lunes, 24 de febrero de 2014

GRANDES BATALLAS DE LA HISTORIA: LA BATALLA DE LEPANTO, LA MÁS ALTA OCASIÓN QUE VIERON LOS SIGLOS (PRIMERA PARTE)


"La más memorable y alta ocasión que vieron los pasados siglos , ni esperan ver los venideros" escribía uno de los mayores genios de la literatura mundial, el español Miguel de Cervantes Saavedra (1547-1616)  , en unas palabras dedicadas a la mayor batalla naval librada hasta entonces , la Batalla de Lepanto , que el siete de octubre de 1571 enfrentó a las dos grandes potencias mediterráneas, la España de Felipe II(1527-1598) aliada con los Estados Pontificios, la República de Venecia, la Orden de Malta, la República de Génova y los ducados de Saboya y Toscana contra el todopoderoso Imperio Otomano gobernando por Selim II(1524-1574) y en la que se disputaban no sólo la hegemonía en el Mediterráneo sino el destino de Europa ,amenazada por el imparable expansionismo musulmán encarnado en el Imperio Otomano .Miguel de Cervantes sería alcanzado por dos disparos de arcabuz en el pecho y también fue herido su brazo izquierdo  dejando inutilizada su mano por lo que sería conocido como "el manco de Lepanto" y el gran escritor tenía razón, no se había visto ninguna batalla tan encarnizada y sangrienta como aquella , hasta el extremo de que y muchos de los que participaron quedaron conmocionados por aquella acción , como lo describe el veneciano Girolamo Diedo (1535-1615) que tomó parte en la batalla y luego escribió  una obra  titulada precisamente "La batalla de Lepanto" donde recuerda que "Lo que sucedió fue tan extraño y tuvo  tantos aspectos distintos que fue como si los hombres hubieran sido extraídos de sus propios cuerpos y transportados a otro mundo"

Todo lo que voy a relataros a continuación lo extraigo en su mayor parte de la  brillante obra "Imperios del mar" del historiador británico Robert Crowley(1951)  cuya lectura me ha hecho descubrir la fascinante lucha por el poder en el Mediterráneo  en el  siglo XVI y vivir con su brillante prosa y sus detalladas descripciones todo el drama, el heroísmo y la crueldad de episodios como el sitio de Rodas en 1523 por las tropas otomanas,  las incursiones del corsario turco Jeireddín Barbarroja (1475-1546) por todo el Mediterráneo cristiano, el dramático asedio de Malta, protegida por los caballeros de la Orden de San Juan , que resistieron un largo asedio conocido como el Gran Sitio de Malta en 1565  evitando que la isla cayera en manos turcas lo que  habría abierto las puertas al Imperio Otomano para el dominio del Mediterráneo Occidental y posiblemente la conquista de Roma y la Penínsulta Italiana  y, por supuesto, la Batalla de Lepanto que es el episodio que pretendo contaros siguiendo los pasos de Robert Crowley de los que mis palabras no serán más que un pálido  reflejo y os recomiendo vivamente la lectura de esta obra para disfrutar de la historia como si se tratara de una película que se va desarrollando ante nuestros ojos. Pero ya es hora de que empiece el relato  y aunque sea muy brevemente tenemos que remontarnos un poco más atrás de 1571 para entender la importancia del resultado de aquella batalla. Como si el Mediterráneo fuera un gigantesco cuadrilátero de boxeo podríamos decir que en la parte meridional de ese cuadrilátero se encuentra el poderoso púgil que es el Imperio Otomano, mientras que en la parte occidental se halla otro no menos poderoso combatiente, el reino de España. Lejos el uno del otro pero, sin embargo, condenados a encontrarse en aquel mar que durante siglos fue considerado el centro del mundo , el Mare Nostrum romano, pero que debido a las exploraciones portuguesas por las costas africanas y el Índico, el descubrimiento de América en 1492 por Cristóbal Colón (hacia 1447-1506) y del Pacífico por el conquistador español Vasco Núñez de Balboa (1475-1519) iría perdiendo paulatinamente su importancia, pero su dominio seguiría siendo clave para la seguridad de la Europa cristiana frente a los turcos. 

EXPANSIÓN DEL IMPERIO OTOMANO 

Breve  vídeo de dos minutos de duración que resume la expansión  del Imperio Otomano desde su creación en el siglo XIV hasta el siglo XVII 






Conozcamos a uno de los dos púgiles. El futuro Imperio Otomano había iniciado su prolongado camino por la historia en la segunda mitad del siglo XIII bajo el gobierno del sultán Osmán I (1258-1326). Osmán pertenecía a la tribu Kayi,una rama del pueblo turco selyúcida, quienes procedían de Asia Central y se habían visto desplazados por el avance de los mongoles, llegando a mediados del siglo XIII hasta Anatolia, en la actual Turquía. El padre de Osmán I, Ertugnul(1198-1281), se puso al servicio de los turcos selyúcidas que concedieron a Ertugnul y su pueblo la ciudad de Sogrut y las tierras adyacentes, que Ertugnul había conquistado en nombre del sultán de los turcos selyúcidas, para que pudieran establecerse. Tras la muerte de Ertugnul en 1281 le sucedió su hijo Osmán I que inició una política de expansión que le llevaría de gobernar sólo una ciudad y unas pocas tierras a controlar 16.000 kilómetros cuadrados a su muerte en 1326. Por ello recibiría el título de Gazi "el triunfador en la fe" y en lo sucesivo cada vez que un nuevo sultán subía al poder los súbditos recordaban a su primer sultán diciendo "Que sea tan grande como Osmán". Así nacía el Imperio Otomano que no dejaría de crecer en los siglos siguientes . Tras la muerte de Osmán I le sucede su hijo Orhan I (1281-1360), que se dedicó a mejorar la organización territorial de su reino , creando además una nueva moneda. Pero no se olvidó de impulsar la expansión territorial y por primera vez los turcos pusieron sus pies en territorio europeo con la conquista de una fortaleza en Tracia, una región que se encuentra entre las actuales Grecia, Turquía y Bulgaria. También controló la mayor parte de Anatolia, en el centro de la actual Turquía, y ocupó la ciudad de Bursa, al sur de Estambul , que convertiría en 1326 en la capital del cada vez mayor Imperio  otomano.


Territorio del Imperio Otomano a la muerte de Mehmet II el Conquistador , el sultán que conquistó la capital del Imperio Bizantino, Constantinopla , en 1453, y quién comenzó la expansión otomana en Europa llegando hasta las murallas de Belgrado donde fue rechazado. En color verde podéis ver los territorios que pertenecían a la República de Venecia, que también se  establecería en Chipre (Imagen procedente de http://imbratisare.blogspot.com.es )

Tras la muerte de Orhan I le sucede su hijo Murad I(1326-1389) durante cuyo gobierno los otomanos  reducen  el Imperio Bizantino, el antiguo Imperio  Romano de Oriente ,a su capital, la ciudad de Constantinopla. Conquista Tracia y además las tropas del sultán derrotarán a los serbios en la batalla de Kosovo en 1389, batalla en la que también muere el sultán, pero en la que los otomanos extienden su dominio a los Balcanes y comienzan a amenazar el corazón de Europa , extendiéndose sus dominios desde el Eufrates hasta el Danubio , con Constantinopla como una isla en medio de territorios otomanos. En 1396 una cruzada organizada en Europa para enfrentarse al dominio otomano es derrotada por las tropas del nuevo sultán, el hijo de Murad I, Bayaceto I (1354-1403), en la batalla de Nicópolis, con lo que el Imperio Otomano ocupa también Bulgaria. Tras la muerte de Bayaceto I se sucede un periodo de guerras internas por el poder  que habían sido alentadas por los bizantinos ,expertos diplomáticos que trataban de ganar a través de la diplomacia lo que ya no podían defender en el campo de batalla. Este periodo de conflictos internos concluye en 1413 con la subida al poder del nuevo sultán Mehmet I(hacia 1389-1421), que conquistará Albania y Valaquia. Le sucede su hijo Murad II(1404-1451)  que en castigo por las intrigas bizantinas sometería durante un tiempo a asedio a Constantinopla. La conquista de la capital bizantina la culminará su hijo y sucesor Mehmet II el Conquistador(1432-1481) que toma Constantinopla en 1453 , causando una honda conmoción en toda la cristiandad 


En este mapa podéis ver en color naranja la extensión del Imperio Otomano durante el  gobierno del sultán Mehmet II el Conquistador  entre 1451 y 1489. En rosa las conquistas de su nieto Selim I, que gobernaría entre 1512 y 1520 y finalmente en color verde las incorporaciones realizadas por el considerado como el más importante de los sultanes otomanos, Solimán I el Magnífico. Fijaos en la situación de Rodas, controlado por la Orden de los Caballeros de San Juan, que sería el primer objetivo de Solimán I nada más llegar al poder,  ya que las galeras de los caballeros  interceptaban los barcos llenos de peregrinos musulmanes procedentes de Estambul que se dirigía a La Meca, o naves mercantes  que transportaban vinos, sedas o especias de un extremo a otro del Imperio Otomano. Roger Crowley recoge  las palabras de un cronista otomano que describía así a los Caballeros de la Orden de San Juan "Malvada secta de francos , los peores hijos del Error, la más corrupta progenie del diablo". Durante todo el siglo XVI serían un constante incordio para los otomanos, primero en Rodas y luego desde Malta. Quiero aclarar que los Caballeros de la Orden de San Juan, los Caballeros de Rodas o los Caballeros de la Orden de Malta son siempre la misma orden que iba cambiando de nombre según el lugar donde se hallaban establecidos (Imagen procedente de  http://www.3djuegos.com )  .  

En abril de 1453 las tropas de Mehmet inundan la llanura frente a Constantinopla, porque es en verdad una inundación, una marea formada por unos 150.000 hombres,algunas fuentes hablan de 100.000 y otras de 160.000,  entre los que se encontraban 15.000 cipayos, nombre que se daba a los integrantes de los cuerpos de caballería de elite, y12.000 jenízaros , un cuerpo de infantería de élite  formado a mediados del siglo XIV por Orhan I y que estaba integrado por jóvenes cristianos que habían sido hechos prisioneros de guerra y luego entrenados para defender al sultán.Mientras, en Constantinopla, una ciudad habitada por 50.000 habitantes, apenas si había siete mil hombres  útiles para el combate, del todo insuficientes para defender unos 22 kilómetros de muralla. La suerte estaba echada, y el 29 de mayo se lanzó el asalto final donde encontró la muerte el último emperador bizantino , Constantino XI (1404-1453) ,el último de una serie ininterrumpida de un milenio y medio de emperadores desde César Augusto (63 a.C- 14 d.C). ¿Quién podría detener a los otomanos? En 1456 Mehmet II sería detenido frente a las murallas de Belgrado, donde su ejército fue derrotado perdiendo más de veinte mil hombres y el propio sultán fue herido.  Sin embargo, aquello no hizo más que ralentizar de momento el avance que seguiría con  las conquistas de Grecia en 1460, Serbia en 1463  y Bosnia Herzegovina en 1466  que durante los siguientes cuatro siglos permanecerían en manos turcas. Además Montenegro se convirtió en tributaria del sultán turco a partir de 1479 y hasta la poderosa y rica República de Venecia se vio obligada a comprar la paz con el Imperio Otomano pagando un tributo anual . Se le resistió la isla de Rodas, defendida por los Caballeros de la Orden de San Juan y el enclave cristiano más próximo a las costas del Imperio Otomano En 1481 fallecía Mehmet II , tal vez envenenado, y será su hijo Bayaceto II(1447-1512) quién le sucede. Al igual que su padre, Bayaceto II destaca como mecenas de la cultura , pero tampoco descuida el crecimiento territorial del Imperio. 


En el año 1084 un grupo de comerciantes de la ciudad italiana de Amalfi que unieron para fundar en Jerusalén un hospital para  atender a los peregrinos cristianos y lo hicieron junto a la iglesia del  Santo Sepulcro,  el centro de las peregrinaciones porque albergaba el lugar donde Cristo fue crucificado  y también donde se hallaba su sepulcro. El nuevo hospital fue consagrado a San Juan Bautista por lo que a la orden se la conoció como Orden del Hospital de San Juan de Jerusalén  o simplemente como Orden de San Juan u Orden de los Hospitalarios. Tuvieron que esperar hasta el año 1113 para  recibir el reconocimiento oficial de la Iglesia de la  mano del papa Pascual II (1050-1118) y fue entonces cuando adoptaron la regla de la Orden de los Agustinos y su vestimenta característica como la que veis en el dibujo sobre estas líneas , hábito negro y cruz blanca de ocho puntas . Su primer superior  y fundador fue Gerardo Tum(1040-1120) y durante estos primeros años se consagraron exclusivamente a sus labores de atención a los peregrinos, pero el sucesor de Tum, Raymond de Puy(hacia 1080-1160) , que sería el primero en ostentar el título de Gran Maestre, la convirtió en una orden militar . Cuando los cristianos fueron expulsados de Tierra Santa de forma definitiva en 1291 tras la caída de San Juan de Acre, los caballeros se establecieron a partir de 1310 en la isla de Rodas , y a partir de entonces fueron conocidos como Caballeros de Rodas, una autentica molestia para el Imperio Otomano a partir del siglo XV por el acoso al que sometían a las rutas marítimas otomanas en el Mediterráneo Oriental  (Imagen procedente http://www.imalaspina.com )

Se centró en la conquista de dos fortalezas venecianas en la Península del Peloponeso, Mistra y Monemvasía, pero los problemas internos con las disputas de poder entre sus hijos le impidió ser más agresivo en la expansión territorial teniendo que centrar su atención en las luchas y rebeliones internas. Fue él quién enviaría una flota para recoger en 1492  a los judíos expulsados por los reyes Isabel I de Castilla(1451-1503) y Fernando II de Aragón (1452-1516), los Reyes Católicos, de territorio español. Hacia el final de su reinado, en 1509, Constantinopla. la capital del Imperio Otomano, sufriría un fuerte terremoto . Tres años más tarde Bayaceto II fallecía cuando ya había abandonado el gobierno y se disponía a retirarse a su ciudad natal, pero murió en el camino Le sucederá su hijo Selim I (1465-1520), conocido también como "el Valiente" , que en sus ocho años de gobierno conquistaría Siria, Palestina y Egipto y extendería el dominio otomano hasta las ciudades sagradas del Islam, Medina y La Meca. Enfermo y sintiendo cercana la muerte Selim designó como sucesor a su hijo Solimán ordenado que el resto de sus hermanos fueran asesinados para que no tuviera que enfrentarse a luchas internas por el poder, una práctica habitual entre los sucesivos sultanes turcos. Así, en 1520 se iniciaba el largo reinado del sultán Solimán I , llamado el Magnífico (1494-1566), con el que el Imperio Otomano alcanzaría su época de máximo esplendor. Nada más subir al trono el nuevo sultán ya impresionó a los embajadores cristianos  como el veneciano  Bartolomeo Contarini  que escribe sobre le nuevo sultán "Es alto y esbelto, pero duro con un rostro delgado y enjuto. Corren rumores de que Solimán hace honor a su nombre , es culto y muestra buen juicio". Contarini se refería a que el nombre de Solimán o Suleimán era la versión coránica del sabio rey Salomón del Antiguo Testamento augurando que el nuevo sultán haciendo honor a su nombre sería tan sabio como el antiguo monarca de Israel. 


El 10 de junio de 1522 el sultán Solimán I (sobre estas líneas=) escribía la siguiente carta al Gran Maestre de la Orden de San Juan, Philippe de L´Isle Adam(1464-1534)  "Vuestras monstruosas injurias contra mis súbditos  más desamparados  han despertado mi piedad  y mi indignación. Os ordeno, en consecuencia, que rindáis inmediatamente la isla y fortaleza de Rodas , y os concederé graciosamente permiso para partir en paz con las más valiosas de vuestras posesiones; o , si deseáis permanecer bajo mi gobierno, no os exigiré tributo alguno ni haré nada que disminuya vuestras libertades  o atente contra vuestra  religión" pero advertía que en caso de  ofrecer resistencia "Cuando os conquiste tendréis que soportar todas las desgracias  que habitualmente los vencedores infligen a los vencidos, de lo que no os protegerán vuestras propias fuerzas, ni ayuda externa ni la fuerza de vuestras fortificaciones , que demoleré hasta los cimientos . Esto lo juro por Dios  del cielo, Creador de la Tierra; por los cuatro Evangelistas, por los cuatro mil profetas que han descendido del cielo , el principal de los cuales es Mahoma , el más digno de adoración; por las sombras de mi abuelo  y de mi padre y  por mi propia, sagrada , augusta e imperial cabeza " A pesar de estas amenazas el Gran Maestre se negaría a entregar la fortaleza  y resistió durante seis meses  (Imagen procedente de http://www.biografiasyvidas.com )

Escribe Roger Crowley en "Imperios del Mar" que "la tradición y costumbres otomanas ordenaba que se celebrara su ascensión al trono con victorias, pues cada nuevo sultán debía legitimar su posición como conquistador de las tierras de Oriente y Occidente añadiendo nuevos territorios a su imperio mundial. Las victorias permitían distribuir botín, que a su vez garantizaba la lealtad del ejército , y dedicarse a las formas habituales de propaganda." Y Solimán tenía dos grandes objetivos en mente, completar la conquista de Belgrado que no había podido completar Mehmet II  para dejar abierto el camino hacia Hungría , y ocupar la isla de Rodas, el bastión de los caballeros de la Orden de San Juan, aunque ahora habían adoptado el nombre de Caballeros de Rodas , que resistía como una isla solitaria rodeado de un mar turco. Dicho y hecho , en agosto de 1521 Belgrado era conquistada por las tropas de Solimán  dejando abierto el camino tanto hacia el reino de Hungría como hacia las fronteras del Sacro Imperio. A continuación centro su atención en Rodas  y el sultán se puso al frente de una flota de más de trescientas naves y cuyas cifras oscilan mucho, ya que los cronistas tendían a inflar su número y que en este caso llegan incluso a señalar que eran doscientos mil hombres, aunque es mejor que nos quedemos con la expresión más habitual de los cronistas cuando no podían determinar el número de soldados y escribían que  eran "tan numerosos como las estrellas". Roger Crowley estima que los defensores de Rodas  no debían ser más de unos quinientos caballeros de San Juan y mil quinientos soldados . Sin embargo, contaban con una de las estructuras fortificadas más avanzadas de su tiempo y gracias a ello  pudo resistir desde el inicio del asedio el 24 de junio de 1522 hasta la firma de la capitulación el 20 de diciembre de ese mismo año. Solimán permitió evacuar la isla a los caballeros que pudieron llevarse todas sus pertenencias. Ocho años después se establecerían en la isla de Malta .


Palacio del Gran Maestre de los Caballeros de Rodas en la isla de Rodas.  La ciudad de Rodas era a comienzos del siglo XVI la mejor fortificada de Europa, construida gracias a mano de obra esclava musulmana.  Después de seis meses de resistencia y forzados a rendirse Solimán fue generoso con las condiciones que impuso a los caballeros . Según Crowley "Los caballeros partirían con honor, llevándose con ellos sus posesiones, armas y estandartes, con excepción de piezas de artillería. Se respetaría la libertad  de religión de los habitantes  de la ciudad y no habría conversiones forzosas al Islam, ni tampoco se convertirían en mezquitas las iglesias. Finalmente no se exigiría ningún tributo durante cinco años" Los caballeros buscarían un nuevo asentamiento en Malta (Imagen procedente de http://wikimapia.org )

Apenas unos años antes , el papa León X(1475-1521) ya había mostrado el terror que se estaba extendiendo entre la Europa cristiana ante el empuje arrollador del Imperio Otomano.  Cuando León X tuvo noticias de las conquistas del padre de Solimán , Selim I , de Egipto , Siria y Palestina, escribió " Ahora que el terrible Turco tiene Egipto y Alejandría y todo el Imperio Romano de Oriente en su poder y ha equipado una enorme flota en los Dardanelos, engullirá no sólo Sicilia e Italia, sino el mundo entero".  Y en los siguientes años no faltarían motivos para alimentar este miedo porque el 29 de agosto de 1526 Solimán derrotaba al rey Luis II de Hungría (1506-1526) en la Batalla de Mohacs, en la que fallecía el joven rey húngaro. Tres años  después, en 1529, Solimán ocupaba la ciudad de Buda y ponía sitio nada menos que a Viena donde sería rechazado por las tropas del emperador Carlos V(1500-1558) y su hermano Fernando de Habsburgo (1503-1564) que volverían a derrotarle en un nuevo intento de conquistar Viena en 1532. Pero la amenaza ya no se podía negar, Solimán controlaba gran parte de Hungría y había convertido a Transilvania en un estado vasallo. El Imperio Otomano era la principal potencia de Europa Oriental y amenazaba directamente el corazón de Europa.  Para que os situéis en estos años, en España y el Sacro Imperio gobernaba Carlos V, en Francia se hallaba en el trono Francisco I (1494-1547), enemigo encarnizado de Carlos V y que no dudaría en aliarse en varias ocasiones con el sultán turco para consternación de los pontífices en Roma, y en Inglaterra gobernaba el rey Enrique VIII(1491-1547), que encabezaría un cisma de la Iglesia Católica creando la Iglesia Anglicana de la que el mismo monarca era su cabeza. Además son años de gran división en la cristiandad por las reformas protestantes impulsadas por Martin Lutero (1483-1546) o Juan Calvino(1509-1564) lo que debilitaba aun más a la Europa cristiana que se enfrentaba en luchas internas y la impedían formar un frente común ante la amenaza creciente del Imperio Otomano.


Mapa de Europa durante la primera mitad del siglo XVI , cuando los dos grandes gobernantes en Europa son Solimán I en el trono de Constantinopla, y Carlos V, en el trono del Sacro Imperio y del Imperio Español . Vemos en el mapa el lugar donde tuvo lugar la batalla de Mohacs en 1526  en Hungría  que llevaba las fronteras del Imperio a las puertas del Sacro Imperio  abriendo el camino hacia Viena . Carlos V no tenía muchos aliados, ya que el rey francés Francisco I llegó a aliarse con los otomanos contra el emperador Carlos, y el rey inglés Enrique VIII se separaría de la Iglesia Católica para fundar la suya propia . Era un pulso entre ambos gobernantes que luego  heredó su hijo Felipe II (Imagen procedente de http://socialessanmartin.blogspot.com.es )

Los estados berbericos del Norte de África, que se extendían por las actuales Túnez y Argelia, se convierten en estados autónomos dependientes de Solimán y los corsarios berberiscos ,dirigidos por Jeireddin Barbarroja, siembran el terror en las costas del Mediterráneo Occidental. En 1530 los caballeros de San Juan que fueron expulsados de Solimán de la isla de Rodas en 1522 se establecen en Malta desde donde acosan el tráfico marítimo turco en una especie de cruzada marítima. En 1551 el corsario berberisco Turgut Reis(1514-1565)  trató de conquistar Malta pero los caballeros rechazaron su ataque pero Turgut se tomó la revancha ocupando Trípoli, la actual Libia, cuyo gobierno le fue concedido como recompensa por sus servicios por Solimán.  En 1556 Carlos V abdica para retirarse a descansar y cede la corona del Sacro Imperio a su hermano que gobernará como el emperador Fernando I, mientras que España y todo su imperio colonial pasa a manos de su hijo  Felipe II. España y Francia, esta última gobernada por el rey Enrique II (1519-1559) hijo y sucesor de Francisco I, se enzarzan en una nueva guerra que se prolongará durante tres años con victorias españolas en las batallas de San Quintín en en 1557 y de Gravelinas en 1558 que forzará a Francia a aceptar la paz con la firma del Tratado de Cateau-Cambresis. Mientras los reinos cristianos siguen con sus disputas internas, el Imperio Otomano no pierde oportunidad de acosarles y en 1560 infligirá una gran derrota a una armada cristiana formada por naves de España, la República de Venecia, los Estados Pontificios, la República de Génova y el ducado de Saboya, en la batalla de Los Gelves  frente a la costa de Túnez. Crece en toda la cristiandad el mito de la invencibilidad de los turcos que ahora vuelven a centrar su atención en la isla de Malta. Si la conquistan  y acaban con los caballeros de San Juan, o Caballeros de Malta, tendrán la base perfecta para lanzar un ataque sobre Sicilia e Italia, y , por lo tanto, la conquista de Roma. 

HISTORIA DEL IMPERIO OTOMANO HASTA EL FINAL DEL REINADO DE SOLIMÁN

En estos tres vídeos se recorre la historia del Imperio Otomano hasta el final del reinado de Solimán  , explicando entre otras cosas el funcionamiento de su gobierno, con la importante figura de los jenízaros, niños cristianos  que eran educados en el Islam y convertidos en un cuerpo de élite de las tropas del sultán , los harenes, y las conquistas hasta mediados del siglo XVI incluidos los asedios de Rodas y Malta. 




"Pretendo conquistar la isla de Malata  y he nombrado a Mustafá Pachá como comandante de esta campaña. La isla de Malta  es uno de los principales cuarteles  de los infieles. Los malteses ya han bloqueado  la ruta que utilizan  los peregrinos musulmanes  y los mercaderes de la parte oriental del Mar Blanco (es como los turcos llamaban al Mar Mediterráneo) de camino a Egipto. He ordenado a Pialí Pachá que tome parte en la campaña con la Armada Imperial" A pesar del evidente peligro  no parecía que hubiera muchas posibilidades  que los reinos cristianos se unieran para hacer frente a la nueva amenaza otomana. Escribe Roger Crowley que el papa Pío IV (1499-1565) "tronó para que se formara una liga santa contra el infiel. Entregó grandes sumas de dinero  a Felipe II para que el monarca español construyera  galeras pero no parecía que ese dinero estuviera generando reacción alguna". El papa Pio V se lamentaba amargamente "El rey de España se ha retirado a los bosques, y Francia, Inglaterra y Escocia están gobernadas por mujeres o niños" y advertía que el sultán "debe venir a dañarnos a nosotros y al rey católico (se refiere a Felipe II)  que la armada es poderosa y los turcos hombres valientes que luchan por la gloria , por su imperio y también por su falsa religión mientras que nuestros recursos son pocos y la cristiandad está dividida"  Y tenía toda la razón porque Malta apenas había recibido ayuda cuando el 18 de mayo de 1565 los caballeros observaron como las velas de la flota otomana se dibujaba en el horizonte y como escribe  Roger Crowley "El espectáculo era sobrecogedor: cientos de barcos en una gran media luna acercándose  sobre el mar en calma - 130 galeras, 30 galeotas, 9 barcazas de transporte, 10 galeras grandes , 200 barcos de transporte menores y 30.000 hombres" Frente a este imponente ejército en Malta no había más de seis u ocho mil hombres , incluidos los caballeros de la orden de Malta,que no sumaban más de quinientos caballeros. 


Fotografía de las fortificaciones de Malta, en este caso la fortaleza que custodia la entrada al puerto de La Valeta.  La llegada del impresionante ejército otomano , formado por entre 22.000 y 24.000 hombres más 8000 no combatientes conmocionó a los hombres que defendían las  fortalezas maltesas . El soldado italiano Francesco Balbi, que dejaría un relato del asedio , recordaba así aquel ejército temible y hermoso a la vez que llegaba a Malta en 1565  "Este mismo día  todo su campo se nos mostró  en lo alto de Santa Margarita , muy bien ordenado y con tantas banderas  y banderillas que era cosa de espanto, así como lo era la muchedumbre  de instrumentos y sones  militares que traían  a su usanza, porque traían muchos atabales, clarines, gaitas, chirimías , trompetas, cornamusas y otros que no se podían divisar. El ejército turco cubría los campos  en perfecta formación ,con sus soldado formando una gran de media luna. Sus soldados vestían ropas espléndidas y ostentosas. Además de relucientes armas y estandartes y banderas principales. " Espero contaros este asedio, épico y dramático , en otro artículo porque merece por sí solo una historia  (Imagen procedente http://iessonferrerdgh1e07.blogspot.com.es )

No puedo detenerme hoy en contaros uno de los asedios más importantes de la historia y al que ya dedicaré más adelante un artículo sólo a él porque fue un asedio épico que se prolongaría hasta el once de septiembre de 1565. De momento nos bastará con saber que los caballeros luchaban conscientes de que si eran derrotados sería no sólo la pérdida de Malta sino el  fin de la Orden  y dejaría el camino expedito a los otomanos para atacar las costas italianas y francesas. ¿Qué hacia mientras tanto Felipe II? Se estaba reuniendo una flota de rescate en Nápoles, pero como solía suceder con el monarca español, todo se hacía muy despacio y con la máxima prudencia, pues por algo era conocido Felipe como el Rey Prudente. Crowley nos cuenta que un embajador francés  escribía sobre el rey español "Sabe como fingir y como ocultar sus intenciones mejor que ningún rey, hasta el punto y hora en que le conviene hacerlo saber" pero también advierte de la lentitud del monarca para tomar cualquier decisión y como entre los funcionarios de la corte  española corría esa broma "Si tenemos que esperar la muerte, esperemos que venga a España, porque entonces no llegará nunca". Y lo mismo sucedía con el auxilio a Malta, no llegaba nunca, pero a pesar de ello los malteses, con los caballeros al frente, resistieron hasta el límite y contra todo pronóstico lograron aguantar  hasta que por fin la flota española procedente de Sicilia y dirigida por el capitán general García Álvarez de Osorio (1514-1577)  se avistó en el horizonte  el 3 de septiembre . Para evitar ser sorprendidos en tierra tan lejos  de cualquier posibilidad de ayuda la flota se marchó el 11 de septiembre de 1565 después de un último intento de vencer la resistencia de los malteses  . Dejaban atrás diez mil hombres muertos  mientras que de los entre seis mil y ocho mil defensores de la isla apenas seiscientos estaban en condiciones de empuñar un arma y de los caballeros de San Juan sólo  quedaban con vida unos doscientos cincuenta, la mitad de los que había al empezar el asedio. 


El Gran Maestre Jean Paristo de La Valette(hacia 1494-1568) ya había estado en el sitio de Rodas y ahora, con más de setenta años de edad , dirigió victoriosamente la resistencia de Malta frente al gran ejército otomano.  El soldado italiano Francesco Balbi que estuvo luchando a su lado en el sitio de Malta escribiría  de La Vallete  que era un hombre "De presencia imponente y lleva con dignidad el cargo de Gran Maestre . Si disposición es más bien melancólica, pero, para su edad, es muy robusto. Es muy devoto, tiene buena memoria , sabiduría, inteligencia y ha acumulado mucha experiencia  en su carrera por tierra y mar. Es moderado y paciente y habla muchas lenguas" Su tenacidad sostuvo a sus hombres trente a un ejército que le triplicaba en número, salvando a Malta y también a Europa , porque de haber caído Malta la propia ciudad de Roma habría estado en peligro    (Imagen procedente de http://www.orderofmalta.int )

Toda Europa celebró el final del asedio y la retirada otomana pero era evidente que aquello no era más que un contratiempo para los otomanos que no tardarían en volver con renovadas fuerzas. . Ese mismo año un informe procedente de Constantinopla recogido por Crowley advierte que  Solimán  "Ha dado órdenes para que se aperciban cincuenta mil hombres de remo y cincuenta mil soldados , los cuales quiere que estén en orden por mediados el mes de marzo ( se refiere a marzo de 1566)" Pero antes de ello Solimán quería obtener una nueva  victoria donde se sabía más fuerte, en tierra, y encabeza una expedición a Hungría, a pesar de su avanzada edad para la época, pues ya cuenta con setena y dos años de edad y su salud es delicada. Pero el seis o el siete de septiembre de 1566  el "Sultán de sultanes, el Otorgador de coronas a los dirigentes de todo el mundo" fallecía  durante la campaña. Su muerte se ocultó al ejército hasta que terminó la campaña para evitar una desmoralización de las tropas. Le sucede su hijo Selim II (1524-1574) que como era tradición entre los sultanes otomanos había sobrevivido al proceso de selección del heredero que implicaba el asesinato de todos sus hermanos para evitar luchas por el torno. Sin embargo, Selim II no fue tan bien recibido cono su padre y nos cuenta Crowley que "Físicamente no impresionaba, era perezoso y poco popular  entre los militares y corría el rumor de que era un borracho". Un embajador en Constantinopla escribe del carácter de Selim que es "Irascible y sediento de sangre por naturaleza , es aficionado a todo tipo de placeres carnales , y sobre todas las cosas es  un gran bebedor de vino" y un embajador cristiano previene contra el nuevo sultán del que escribe que "se tiene en demasiada alta estima a sí mismo y desprecia a todos los demás potentados del mundo; se considera capaz  de poner sobre el terreno un número infinito de ejércitos  y se niega a escuchar a aquellos que le llevan la contraria"


Retrato de Selim II , el hijo y sucesor de Solimán I , que  no era popular entre sus hombres y se había ganado fama de perezoso y borracho . Nada más llegar al poder tuvo que enfrentarse a un motín de los jenízaros que sólo pudo aplacar repartiendo monedas de oro entre ellas Aprendió la lección y sabía que era necesario realizar alguna conquista que proporcionara  un buen botín que repartir entre sus hombres (Imagen procedente de http://es.wikipedia.org )

Ya vimos al hablar de los anteriores sultanes que su prioridad era empezar su gobierno con nuevas conquistas para  lograr un botín con el que satisfacer al ejército y evitar rebeliones  internas, aunque Selim no era como su padre y no se pondría nunca al frente de sus tropas. En cuanto al gobierno delego gran parte del mismo en su gran visir Sokollu Mehmet Pachá(1506-1579). El cargo de Gran Visir era el equivalente al valido de los reyes europeos . Sokollu había nacido en Bosnia  y durante el gobierno de Solimán se había sabido ganar la confianza del sultán gracias a su eficacia ya fuera como juez, general o gobernador e incluso como almirante de la flota otomana además de por su absoluta lealtad al sultán por lo que Solimán le nombró en 1565 Gran Visir y además le concedió la mano de una de sus nietas. Crowley le describe como un hombre "alto, delgado , inescrutable y predispuesto a aceptar sobornos sin por ello dejar de ser absolutamente fiel a todos sus sultanes" Este eran el hombre fuerte del gobierno de Selim II aunque tenía también poderosos enemigos internos como Lala Mustafá Pachá(hacia 1500-1580), que había participado en el sitio de Malta  y fue tutor de Selim II durante su infancia y el almirante de la flota otomana Pialí Pachá (1515-1578) que esperan cualquier traspiés de Sokollu para arrebatarle el poder. Mientras, tras la muerte del papa Pío IV  el 9 de diciembre de 1565, aquel pontífice que se desesperaba ante la lentitud de Felipe II y el resto de la cristiandad para enviar ayuda a Malta durante el asedio, es elegido como nuevo pontífice Pio V (1504-1572) del que Crowley nos cuenta que era "Calvo de larga barba blanca , intransigente, ascético e inflexibe. Vivía frugalmente , poseía una fe inquebrantable y nunca descansaba. Poseía solamente dos camisas  de lana , una para lavar y otra para llevar puesta y hervía de fervor religioso" Y el nuevo albergaba en su corazón el deseo de recuperar el ideal de las Cruzadas unir a la cristiandad contra la amenaza del turco. 


Sokollu Mehmet Pachá , gran visir de Selim II y quién realmente llevaba las riendas del gobierno del Imperio Otomano. Los embajadores venecianos describían así al gran visir " Es extremadamente hábil y comprende perfectamente  las negociaciones diplomáticas. El sultán deja el gobierno a su cuidado. A pesar de todo Sokollu no está bastante seguro de conservar el favor del sultán  como para atreverse a hablarle sin miedo. A veces dice que a pesar del importante poder que le ha sido concedido  por el sultán , no se atreve  en los casos en los que se le pide que arme dos mil galeras, a decirle  que el imperio de Su Majestad no está en condiciones de hacerlo. Esta timidez deriva en parte de la naturaleza del sultán y en parte de los celos constantes que hacia él sienten los demás pachás" La corte del sultán era un nido de buitres que estaban esperando la caída del Gran Visir para ocupar su puesto (Imagen procedente de  http://roksana.blogograd.org/ )

Por eso señala Crowley que  su sueño era "Despertar a las potencias cristianas de su peligroso sueño y alineas sus dispares intereses para formar una liga santa  estable que pudiera enfrentarse a los infieles" Pero las perspectivas no eran alentadoras. Felipe II se encontraba más preocupado por sus problemas económicos y por la guerra que sostenía en los Países Bajos que por los asuntos del Mediterráneo. Francia se hallaba sumida en las guerras de religión entre católicos y protestantes y además todavía estaban en vigor acuerdos firmados con el Imperio Otomano. De Inglaterra mejor no hablar, porque el papa había excomulgado a su reina , Isabel I de Inglaterra (1533-1603), y en cuanto a la República de Venecia , que tenía una importante flota y muchos intereses comerciales en el Mediterráneo, nadie se fiaba porque los venecianos jugaban a todas las cartas y lo único que les preocupaba era defender sus intereses comerciales para lo que no dudaban en aliarse siempre que fuera necesario con los otomanos. Sin embargo, a pesar de todo, el rey español Felipe II había ordenado que siguiera la construcción de galeras y para 1567 disponía de alrededor de un centenar de ellas. En 1566 la alarma saltó en  la Europa cristiana cuando una flota otomana de ciento treinta galeras bajo el mando del almirante Pialí Pachá, se adentró  en el Adriático, y desde Malta hasta Sicilia todas las fortalezas cristianas se pusieron en alerta aunque al final la flota otomana se retiró después de algunas pequeñas incursiones sin más importancia.Pero el temor se extendía , particularmente entre los venecianos , preocupados por sus colonias en Chipre y Creta ,en pleno territorio otomano. Temían , y con razón , que estuvieran entre sus próximos objetivos. Sin embargo, entre los años 1566 y 1568 se establecería una pequeña tregua después de que malas cosechas causaran en 1566 una hambruna en Egipto y Siria , que se extendió a Estambul en 1567 y esta misma ciudad fue asolada por la peste en 1568. Todo ello condujo a los otomanos a firmar un tratado de paz con Venecia en 1567 y un año después a firmar la paz con el reino de Hungría. 


File:El Greco 050.jpg
El papa Pio V fue el auténtico forjador de la Liga Santa que en 1571 por fin se formaría entre España, la República de Venecia y los Estados Pontificios. Aunque la intención de Pío V es que esta Liga Santa no sólo se formara para socorrer a Chipre , atacada por los otomanos, sino que emprendiera una nueva Cruzada para recuperar Tierra Santa,. U agente de Felipe II en el Vaticano escribe al monarca español sobre el papa cuando todavía era cardenal  "Es muy buen hombre, de gran celo en las cosas de religión. Es el cardenal que en los tiempos  de ahora más convendría que fuese papa" (Imagen procedente de  http://es.wikipedia.org )

Peor las cosas se complican en las Navidades de 1567 cuando en el sur España se produce una rebelión  de los moriscos, los musulmanes que se habían quedado en la Península después de la conquista por los Reyes Católicos del último reino musulmán en España, el reino de Granada, en 1492  y que habían sido convertidos forzosamente al cristianismo. Siempre habían sido mirados con recelo por los cristianos que sospechaban que aquellas conversiones no eran sinceras, y no lo podían ser ya que fueron forzadas. En 1567 el rey Felipe II prohibía a los moriscos hablar en árabe  así como el uso del velo lo que significó la gota que colmó el vaso de la paciencia de los moriscos cansados de la intransigencia cristiana , lo que provocó el estallido de la rebelión en las Alpujarras , una zona montañosa entre Granada y Almería, que se prolongaría durante casi tres años hasta que el 1 de noviembre de 1570. Felipe II ordenó la expulsión de España  de toda la población morisca  de la zona montañosa de las Alpujarras . El sultán Selim II, o mejor dicho su gran visir Sokollu,  había prometido enviar una flota para apoyar a los moriscos , pero finalmente no lo hizo. Tal vez nunca tuvo la intención de hacerlo, porque la rebelión de los moriscos era una distracción perfecta para que los cristianos no vigilaran su próximo movimiento que iba dirigido contra Chipre , la posesión veneciana que como un veneciano definió era "una isla en la boca del lobo". Venecia  la había conservado no por la fuerza sino por los tributos que pagaban a los sucesivos sultanes y por los sobornos abonados a los visires  mientras los venecianos explotaban a la población de la isla en su propio beneficio como si fueran esclavos. En 1569 el sultán Selim ya tenía tomada la decisión de conquistar Chipre y el 28 de marzo de 1570 un mensajero del sultán llegaba a Venecia con esta carta firmada por Selim "Selim, sultán otomano, emperador de los turcos, señor de señores, rey de reyes, sombra de Dios, señor del Paraíso Terrenal  y de Jerusalén a la Señoría de Venecia: Exigimos de vosotros Chipre, que deberéis entregar  voluntariamente o por la fuerza; y no irritéis  a nuestra terrible espada, porque os haremos la guerra más cruel por todas partes, ni confiéis  en vuestras riquezas, porque haremos que se escapen de vosotros como un torrente; cuidados de irritarnos"

Como escribe Crowley , el astuto Gran Visir Sokollu  había razonado que Venecia estaba demasiado lejos de Chipre para defenderla y Europa estaba demasiado dividida para responder de una forma conjunta y organizada a esta nueva amenaza contra la cristiandad. Los venecianos, ahora si, comenzaron a interesarse por el deseo del papa Pío V de organizar una Liga Santa para enfrentarse a los turcos  y ese mismo mes de marzo , el dogo de Venecia, el máximo dirigente de la República de Venecia, escribía a Felipe II en Madrid estas palabras  donde le sugiere la posibilidad de unirse en la lucha contra el turco "Las fuerzas de su católica majestad  deberían unirse a las muestras para oponerse a la furia y el poder del Turco a lo cual nos prestamos  de buen grado por lograr el bien común y porque esperamos que Dios nuestro Señor haya vuelto. Su piadosa mirada hacia la cristiandad, y que esta vez quiera reprimir la audacia de los infieles" El rey Felipe II  se mostró de acuerdo en formar una Liga Santa con Venecia y los Estados Pontificios para organizar una expedición de auxilio a Chipre , pero en realidad el monarca español no tenía intención alguna de arriesgar sus barcos y así lo demostró en sus instrucciones al capitán general  de la flota española, el genovés Juan Andrea Doria (1539-1606) "deberéis cuidar dónde ponéis nuestras galeras por el gran daño que cualquier desgracia que tuvieran traería sobre la cristiandad" Al frente de la flota conjunta  se puso al italiano al servicio de España   Marco Antonio Colonna( 1535-1584) mientras que la flota veneciana era dirigida por Girolamo Zane(fecha desconocida-1572) Pero todo se hizo tan despacio que cuando las flotas cristianas se reunen en Creta el 22 de agosto, los otomanos hacían un mes que habían desembarcado en Chipre. El 9 de septiembre los otomanos conquistaban la principal plaza  de Chipre, Nicosia y el 3 de octubre iniciaban el asedio con el otro gran centro insular, Famagusta.


Fotografía de una maqueta de galera turca del siglo XVI . Se movían principalmente con la fuerza de los remos aunque también utilizaban las velas que disponían en sus dos o tres mástiles. Utilizadas ya desde la Antigüedad por griegos y romanos. Además de con la artillería también iban armadas con un espolón en la proa que podía ser de madera o bronce y que utilizaban paa embestir y agujerear con ellos el casco de las naves enemigas. Las filas de remos iban dispuestos a ambos lados de la nave , en cubierta, divididas por la crujía que iba de proa a popa y donde se situaba el comitre que marcaba el ritmo a los remeros que recibían el nombre de galeotes que solían ser esclavos o prisioneros que además iban encadenados a sus remos por lo que en caso de hundirse la galera ellos también perecían  (Imagen procedente de http://foro.latabernadelpuerto.com ) 

Mientras, las disensiones internas y los retrasos hicieron que la flota cristiana abandonara cualquier intento  de ataque el 21 de septiembre  y regresaron a sus respectivos puertos para desesperación del papa Pío V que veía como todos los esfuerzos para organizarla no habían servido para nada. El autor de un anónimo que circuló  en el otoño de 1570 por Venecia cuando llegaron las noticias del desastre en Chipre y la inoperancia de la flota cristiana advertía de  "La pérdida de Nicosia , la muerte o encarcelamiento de 56.000 personas , y de la pérdida de más  trescientas piezas de artillería  y de casi toda la isla excepto del recinto amurallado de Famagusta"  Por impulso del papa e interés de los venecianos se reanudaron las conversaciones para formar una nueva alianza para rescatar Chipre  ,aunque el papa deseaba que eso fuera sólo el primer paso para una nueva cruzada que recuperara Tierra Santa, lo que no entraba en los planes ni de Felipe II, que estaba más interesado en la conquista de Túnez para acabar con los corsarios berberiscos,  ni de los venecianos a los que sólo les preocupaba salvar lo que pudieran en Chipre y evitar la conquista de Creta. Las negociaciones se prolongaron durante meses , parte de los venecianos eran más partidarios de firmar una paz con los otomanos que enfrentarse  en una guerra , Felipe quería desviar la expedición hacia Túnez y , como escribe Crowley, el papa Pío V "llegó a las lágrimas , pues parecía que todo su esfuerzo se iba a ir al traste". Pero por fin , después de diez meses de conversaciones , el 25 de mayo de 1571  Venecia, España y los Estados Pontificios  firmaron  el documento que creaba la Liga Santa . Un observador de aquel hecho histórico  nos cuenta como el papa Pío V se dirigió a la gente "con palabras sonoras y amorosas, agradeciendo a la Divina Majestad que en tiempos de su pontificado hubiera concedido la gracia a la cristiandad  de que los príncipes católicos se hubieran unido y avanzaran juntos contra el enemigo común" Comenzaba la cuenta atrás para la  gran batalla,  pero eso los lo contaré mañana en la segunda parte de esta historia sobre la más alta ocasión que vieron los siglos.

El Mentidero de Mielost en Facebook :
 https://www.facebook.com/ElMentideroDeMielost
Famosos