sábado, 25 de mayo de 2013

IVÁN EL TERRIBLE . EL PRIMER ZAR Y EL NACIMIENTO DEL IMPERIO RUSO (PRIMERA PARTE)

"He esperado que alguien se apiade de mí, pero nadie me ha consolado. Desde los tiempos de Adán hasta este día, he sobrepasado a todos los pecadores. He ensuciado mi alma con mi complacencia en cosas indignas; mi boca , con palabras de muerte, lujuria y otros actos viles ; mi lengua con el elogio de mí mismo; mi garganta y mi pecho, con el orgullo y la arrogancia; mis manos con contactos indecentes , robos y asesinatos; mis ingles , con una concupiscencia monstruosa; he ceñido mis riñones para toda clase de acciones malignas y he mancillado mis pies al apresurarme a cometer crímenes y saqueos" Estas palabras de mortificación y aparente arrepentimiento fueron escritas para su testamento por el zar ruso Iván IV Vasílievich que ha pasado a la historia con el sobrenombre de El Terrible, cuando Moscú se hallaba al borde de caer en manos de los tártaros y todo parecía perdido para aquel hombre que hoy es más conocido por su demente crueldad y sanguinario comportamiento, pero que también fue el impulsor de la expansión de Rusia hacia el este para ocupar Siberia y convertirla en la nación más grande del planeta y también el primero en ostentar el título de zar que a partir de su reinado llevarían todos los gobernantes de aquel gigantesco Imperio que se extendía entre dos continente, Europa y Asia y de la que el político británico Winston Churchill escribiría "Rusia es una adivinanza envuelta en un misterio dentro de un enigma" , porque a los ojos de Occidente Rusia siempre se ha presentado como un enigma indescifrable, quizás porque no hemos seguido el consejo del poeta ruso Fiódor Ivánovich Tiutchev "Rusia no puede ser entendida por la razón" y aún no hemos aprendido a mirarla con los ojos de la emoción . Os propongo que hagamos juntos un viaje hasta la vida de aquel hombre que inició el camino del Imperio Ruso, una vida marcada por el odio, la venganza, el miedo y la locura, pero también por la expansión de un Imperio que perdura hasta nuestros días.
 
Nos subimos en nuestra particular máquina del tiempo y no vamos a detenernos en el siglo XVI, la época en la que vive Iván Vasílievich, sino más atrás, para conocer el origen de lo que primero sería el Principado de Kiev, luego el Imperio Ruso , después la Unión Soviética y hoy la Federación Rusa. Las primeras huellas de la presencia humana en los territorios que hoy llamamos Rusia los hallamos en el Paleolítico, la época de la "Piedra Antigua" que es lo que significa este término y que se extiende desde hace casi tres millones de años hasta hace unos doce mil años. Estos primeros indicios de la presencia humana en Rusia son de hace unos treinta mil años , cuando en las grandes llanuras de Siberia y en la abrupta cordillera de los Urales habitaban tribus que ya eran capaces de dominar el fuego. Durante los milenios siguientes algunas de estas tribus fueron desplazándose hasta asentarse en las orillas del Mar Negro  y del Mar Caspio , abandonando la vida nómada para dedicarse a la ganadería y la agricultura hace unos diez mil años, cuando comienza una nueva era en la vida del ser humano, el Neolítico, la "Piedra Nueva". Poco a poco abandonamos los terrenos de la prehistoria y entramos en los de la historia. En el siglo VIII a. C las tribus que se habían asentado en esos territorios junto a las aguas del Mar Negro y el Caspio son sometidas por otro pueblo al que hoy conocemos con el nombre de cimerios y que se han hecho célebres en la cultura popular gracias a un personaje del mundo del cómic, Conan el Bárbaro, que procedía de Cimeria. ¿Quiénes eran los cimerios? Su origen aún hoy es motivo de controversia para los historiadores y la primera referencia que hay de ellos procede de los asirios, que los conocían con el nombre  de Guimirri.

Situación del territorio de los cimerios alrededor de los siglos VIII y VII a.C de acuerdo a las referencias que los asirios nos dejaron sobre los cimerios entre el Mar Negro y el Mar Caspio, en los territorios que hoy ocupan Armenia y Azerbayán y el sur de Rusia. En realidad se conoce muy poco de los cimerios, pues apenas hay restos arqueológicos de un pueblo que llevaba una vida nómada. Cronológicamente su primera aparición en la historia es en una inscripción asiria del año 714 a.C referente a una alianza entre asirios  y cimerios y la última es  de dos siglos después , en el año 515 a.C en una inscripción del rey persa Darío I (549-486 a.C), y después desaparecen de la historia casi de la misma forma misteriosa en la que habían aparecido. probablemente desplazados por los escitas. Es uno de los primeros pueblos que conocemos que estuvo en parte del territorio que hoy ocupa Rusia   (Imagen procedente de http://ivandromagno.wordpress.com )
 
Son nombrados en la "Odisea" de Homero  y algunos historiadores creen que podrían haber sido mercenarios  combatiendo al servicio de los asirios como el rey Sargón II que reinó entre el 722 y el 705 a.C y es el primero que hace referencia histórica a ellos. El conocido como Padre de la Historia, Herodoto (484 - 425 a.C), también los menciona en su obra "Historias" donde señala que en algún momento del pasado otro pueblo, los escitas, los desplazaron de sus territorios habituales desplazándolos hacia el oeste y el sur . Los escitas a su vez se habían desplazado hacia el oeste procedentes de las estepas de Asia Central empujados por otras invasiones, en un efecto dominó que siglos después provocaría el colapso final del Imperio Romano de Occidente. Los escitas derrotaron a los cimerios  y se apoderaron de toda la región del Cáucaso, controlando lo que hoy es Armenia y gran parte de Asia Menor  para seguir extendiéndose después hasta los Cárpatos y el curso bajo del Danubio. Aunque el origen de los escitas podría remontarse al 2000 a. C, la primera referencia histórica se remonta al siglo VII a. C, una vez más gracias a los asirios. Se cree que procederían de los territorios que hoy ocupan Mongolia , China y Rusia y desde allí se desplazaron hacia  el oeste encontrándose con los cimerios a los que derrotaron . Eran un pueblo temido por sus contemporáneos ,que los consideraban un pueblo sanguinario, que veneraba la espada que para ellos era el símbolo de un poder superior. Su economía se basaba en comercio que mantenía con las florecientes polis griegas, las ciudades-estado griegas asentadas en el Mar Negro, a las que vendía principalmente cereales. Tenían fama de salvajes porque se decía que bebían la sangre de su primera víctima en combate o por usar los cráneos de sus enemigos como vasos para beber.

Mapa donde vemos la extensión del Imperio Persa durante el reinado de Darío I(549-486 a.C) y al norte el territorio de los escitas , extendiéndose por las estepas de la actual Ucrania y el sur de Rusia. Los persas durante el reinado de Darío, el mismo emperador que fue derrotado por los griegos en la Batalla de Maratón en 490 a.C,    trataron de conquistar el territorio de los escitas con un ejército muy superior en número, pero la caballería escita desorganizaba a la infantería persa  lo que unido a sus arqueros lograron detener la ofensiva persa. Parte de su forma de combatir y algunas costumbres serían adoptadas por los hunos , que  siglos después llegarían hasta el corazón del Impero Romano, la propia Roma. Se conservan muchos restos arqueológicos de su cultura gracias a los más de cien mil túmulos o tumbas escitas  que se encuentran en Ucrania y Siberia. (Imagen procedente de http://poiopoio.blogspot.com )  
 
Leyendas o no , en el siglo III a. C otro pueblo desplazará a los escitas, los sármatas , un pueblo que también era mencionado por Herodoto en el siglo V a. C como un pueblo que se encontraba más al norte de las fronteras escitas y que debía proceder de Asia Central. Escitas y sármatas habían convivido durante siglos pero a lo largo del siglo III y II a. C los sármatas van desplazando a las poblaciones escitas y se asientan a orillas del Mar Negro y en las estepas de lo que hoy son  Ucrania y Polonia . En el siglo I a. C tendrían enfrentamientos con el poder  hegemónico de su época, Roma. En aquel momento los territorios sármatas se extendían desde las orillas del Mar Negro hasta la costa del Mar Báltico, aunque nunca constituirían un poder unificado al que dar el nombre de reino ya que eran un conjunto de tribus que carecían de un gobierno central. Ya en el siglo III los sármatas aceptarían la tutela de Roma sobre sus territorios y Roma los utilizaría como unos valiosos aliados en el terreno militar, en particular en la  caballería, donde los sármatas se podían considerar como uno de los pueblos que mejor se desenvolvía a caballo, caracterizados sus caballeros por unas efectivas armaduras de escamas. Otra de las características de los sármatas era la activa posición de la mujer en su sociedad, llegando incluso a reinar, como fue el caso de Amage, que habría gobernado en el siglo III o IV. Y será precisamente en el siglo IV cuando una nueva oleada de invasiones procedentes una vez más de Asia Central, que parece en la historia un vivero de donde surgían continuamente nuevos pueblos que luego eran desplazados por otros hacia el este, caen sobre Europa. En este caso se trataba de los hunos que buscaban la seguridad de las fronteras del Imperio aunque en el siglo V volverían sus armas contra el Imperio Romano dirigidos por su más célebre caudillo, Atila(hacia 395-453)


Guerreros sármatas con su típica armadura de escamas. Se convirtieron en un valioso aliado para Roma y estaban establecidos al norte del Mar Negro , en las estepas que hoy forman parte de los territorios de Ucrania y Polonia, unas llanuras que llevan el nombre de Llanuras Sármatas  en recuerdo de este pueblo que desplazó a los escitas y que se mantendría en estos territorios hasta la llegada de los hunos. Tanto los sármatas como los escitas se caracterizaban por el trato igualitario que daban a la mujer que compartía con el hombre su vida militar . Sus armas favoritas eran el arco y también una larga lanza llamada "Contos" que debía ser manejada con las dos manos , como podéis ver en la imagen, y que era empleada por la caballería pesada sármata   (Imagen procedente de http://dbahispano.blogspot.com
 
Los sármatas, como antes los cimerios y los escitas, desaparecen de la historia pero tampoco el dominio de los hunos duraría mucho y tras la muerte de Atila en 453 sus hijos no fueron capaces de conservar unidos estos territorios y cedieron ante las fuerzas de otros pueblos como los ávaros en el siglo VI   , procedentes una vez más de Asia Central, y ya en el siglo VII llegaron a aquellos territorios los jázaros, otro pueblo de Asia Central que se aliarían con el Imperio Bizantino fundando un extenso reino a orillas del Mar Negro. Pero mientras esto sucede en la zona meridional de lo que hoy es Rusia , otro pueblo aparece en escena en el norte, los eslavos, que irán ocupando los territorios que los pueblos germanos habían dejado vacíos después de desplazarse hacia el sur en el siglo V durante los movimientos migratorios que precipitaron el final del Imperio Romano de Occidente en el 476. Los eslavos pertenece a una de las ramas principales de los pueblos indoeuropeos.  En un primer momento se asientan en Rusia y posteriormente también se extenderán a Ucrania, Polonia y más tarde hasta Centroeuropa. El escritor historiador, científico romano Plinio el Viejo(22-79) les daba el nombre de vénetos y situaba sus territorios en el siglo I al norte de los Montes Cárpatos, la segunda cordillera de mayor longitud de Europa con sus 1600 kilómetros que se extienden a lo largo de los territorios de las actuales Austria, República Checa, Eslovaquia, Rumania, Serbia, Ucrania ,Polonia y Hungría. Los pueblos germanos les conocían con el nombre de vendos. No será hasta el siglo VI cuando encontramos una referencia a ellos del historiador bizantino Procopio de Cesarea (500-565) que les da el nombre de Sklavonei, que podría ser una adaptación al griego de la palabra eslava "slověne" que significaría "las personas que hablan la misma lengua"
 
Pero esto no es más que una hipótesis , ya que no todos los historiadores comparten este origen etimológico. Sea como fuere lo que si es cierto es que con esta denominación se agrupaba a un conjunto de tribus que compartían un mismo origen y unos rasgos culturales comunes. Sus tribus se agrupaban en clanes familiares  de carácter patriarcal y su economía se basaba en la agricultura, la pesca, la caza aunque también desarrollaron la artesanía  y oficios como los alfareros, carpinteros o curtidores. Además también desarrollaron un importante comercio fluvial  donde las naves eslavas intercambiaban miel, cera y pieles por armas y joyas.  En lo que se refiere a su religión, rendían culto a sus antepasados y también a las fuerzas de la naturaleza, con dioses como Svarog, dios del trueno o Dazbag, dios del Sol. Los eslavos se dividieron en tres grandes grupos, los Eslavos Occidentales , de los que proceden polacos, checos, pomeranos, eslovacos y sorabos, los Eslavos Meridionales, a los que pertenecen serbios, croatas, búlgaros y eslovenos    y , finalmente, los Eslavos Orientales, origen de los rusos y ucranianos de nuestros días.  Hacia el siglo VI encontramos a los eslavos asentados a orillas del río Dniéper en una ciudad que iba a convertirse en un importante emporio comercial, Kiev. Pero las tribus eslavas no lograban unificarse y formar un reino, por lo que eran víctimas propiciatorias para otros pueblos como los jázaros, a los que ya hemos conocido, y también de los búlgaros. La defensa de Kiev era casi imposible para los eslavos frente a la fuerza  de los jázaros y en el siglo IX deciden pedir el auxilio de los Varegos.

En este mapa podéis ver la distribución de los tres grupos en los que se habían dividido los eslavos entre los siglos VIII y X  y también el curso del río Dniéper hasta su desembocadura en el Mar Negro . A las orillas de este río, en el territorio de los eslavos orientales, se fundó la ciudad de Kiev  que iba a convertirse en un importante enclave comercial y también en el núcleo alrededor del cual iba a crearse la primera entidad estatal de la futura Rusia, el Principado de Kiev (Imagen procedente de http://www.proel.org )  
 
¿Quiénes eran los Varegos? Era el nombre que se daban a sí mismos los vikingos suecos que a principios del siglo IX habían comenzado a extender sus operaciones comerciales desde Suecia hasta el otro lado del Báltico, asentándose en Curlandia, territorio que hoy corresponde a Letonia , y a orillas del lago Ladoga , situado muy próximo a la frontera entre Rusia y Finlandia y muy cerca del cual se fundaría en el siglo XVIII San Petersburgo. Estos pequeños reinos , recibían el nombre de Gardarike . En cuanto al nombre de Varegos significa "Federados" porque se trataba de una federación de tribus suecas . Gracias a sus ágiles embarcaciones de escaso calado podían remontar los cursos fluviales de Europa y así lo hacen con los cursos del Vístula o del Dvina donde establecen nuevas factorías comerciales . Ya a mediados del siglo IX amplían sus incursiones por el interior de Europa y cuando llegan al final de los tramos navegables de los ríos no dudan en bajar a tierra y trasladar a sus embarcaciones por tierra hasta alcanzar los cursos de otros grandes ríos como el Volga , que les llevaba hasta el Mar Caspio, y el Dniéper que desembocaba en el Mar Negro y pasaba por la ciudad de Kiev. A través de ellos llegaban hasta los dominios del Imperio Bizantino y el Califato Abasida. Es en esta época cuando la población eslava de estas regiones les comienza a llamar Rus o Rhos, que puede traducirse como "Remeros" y de la que derivaría después la denominación de rusos aunque es sólo una de las hipótesis, porque según otros autores procedería del nombre griego de un mítico príncipe llamado Rosh mencionado en el Antiguo Testamento, en las profecías de Ezequiel . Unos siglos después, en 1113, se escribiría en Kiev un relato donde se daba cuenta de estos acontecimientos , titulado la "Crónica de Néstor" o "Primera Crónica de Rusia"

http://ruizmaso.blogspot.es/img/VikingosYVaregos.jpeg
Mapa de Europa de los siglos IX y X , la edad de oro de las expediciones escandinavas de daneses, noruegos y suecos. Estos últimos se llamaban a sí mismos  Varegos y sus incursiones en el mapa están señalada con la flecha de color rosa . Vemos como recorrían los cursos de los grandes ríos como el Volga hasta el Mar Caspio para comercial con el Califato Abásida y el Dniéper hasta el Mar Negro y desde allí hasta Constantinopla, la capital del Imperio Bizantino . Kiev tenía en este sentido un gran valor estratégico ya que se hallaba a medio camino de Constantinopla y del Mar Báltico . Los eslavos habían llamado a los Varegos para librarse de la presión de los jázaros y búlgaros , pero como ha sucedido muchas veces a lo largo de la historia el pueblo que viene en auxilio de otro termina quedándose en el territorio que había venido a proteger. En color naranja aparece coloreado el territorio que correspondía al futuro Principado de Kiev y Novgorod (Imagen procedente de http://ruizmaso.blogspot.es )
 
 
En este relato su autor nos cuenta como en el año 859 "Los varegos de ultramar recibieron tributo de los chudos, eslavos, merias, veses, kríviches" pero tres años después aquellos pueblos se rebelaron contra los Varegos y se negaron a pagar tributos tratando de gobernarse por sí mismos "Provocaron que los varegos volvieran del otro lado del mar, rechazaron pagarles tributo y acordaron gobernarse a sí mismos." Sin embargo aquellas tribus seguían sin lograr un gobierno común " Pero no hubo ley entre ellos, y cada tribu se levantó contra cada tribu. La discordia se cebó así entre ellos, y empezaron a guerrear entre sí. Se dijeron: «Elijamos a un príncipe que mande sobre nosotros y que juzgue de acuerdo a la costumbre». Así acudieron más allá de los mares a los varegos, a los rus. Estos varegos eran llamados rus, como otros eran llamados los suecos, normandos, anglos y godos. Los chudos, eslavos, kríviches y los ves dijeron entonces a los rus: «Nuestra tierra es grande y rica, pero no hay orden en ella. Que vengan a reinar príncipes sobre nosotros». Tres hermanos, con su parentela, se ofrecieron voluntarios. Tomaron consigo a todos los rus y vinieron." Los Varegos eran dirigidos por un líder llamado Rúrik(hacia 830-879) , que significa precisamente " famoso líder", y al que algunos historiadores consideran una figura legendaria . Legendario o no , lo cierto es que los Varegos sometieron un amplio territorio que incluía los enclaves comerciales de Smolensko, Nóvgorod y Kiev, expulsando a los jázaros y estableciendo en esta última ciudad la capital de un nuevo principado que se denominaría el Rus de Kiev y que también sería el punto de origen de la Dinastía Ruríkida, llamada así por su legendario fundador, Rurik , y que se mantendría en el poder hasta el siglo XVII y a la que pertenecería nuestro protagonista, Iván IV el Terrible.

File:1000 Rurik.JPG
Estatua de Rúrik que forma parte del monumento "El milenio de Rusia" que fue erigido en el año 1862 en la ciudad de Nóvgorod para celebrar los mil años desde la llegada de Rúrik a esta ciudad que junto a Kiev formarían el núcleo originario de Rusia. , aunque hoy Kiev es la capital de Ucrania. Algunos historiadores discuten la existencia real de Rúrik, pero lo cierto es que los Varegos se asentaron allí y surgió una dinastía de gobernantes que a pesar de muchas vicisitudes se irían sucediendo en el poder hasta el siglo XVII , aunque no siempre en el Principado de Kiev y Nóvgorod pues en el siglo XIII se desintegraría en muchos principados más pequeños y luego sería el Principado de Moscú a partir de comienzos del siglo XIV el que se convertiría  en el germen del futuro e inmenso Imperio Ruso (Imagen procedente de http://commons.wikimedia.org
 
A la muerte de Rurik en 879 le sucedió un pariente suyo, Oleg, que según algunas versiones gobernaba sobre la ciudad de Nóvgorod y unificó los dos principados, el de Kiev y el de Nóvgorod en 882. Llamado en algunas crónicas como Oleg el Sabio, habría gobernado entre el 879 y el 912 , pero en realidad todas las fechas y los datos sobre los hechos sucedidos en aquellos años son controvertidos y hay diferentes versiones. Las crónicas también mencionan una  incursión en 904 de un ejército de 80.000 rusos, un número visiblemente exagerado, a bordo de dos mil naves. Los varegos  habrían descendido por el río Dniéper desde Kiev y tras atravesar el Mar Negro alcanzaron las murallas de la capital del Imperio Bizantino, Constantinopla, saqueando y arrasando todos los territorios limítrofes con la ciudad y obligando al emperador bizantino León VI (866-912) a pagar un tributo para detener los saqueos y tres años después, en 907 a la firma de un tratado de paz muy ventajoso para los intereses de los Varegos, pues autorizaba a estos a establecer una colonia de comerciantes en un barrio de Constantinopla, gozando de exenciones tributarias y permitiendo el ingreso de Varegos en el ejército imperial bizantino. Damos ahora un pequeño salto temporal y nos vamos hasta el año 988, cuando en el Principado de Kiev gobierna Vladimir I (958-1015)  desde el año 980. Durante los primeros años de gobierno había llevado a cabo una política antibizantina además de fomentar la persecución de los cristianos y favorecer los cultos paganos. Sin embargo, Vladimir termina interesándose por las religiones monoteístas  como la musulmana y la judía porque ve en ellas un instrumento para aumentar la cohesión nacional de sus territorios. En la "Crónica de Néstor" se cuenta como el príncipe varego recibía en Kiev a representantes de las tres grandes religiones monoteístas y finalmente se decidió por el cristianismo atraído probablemente por  la espectacular liturgia bizantina.

La Catedral de Santa Sofía de Nóvgorod, construida entre 1045 y 1052 durante el gobierno de Vladimir de Nóvgorod (1020-1052) en honor de su padre   Yaroslav I el Sabio , convirtiéndose en la catedral más antigua de Rusia . Su padre Yaroslav gobernaba sobre Kiev mientras Vladimir lo hacía sobre Nóvgorod  y supuso la época del máximo esplendor del principado que había nacido en el siglo IX con Rurik. Después de la muerte de Yaroslav comenzaron las divisiones internas y el principado se desintegró en pequeños territorios mucho más débiles  (Imagen procedente de http://somosrusos.blogspot.com )
 En el año 988 Vladimir I se bautiza en la religión cristiana  y con él toda la población de Kiev, que recibe el bautismo en las aguas del Dniéper. Después de este bautismo se establece una nueva alianza entre el Imperio Bizantino y el Príncipado de Kiev, y el emperador de Bizancio reconoce a Vladimir el título de Gran Duque. Para demostrar la sinceridad de su conversión Vladimir emprendió la destrucción de los centros de culto paganos y ordena la construcción de una gran iglesia en Kiev consagrada a la Virgen María . El cristianismo iba a extender con  rapidez , sobre todo si damos crédito a un cronista contemporáneo de estos hechos que afirmaba que a principios del siglo XI en el principado se habían construido ya más de cuatrocientas iglesias y se crearon obispados en las ciudades más importantes. Hubo resistencia en algunos lugares a esta conversión forzada , que Vladimir no dudó en sofocar con violencia, lo que no impediría que pasase a la historia con el nombre de Vladimir I el Santo. La nueva iglesia rusa era independiente aunque jerárquicamente dependía de Constantinopla  y era el patriarca de la capital imperial quién autorizaba los nombramientos de los obispos. Tras la muerte de Vladimir I el Santo e 1015 le sucedería su hijo Yaroslav I el Sabio(978-1054),no sin luchar durante cuatro años con sus hermanos por el trono, y  bajo su gobierno el principado conocería una auténtica época dorada. Debilitó la influencia que Bizancio había tenido sobre el principado durante el reinado de su padre, fomentó las artes , impulsó la construcción de la Catedral de Santa Sofía de Novgorod, la más antigua de Rusia , expandió los territorios del principado y reforzó sus lazos con los reinos escandinavos.

File:Muscovy 1390 1525.png
En este mapa vemos el núcleo original del Principado de Moscú en color verde oscuro. No era más que un pequeño territorio alrededor de la ciudad de Moscú . Cuando Ivan IV llega al poder en 1533, el territorio del principado era el segundo verde más oscuro , que llegaba hasta las ciudades de Vologda y Suzdal. Pero durante los gobiernos de Iván III e Iván IV aquel pequeño territorio iba a convertirse en la nación más grande de la Tierra (Imagen procedente de http://commons.wikimedia.org ) 
  
 
Pero tras la muerte de Yaroslav I en 1054 el principado entró en un prolongado período de inestabilidad y declive comercial , pues debido a las Cruzadas a partir del siglo XII se abría nuevas vías comerciales en el Mediterráneo mientras las vías fluviales que eran utilizadas antes comienzan a decaer y en el siglo XIII el propio principado se divide en múltiples pequeños principados , de los cuales el más poderoso será la República de Nóvgorod, que se mantendrá independiente desde 1174 hasta 1478. A comienzos del siglo XIV, en el año 1303, un descendiente de la dinastía Ruríkida,Daniil Aleksándrovich , también conocido como San Daniel de Moscú (1261-1303) , se establecía en una pequeña población, Moscú, de la que se convierte en su primer príncipe. Su hijo , Iván I(1288-1340) lograría fortalecer su poder gracias a una alianza con los mongoles de la Horda de Oro, colocó la primera piedra de la catedral de la Asunción de Moscú y obtuvo el titulo de manos del kan de los mongoles de Gran Príncipe de Moscú. El Principado de Moscú fue creciendo con los sucesores de Iván I  . En 1462 llegaba al poder Iván III, llamado el Grande (1440-1505), que protagonizaría el reinado más largo de la historia del principado, cuarenta y tres años, y fue el primero en adoptar el título de Gran Príncipe de Todas las Rusias, ya que llegó a multiplicar por cuatro la extensión del principado que había recibido de su padre. Pero estamos ya en el siglo XVI , el siglo en el que va a desarrollarse la vida de nuestro protagonista, así que voy a detener aquí el relato y mañana conoceremos el reinado que convertiría a Rusia en un Imperio pero también en un lugar de terror y represión.
Famosos