Yepes no quedó convencido e insistió para que la examinaran los doctores Díaz y Mantilla de los que os hablaba antes. Y el examen se llevó a cabo y , una vez más, Elena logró superarlo "El doctor Francisco Díaz, médico y cirujano de su Majestad dijo que el vio al dicho Eleno de´Céspedes y que es verdad que ha visto sus miembros genitales y los márgenes vecinos y a la vista de estos y tocado con las manos  y que declaraba como declaró que tiene su miembro genital el cual es bastante perfecto con sus testículos formados como cualquier hombre " y más adelante añade que "a su parecer no tiene semejanza de hermafrodito ni cosa de ello. Y que esta es la verdad para el juramento que hizo. Y lo firmó con su nombre" Y del mismo parecer fue el doctor Mantilla. Así que en esta ocasión el Vicario aceptó el informe de los dos doctores y Elena tuvo su licencia para contraer matrimonio. La boda se celebró en Yepes y los felices recién casados iniciaron su vida juntos , mientras Elena seguía ejerciendo como cirujano . Pasaron las semanas, los meses y hasta un año entero y parecía que contra todo pronóstico el ardid de Elena saldría bien, pero la historia no tendría un final feliz. Pasado un año hubo una denuncia de un vecino que "denunció a Eleno de Céspedes, estando en esta villa, porque el susodicho , siendo mujer, anda en hábito de hombre por esta villa contra las leyes de estos reinos" y agregaba además de "andar en hábito de hombre está casado con María del Caño, su mujer, sin ser hombre"   Elena es detenido y encarcelado en Ocaña y sometida a nuevos exámenes, en esta ocasión los resultados revelan su condición femenina "juntamente el doctor Gutiérrez, médico ,y el licenciado Vázquez, cirujano, han visto a la dicha y declararon que realmente no es,ni ha sido hombre sino mujer, a la cual vieron y constataron su vaso natural  semejante al de otras mujeres, con todas las señales de mujer como son altura del cuerpo, pecho , rostro y habla   y de todos los demás, de que se infiere ser mujer".


Aunque no se distingue bien, en la parte inferior aparece la firma de Elena de Céspedes durante una de sus declaraciones en el juicio que se celebró entre 1587 y 1588. En el informe final de su juicio leemos  como rechazan la afirmación de Elena de haber tenido pene
"Y en lo que dice la dicha Elena de haber tenido verga de hombre con que dice trataba con otras mujeres, dijeron que  aunque es verdad que pudo crecerle lo que llaman nimphe o pudendum que les nace a alguna mujeres en la matriz, pero que ésta no lo tiene ni señal de haberla tenido, y aunque la tuviera no pudiera salir fuera ni tener fuerza para hacer lo que la dicha Elena de Céspedes dice que hacía, por donde parece claramente ser embuste"
(Imagen procedente de scielo.isciii.es )

 

En el examen también participaron tres comadronas, que confirmaron que "la dicha es mujer y tiene naturaleza de mujer" y entre otras cosas describían como "también le vio las tetas y es tan gorda que tiene los pechos grandes conforme al cuerpo y pezones, los cuales tiene sino de mujer" A estas alturas la pregunta era  evidente ¿Cómo dos prestigiosos doctores, en particular el cirujano de Felipe II, Francisco Díaz,   se pudieron dejar engañar de esa forma? ¿habían sido sobornados por Elena?La situación era muy apurada para el prestigio de los dos doctores y el doctor Mansilla parece que encontró una salida recurriendo a un ardid del diablo "dijo que vio en Madrid ser hombre la dicha Elena y que le había tentado las partes de hombre y tenía sexo de barón. Dijo que no puede entender la causa más de que entiende que sea alguna ilusión del diablo que y la dicha Elena de Céspedes debe ser hechicera , lo cual declaró bajo juramento" Y ahora , una vez establecido que era una mujer había que averiguar si realmente tenía también un pene como afirmaba Elena o , si por el contrario, era mentira. Y no era algo baladí, porque como nos explica el doctor Emilo Maganto "Si la acusada demostraba que lo tenía o lo había tenido, su declaración de que era varón y hembra podría eximirle en parte de las acusaciones de usurpación de género y matrimonio ilícito. Si se demostraba que la existencia del miembro viril era una patraña inventada por la acusada , el delito podía ser gravísimo pues podía ser acusada de sodomía" Y esto podía suponer la aplicación de la pena de muerte .Elena trató de defenderse alegando que había tenido pene pero a causa de un cáncer ella misma lo había ido cortando poco a poco hasta desprenderse del todo , pero esta explicación no logró convencer a nadie y el fiscal insistió  para demostrar que Elena había penetrado a su esposa con un pene artificial, lo que era un delito de sodomía 


La obra del doctor Emilio Maganto Pavón en la que me he basado al contaros esta historia junto con un ensayo del mismo doctor sobre el juicio de Elena de Céspedes. En las conclusiones a las que se llegó al final del juicio se exponía que os médicos confirmaban que
"Elena de Céspedes nació y es mujer y que como tal tiene todas las señales de mujer y que nunca ha sido hermafrodito ni en buena medicina puede ser que lo haya sido, ni tenido miembro de hombre y así les parece que todos los actos que como hombre dice que hizo, fue con algunos artificios"
De todas formas tenemos que tener en cuenta que la Inquisición habría dirigido los testimonios de los doctores y el resto de testigos hacia las tesis que más interesaban al tribunal inquisitorial, no hay que subestimar el temor que la Inquisición causaba a todos los que participaban en sus procesos, incluidos los testigos (Imagen procedente de leopoldest.blogspot.com )

  

La esposa de Elena, al comparecer ante el tribunal "dijo que la ha conocido como hombre usando con ella como hombre con mujer...la cópula y junta carnal han tenido muchas veces echándose sobre esta confesante y otras veces de lado en la cama, y aunque la metía por su natura , esta confesante nunca vio lo que era, más que parecía cosa lisa y tiesa"  Tampoco la inocencia de María del Caño convenció a los que la juzgaban  y ordenaron su detención por complicidad con Elena y la sometieron a un examen por varias comadronas para determinar si seguía siendo virgen o Elena la había penetrado y la conclusión de las comadronas fue que "la dicha María del Caño está corrompida" El caso  finalmente pasaría a manos de la Santa Inquisición, a la que debemos todos estos datos sobre el caso  y la atención del tribunal de la Inquisición iría dirigido a determinar si Elena de Céspedes era o no hermafrodita  y durante las declaraciones Elena siguió insistiendo en que había tenido miembro de varón . Una vez más Elena fue sometida a exploración médica, ahora a cargo de médicos del Santo Oficio , que declararon ante el tribunal de la Inquisición que "habían visto a la dicha Elena sus partes vergonzosas , la cual es mujer y que nunca fue hermafrodita ni tiene señales de ello, porque ser mujer debe ser claro " para explayarse a continuación en una serie de explicaciones médicas que demostraban sin género de dudas que se trataba de una mujer y no había indicios de hermafroditismo.  El doctor Francisco Díaz , el cirujano de Felipe II y que había dictaminado en un primer momento que Elena era un hombre, ahora declaraba que junto a otro doctor  "habían sido engañados y que la dicha Elena de Céspedes  es mujer y que nunca ha sido hombre ni tiene señal de tal y que no pueden entender la causa más de que entienden que sea alguna ilusión del demonio , sutileza o embuste de la desventura mujer que con algún artificio les engañó y que la dicha Elena de Céspedes debe ser hechicera"  


Placa dedicada en Alhama de Granada , población natal de Elena de Céspedes, dedicada a ella y también a Miguel de Cervantes (1547-1616) que pasó por la localidad en 1594 y parece ser, según indica la plaza , que se inspiró en Elena para uno de los personajes de su última obra, "Los trabajos de Persiles y Segismunda" Elena fue condenada a recibir doscientos latigazos y a trabajar durante diez años en el Hospital de la Puente del Arzobispo  en la provincia de Toledo, pero de lo que luego fue su vida ya no tenemos noticia. En todo caso en aquellos cuarenta años había vivido aventuras y gozado de una libertad que  otras mujeres ni siquiera podían atreverse a soñar  aunque tuvo que pagar un  alto precio por ello , por querer ser lo que ella sentía que era, un drama que hasta el día de hoy han padecido muchas personas atrapadas en cuerpos que no se correspondían a lo que sentían en su mente, si es que Elena de Céspedes era realmente transexual como opina el doctor Emilio Maganto Pavón  (Imagen procedente de  alboraida.blogspot.com )

Y así quedaba el juicio visto para  sentencia "Céspedes, Elena, alias Eleno. Natural de Alhama, esclava y después libre, casó con un hombre y tuvo un hijo. Desaparecido y muerto su marido se visitó de hombre y estuvo en la Guerra de los Moriscos de Granada; se examinó de cirujano y se casó con una mujer. Fue presa en Ocaña y llevada a la Inquisición donde se le acusa y condena por desprecio al matrimonio y por tener pacto con el Demonio Penitenciada a salir al Auto Público de Fe que se celebró en la Plaza de Zocodover de Toledo el domingo 18 de diciembre de 1588 , al que salió en forma de penitente con corona e insignias que manifestaban su delito; abjuró y se le dieron cien azotes por las calles públicas de Toledo y otros cien por las de Ciempozuelos, reclusión de diez años en un hospital para que sirviese sin sueldo en las enfermerías"  Y así concluye la historia de Elena de Céspedes porque nada sabemos de lo que luego sucedió con su vida. En cuanto al enigma de su sexualidad , si descartamos el hermafroditismo, ya que por los exámenes médicos recogidos en el juicio de la Inquisición parece quedar descartado, nos quedarían dos alternativas, o bien sencillamente era lesbiana y ocultó su sexo femenino tanto para convivir con una mujer como para  desarrollar su profesión  o bien podría ser un caso de una situación que entonces no podía ser descrita porque aun no había sido definida, la transexualidad. Según nuestro Diccionario de la Lengua Española transexual es aquella persona "que se siente del otro sexo, y adopta sus atuendos y comportamientos" y esa es la opinión del doctor Emilio Maganto Pavón que nos ha estado acompañando a lo largo de todo este relato  , que concluye "Elena/o de Céspedes era un transexual masculino , o sea , una mujer que mentalmente tiene la convicción de pertenecer al sexo contrario y se ve atrapada en un cuerpo femenino" Y es muy posible que esa convicción  que mostró en todo momento de ser un hombre es lo que la salvase de la hoguera. Y en este punto termino yo también este relato sobre la extraordinaria vida de una mujer que , habiendo nacido esclava y mujer, logró convertirse , partiendo de la nada, en la primera mujer que conocemos que obtuviera el título de cirujano y lograra vivir, al menos por unos años, la vida que deseaba que es mucho más de lo que se puede decir de tantos millones de mujeres que eran condenadas por la sociedad a vivir como las decían que tenían que vivir y no como ellas deseaban vivir. En ese sentido creo que Elena/o de Céspedes fue una triunfadora. 


Con esta imagen figurada de como podría haber sido Elena de Céspedes me despido de este singular personaje de la historia de España que me era completamente desconocido hasta hace unos días , una mujer que , habiendo nacido esclava, mulata  y mujer llegó a combatir en el ejército, atendió a un criado de la corte de Felipe II y consiguió vivir por un tiempo como deseaba, conquistando  una libertad impensable entonces para una mujer  y creo que todo empezó por conquistar su libertad interior que nadie podría arrebatarla. Como escribía el poeta italiano Arturo Graf(1848-1913)
"Si no tienes la libertad interior, ¿qué otra libertad esperas poder conquistar?"
No sabemos que pasó después con su vida pero me gusta imaginar que terminó su vida igual que la había vivido, siendo quien quería y sentía ser
(Imagen procedente de www.riabrodell.com )


El Mentidero de Mielost en Facebook :
Famosos