sábado, 15 de noviembre de 2014

HISTORIAS DE IMPOSTURAS : ENRIC MARCO, UNA BIOGRAFÍA INVENTADA

"Fingimiento o engaño con apariencia de verdad" así define el término impostura en su segunda acepción el Diccionario de la Lengua Española y al impostor como "suplantador, persona que se hace pasar por quien no es". La idea de escribir un articulo sobre esta singular habilidad del ser humano por hacerse pasar por quien no es y lo que resulta más extraordinario, consiguiendo que lo crean los que le rodean , me la sugirió una entrevista en la radio con el escritor español Javier Cercas(1962) que hablaba sobre su última obra titulada precisamente "El impostor" que trata sobre la figura del sindicalista español Enric Marco Batlle (1921), una historia que he elegido para abrir una nueva serie de artículos en el Mentidero que versarán sobre las vidas de diferentes impostores a lo largo de la historia Este barcelonés nacido en 1921 comenzó a ser conocido por su actividad sindical durante la década de los años setenta como miembro de la Confederación Nacional del Trabajo (CNT),donde llegó a ser en 1977 secretario general de la Federación Catalana y ya en 1978 secretario general del sindicato hasta que en el congreso sindical de 1979 no fue reelegido siendo expulsado un año más tarde por desavenencias internas con los nuevos directivos sindicales. Por aquellos días poco se sabía acerca de su pasado y fue hacia 1977 o 1978 cuando comenzó a relatar su estancia en el campo de concentración nazi de Flossenbürg, un campo que había sido abierto en 1938 en Baviera ,Alemania. A lo largo de la guerra pasarían por sus instalaciones y la de los subcampos que lo rodeaban, unas cien mil personas, de las que al menos treinta mil morirían. Allí fueron utilizados por los alemanes para trabajos forzados en una cantera de granito y también, a partir de 1943, para trabajar en las industrias dedicadas a la guerra que se abrieron en sus inmediaciones. 

Este es libro titulado "El impostor" de Javier Cercas que relata la vida de Enric Marco Batllé  y me ha recordado la historia que salió a la luz hace ahora nueve años, un hombre que durante casi treinta años mantuvo un embuste que fue creciendo con el tiempo y que le llevaría a hablar  en el   Congreso de los Diputados. Es sólo uno de los muchos farsantes que ha habido a lo largo de la historia ,algunas de cuyas historias trataré de ir contándolas en los próximos meses  (Imagen procedente  http://www.casadellibro.com )

Mientras Enric seguía con su activismo público como vicepresidente de la Federación de Asociaciones de Padres de Alumnos de Cataluña, también iba siendo conocida su historia de aquellos años de confinamiento en Flossenbürg, dando conferencias en los que relataba aquellas experiencias terribles presentándose como víctima del holocausto nazi. Relataba como al terminar la Guerra Civil Española en 1939 había marchado al exilio en Francia donde le sorprendió la Segunda Guerra Mundial. Francia fue invadida por las tropas alemanas en mayo de 1940 y el 24 de junio Adolf Hitler (1889-1945) se pasea por las calles de París en compañía de su arquitecto Albert Speer (1905-1981) . Según contaba Enric  él había colaborado con la resistencia francesa  hasta que fue capturado y deportado a Alemania ingresando en el campo de concentración de Flossenbürg del que ya os he hablado antes. Aunque en Flossenbürg no se habían producido demasiadas ejecuciones en comparación con otros campos, las cosas comenzaron a empeorar a medida que se aproximaba el final de la guerra , aumentando su número a lo largo de todo el año 1944 y llegando al paroxismo en los últimos días de la conflagración bélica. El 20 de abril de 1945 tres grupos de unos cuatro mil hombres y otro de unos dos mil quinientos abandonaron el campo formando las tristemente conocidas como marchas de la muerte que se repetirían en otros campos de concentración. Al menos siete mil de aquellos casi catorce mil personas morirían durante la marcha mientras que las apenas mil seiscientas personas demasiado enfermas para seguirles permanecieron en el campo , muchos de ellos hambrientos y moribundos, hasta que fueron liberados por tropas soviéticas el 23 de abril de 1945.    

Fotografía  de prisioneros de Flossenbürg  trabajando en la cantera de granito. Inaugurado en mayo de 1938  fue el cuarto de los campos de concentración nazis y  se encontraba en Alemania pero muy próximo a la frontera checa y fue destinado a los prisioneros clasificados como "asociales" y "criminales" unas categoría arbitrarias donde tenían cabida desde los homosexuales, prostitutas y alcohólicos hasta mendigos y también prisioneros políticos. Lo planearon para albergar a 1600 prisioneros pero ya en la primavera de 1939 había 3000  y  su número fue creciendo a medida que avanzaba la guerra hasta llegar a más de quince mil en 1945.  Se consideraba vital la explotación laboral de estos prisioneros  que serían utilizados en la cantera de granito, como los de la imagen, en fábricas de ladrillo y en la industria de guerra .No era un campo de exterminio pero las muertes se sucedían por las duras condiciones de vida dentro del campo, aunque  el mayor número de muertos se produciría al final de la guerra cuando fueron trasladados del campo en una de las tristemente conocidas como marchas de la muerte   (Imagen procedente de http://porrajmostebisterdontumareanava.blogspot.com.es)

No es de extrañar que si Enric había sido protagonista de aquellos acontecimientos su testimonio tuviera tanto interés, más aún porque, al contrario que otros presos de los campos de concentración a los que les cuesta hablar de lo que vivieron porque reviven el terror que experimentaron, Enric mostraba una gran disponibilidad para contarlo , lo que además hacía con gran fuerza dramática y un lenguaje hasta poético, si es posible emplear esta palabra en hechos tan terribles. La periodista Carmen Vinyoles cuenta en un documental de Televisión Española  que le hizo una entrevista a Enric en el año 2001 o 2002  y ya entonces le llamó la atención  que "Enric era muy comunicativo , expresaba sus vivencias de una forma muy directa, muy vivida, sin ningún reparo"  Su testimonio aparecía cada vez con más frecuencia en los medios hasta el punto de que es elegido presidente de una asociación de españoles que habían estado en campos de concentración nazis durante la Segunda Guerra Mundial llamada Asociación Amical de Mauthausen y Otros Campos.  Llega incluso a ser  invitado a hablar en el Congreso de los Diputados en Madrid . Allí dirigirá el 27 de enero de ese año 2005  un discurso tan emotivo que hará llorar a algunos diputados y que será resaltado por los medios de comunicación. Durante su exposición rememoraba sus días en Flossenbürg "Cuando llegábamos - contaba Marco - a los campos de concentración en estos trenes infectos, para ganado, nos desnudaban, nos mordían sus perros, nos deslumbraban sus focos. Nosotros éramos personas normales, como ustedes. Nos gritaban en alemán "Link-recht (izquierda- derecha). No entendíamos nada, y no entender nada te podía costar la vida".

TRAILER DEL DOCUMENTAL "ICH BIN MARCO" DE 2009

Este documental realizado años después de descubrir la impostura de Enric Marco trata de recuperar la vida real de Enric Marco que fue a Alemania formando parte de un grupo de trabajadores voluntarios . Allí sería detenido por la Gestapo por distribuir propagando antinazi o comunista o bien por un sabotaje en la base alemana de Kiel  , habría ido a una prisión común y fue deportado posteriormente de regreso a España donde, siempre según su versión, habría permanecido en la clandestinidad luchando contra Franco . Si fue así ¿por qué tuvo que inventarse la mentira sobre su estancia en el campo de Flossenbürg ? Esto es nada más que un trailer del documental en el que apenas  se ve a Enric Marco poniendo flores en la placa dedicada a los españoles muertos en Flossenbürg y al final su voz diciendo "Enric Marco no mintió aunque fuera un embustero" El problema en un caso así ya lo expresaba hace más de un siglo Friedrich Nietzsche ".Lo que me preocupa no es que me hayas mentido, sino que, de ahora en adelante, ya no podré creer en ti" 





Continuaba su discurso cada vez con palabras más dramáticas y emotivas "Hay que recordar a esos niños, que no reían y tampoco lloraban, porque no tenían capacidad , siempre en la oscuridad , que eran como la simiente del diablo, según los nazis. Los destruían en cuanto tenían ocasión . Aquellos niños que las madres no podían salvar. Cuando llegaba la primera selección, y nos ponían a los hombres a un lado y a los niños y a las mujeres a otro.  las mujeres formaban un círculo y defendían a sus hijos con sus cuerpos y con los codos , lo único que tenían" ¿A qué esta lleno de fuerza y nos transmite la escena casi como si la estuviéramos presenciando? Os estoy incluyendo parte de su discurso para que comprobéis por vosotros mismos su poder de convicción . Desde la tribuna exhortaba a los diputados "Tengo la esperanza de que esta vez la lección sea aprendida por todos. A los jóvenes, que no saben nada de la historia, les falta alguien que se la cuente" y concluía con un lamento por el abandono que habían sufrido los españoles víctimas de los nazis "No tuvimos un gobierno que nos auxiliara, que nos quitara esos harapos y nos diera asistencia médica. Ni un país al que volver para explicar lo que contamos ahora , que lo tenían que haber hecho hace sesenta años, si nos hubieran dejado. Francia nos dio asilo político. El pueblo judío, que sufrió tanto, pudo crear su propia patria. Nosotros no. Qué se dice de los españoles que murieron en Francia sin poder volver a España . Va siendo hora de hacer justicia"   Y así concluía su intervención dejando a los diputados embargados por la emoción que transmitían sus palabras. 

En una entrevista al periódico español "El País"  afirmaba ante el periodista "Soy un embustero, si, pero no un farsante, ni un falsario. Lo mío fue una simple distorsión de mi propia historia. Me convertí en la voz y el brazo de los deportados porque yo también sufrí cárcel en Alemania .Que me digan que diferencia hay entre la cárcel y el campo de concentración , No sólo fui esclavo de los nazis, también resistente" Y a continuación relataba al periodista en una nueva versión de su historia que había sido arrestado por la gestapo en la base submarina de Kiel por sabotear unas lanchas torpederas que estaban siendo reparadas y que después de ser torturado durante seis días, estuvo ocho meses en prisión tras lo cual fue enviado de nuevo a España. ¿Es verdad u otra invención?  El periodista resume la perplejidad ante este hombre cuando escribe "El problema con Enric Marco es que se sabe quién no es, pero no se sabe quién es" (Imagen procedente de http://www.estandarte.com )

Después de la resonancia de su intervención en el Congreso fue invitado como presidente de la Asociación Amical de Mauthausen a la conmemoración del  sesenta  aniversario de la liberación del campo de concentración  de  Mauthausen y sus subcampos por las tropas estadounidenses el 5 de mayo de 1945. Pero apenas un par de días antes de esta ceremonia Enric alegó una enfermedad para no asistir al acto. La verdadera  razón era que el historiador español Benito Bermejo había sacado a la luz el 1 de mayo un informe n el que revelaba que Enric no había  ido al exilio a Francia al terminar la Guerra Civil, ni había combatido en la Resistencia Francesa y lo peor de todo, nunca había estado recluido en el campo de concentración de Flossenbürg. La realidad era otra bien diferente. Enric Marcos permaneció en España al terminar la Guerra Civil y fue a Alemania formando parte de un grupo de trabajadores civiles voluntarios para trabajar en la industria militar alemana , siendo destinado a la fábrica de Deutsche Werke Werft en la ciudad alemana de Kiel. Allí permaneció trabajando hasta que en 1943 fue arrestado acusado de distribuir propaganda presumiblemente comunista entre los trabajadores y enviado a prisión, pero no al campo de Flossenbürg, sino a una prisión común antes de ser deportado a España de donde ya no se movería. El historiador Benito Bermejo había hablado meses antes con Enric inquiriéndole sobre la falsedad de sus afirmaciones y según contaría después  el historiador Enric "Su primera reacción fue antes de conocerse públicamente. Me ofreció una entrevista y mostrarme documentos. Pero el tiempo pasaba y no hubo tal entrevista, pese a haber insistido yo"  

En esta entrevista en el periódico catalán de "La Vanguardia" realizada en 2009  Enric Marco sigue insistiendo  en que su mentira estaba justificada porque lograba dar a conocer lo que sucedió en los campos de concentración "Mentí para resaltar la verdad ¿debo pedir perdón por eso", pero no era necesaria una mentira para resaltar el horror del que tenemos muchos testimonios de los supervivientes de aquellos infiernos. (Imagen procedente de http://factoriahistorica.wordpress.com ) 

En los días siguientes el director del archivo del campo de concentración de Flossenbürg, Ulrich Fritz , estuvo en contacto con Enric para confirmar su identidad. Enric dijo haber olvidado el nombre que recibía en el campo , algo que no es extraño ya que muchos presos utilizaban otros nombres diferentes a los suyos, pero los campos disponían también de un sistema de marcaje de prisioneros que consistía ,entre otros medios,  el número que era grabado en su antebrazo y Enric les proporcionó un número, el 6448 , que al verificarlo con la lista de internos en Flossenbürg comprobaron que pertenecía a otro preso , aunque podría haber sucedido que  aquel muriera o hubiera sido trasladado a otro campo  y le atribuyeran el mismo número a Marco. Pero finalmente la presión hizo que el 10 de mayo  Enric Marco confesara que su historia era un embuste, abandonaba la presidencia de la Asociación Amical de Mauthausen y devolvía la Cruz de San Jordi, la condecoración que le había entregado la Generalitat de Cataluña, aunque se mostraba dolorido y declaraba "Si creen que de la noche a la mañana todo lo que he hecho en mi vida no vale nada ¿qué puedo hacer yo?" Pero con ser la más grave no era la mentira de su estancia en un campo de concentración la única, ya que de su supuesto pasado de lucha contra el régimen de Francisco Franco (1892-1975) tampoco había ninguna constancia. Se había creado su propio personaje , una identidad inventada que tal vez llegó a creerse él mismo. Todavía hoy sigue justificando su impostura por lograr un fin noble , la denuncia de la barbarie cometida por los nazis . En una entrevista para Televisión Española declaraba "Lo mio no es una falsificación es la distorsión de la historia. Para explicar las cosas que han pasado durante el nazismo es más sugestivo si partes de la idea de un campo de concentración y no de una celda". Y concluye la entrevista casi orgulloso de su embuste cuando afirma "En la galería de embusteros ilustres creo que ocupo uno de los primeros puestos"

Monumento a la memoria de los deportados a los campos de  Mauthausen y Flossenbürg  durante la Segunda Guerra Mundial El historiador que descubrió el engaño de Enric Marco  y lo desveló pocos días antes de que éste participara en la conmemoración del 60 aniversario  de Mauthausen  en mayo de 2005, donde también iba a asistir el presidente entonces de España, José Luis Rodriguez Zapatero (1960) ,contaba así como procedió a falsificar el número de prisionero del campo . Marco decía ser el preso número 6448  pero "El autentico preso 6448 de Flossenbürg fue Enrique Moner Castells, nacido en Figueras en el año 1900. Enric Marco descubrió este nombre en los archivos de ese campo de concentración y pensó que la coincidencia en el nombre de pila y la inicial del apellido le permitiría suplantarlo pero el archivero Johannes Ibel se negó a expedirle un certificado que indicara que uno y otro eran la misma persona" 
(Imagen procedente de http://legendofcamelot.mforos.com)


¿Por qué creó esta mentira? El poeta inglés Alexandre Pope (1688-1744) escribía que "El que dice una mentira no sabe que tarea ha asumido, porque estará obligado a inventar veinte más para sostener la certeza de esta primera" y tal vez algo así le sucedió a Enric Marcó. Quiso crearse un pasado que respaldara una falsa biografía de heroísmo y de lucha contra los regímenes nazis y contra el franquismo en un momento en que ocupaba un puesto destacado dentro de una organización sindical y como decía Pope la mentira fue alimentada  con otras mentiras cada vez más elaboradas para respaldar su embuste. ¿Cómo se podía  sospechar de una historia así?¿cómo sospechar que se puede utilizar el horror real que vivieron millones de personas en beneficio propio haciéndose pasar por una de sus víctimas? Lo más sorprendente es que todavía ahora justifica su mentira aduciendo que lo hizo para divulgar el horror nazi pero eso es una mentira que se cuenta a sí mismo, tal vez para darse a él mismo una razón que explicase tres décadas de mentira. No hacía ninguna falta su impostura para divulgar el holocausto del que disponemos de miles, de decenas de miles de testimonios de seres humanos que si vivieron de verdad aquel infierno, grabaciones de los campos cuando fueron liberados, fotografías de miles de cadáveres apiñados, fosas comunes. La mentira de Enric Marco hizo daño porque , y lo he comprobado en Internet al buscar información sobre este tema, ha alentado a los llamados revisionistas y negacionistas  que , aunque resulte difícil de entender siguen negando la existencia del Holocausto ,   utilizan a Marco para sus propias teorías de la conspiración. Enric Marco fue un impostor, un mentiroso, pero su mentira sólo afecta a su persona, a su propia biografía, porque el horror que relata si era cierto,  porque lo tomó prestado de aquellos que si lo había vivido en su propio cuerpo y en su espíritu.  

Fotografía de Enric Marco tomada en el año 2003 durante un acto de homenaje a los republicanos españoles muertos en los campos de exterminio nazis. En el artículo sobre él aparecido en "El País" en 2011 se cuenta como "este hombre que visitaba un centenar y medio de colegios e institutos al año dando charlas dique lo hacía para que la denuncia del nazismo fuera más efectiva y dejara mayor huella en la memoria de las gentes. Una cosa es cierta, Marco era el mejor conferenciante de la asociación , nadie como él mantenía la atención  del público hasta el final y era capaz de tensar el discurso, trufarlo de relatos impactantes y provocar la catarsis. Nadie permanecía indiferente en su asiento cuando él tomaba la palabra" Era un gran actor que creo que llegó a creerse su papel , a creer que él había vivido aquello porque sino es díficil comprender como podía actuar día tras día contando cosas que él sólo conocía  por las historias reales que vivieron otras personas (Imagen procedente de http://elpais.com)



En la obra "Breve Historia del Holocausto" del historiador español Ramón Espanyol(1975) cuenta las cifras de Mauthausen, el campo  cuya asociación en España presidía Enric Marcos, y los subcampos que dependían de él "Dotado de una red  por toda Austria y el  sur de Alemania , el campo conocido en su máxima extensión como Mauthausen-Gusen, permitía al Reich administrar mano de obra  esclava a las fábricas industriales  alemanas. Entre ciento cincuenta mil  y trescientos mil intelectuales , políticos, sindicalistas  y artistas de toda Europa , así como homosexuales, disidentes alemanes o presos comunes, murieron exhaustos  a causa de los trabajos forzados y la falta de alimento en los campos asociados a Mauthausen"  El historiador Benito Bermejo . él mismo que desveló la mentira de Enric Marco , escribe que en Mauthausen "hubo más de siete mil españoles y de los más de cinco mil fueron asesinados en pocos años. Además, todos ellos están documentados y sus hijos e incluso algunas de sus esposas viven todavía" Ya se que puede parecer innecesario hacer hincapié de nuevo en el Holocausto, pero después de ver comentarios incluidos en algunos vídeos que he encontrado en la red he creído que debía subrayarlo una vez más para que la mentira de la vida de Enric Marco no sea utilizada por aquellos que quieren negar el horror del nazismo y el holocausto que supuso el exterminio de entre cinco y seis millones de seres humanos.

DOCUMENTAL DE TELEVISIÓN ESPAÑOLA "EL CONVOY DE LOS 927 DE MAUTHAUSEN" 

Frente a las mentiras de Enric Marco está la realidad documentada de los primeros 927 refugiados españoles de la Guerra Civil, hombres, mujeres y niños, que en 1940 fueron llevados de Angulema en Francia hasta el campo de concentración de Mauthausen que había sido abierto ese mismo verano. No hace falta los embustes de Marco,pues él trata de justificar su embuste por la necesidad de conocer lo que entonces sucedió, para ser conscientes del horror que vivieron estas personas 





 Por eso la impostura de Enric Marco resulta más terrible que otras por jugar en su biografía inventada con el sufrimiento real de millones de seres humanos. Por fortuna en esta ocasión se hicieron ciertas las palabras del presidente estadounidense Abraham Lincoln (1809-1865) "Se puede engañar a todos algún tiempo y a algunos todo el tiempo , pero no se puede engañar a todos todo el tiempo" y su impostura  fue puesta al descubierto.Aunque parezca un caso extraordinario no es ni mucho menos el único. En 1891 aparece por primera vez en la literatura médica el término de pseudología fantástica o mitomania que ,como explica el escritor y periodista español Fernando Cohnen en un artículo dedicado a los impostores en la revista Muy Interesante ,hace que "los que la padecen conviertan la mentira en una conducta rutinaria  para atraer la atención y sentirse geniales o superiores"   Aunque es un término controvertido en la psiquiatría actual entre sus características estarían el ser historias muy elaboradas porque su autor ha pensado en todas las posibilidades para evitar ser descubierto, son duraderas en el tiempo (en el caso de Enric más de tres décadas) y siempre presentan al mentiroso desde un punto de vista favorable, como un héroe o alguien sobresaliente en cualquier faceta. El caso de Enric Marco parece ajustarse a todas estas premisas , un hombre que deseaba dejar atrás una personalidad que no le resultaba atractiva por otra más brillante, la de un héroe. Como escribe Sarah Burton, autora de "Impostores", donde recoge muchos de estos casos, "El yo dividido permite a estos farsantes avanzar en su destino, dejando atrás a su insulso gemelo" Aquí concluyo este relato  y en próximas historias sobre la impostura descubriremos a otros impostores , algunos simpáticos , como  Frank William. Abagnale(1948)  que durante cinco años dio esquinazo al FBI adoptando hasta cinco identidades diferentes, los falsos reyes Sebastián de Portugal o Luis XVII  o el estafador Victor Lustig(1890-1947) que lograría vender el monumento más conocido de París. Pero esas serán otras historias.  

El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost



Famosos